Lunes, 27 de Enero 2020
Internacional | “Activista judicial”

Primeras críticas contra Sotomayor

Disgusta a grupos conservadores la defensa que hace la jueza nominada para la Corte Suprema estadounidense de su origen latino

Por: AP

WASHINGTON.- Las declaraciones de la jueza Sonia Sotomayor sobre la importancia de su identidad latina se convirtieron en un arma para algunos grupos conservadores de Estados Unidos que comenzaron a tacharla de “activista judicial”.

La magistrada de origen puertorriqueño, candidata de la Casa Blanca a cubrir la próxima vacante en el Tribunal Supremo, es objeto ya de un milimétrico escrutinio por parte de republicanos y grupos conservadores que comenzaron a rescatar sus palabras del olvido.

Entre las declaraciones que han salido a la luz figura un discurso de 2001 en la Universidad de Berkeley (California), en el que Sotomayor reflexionó, a título personal, sobre su identidad étnica, su trabajo como juez y la interrelación de ambos factores.

“Nuestro género y orígenes nacionales pueden y de hecho ejercen diferencias en nuestra forma de juzgar”, dice Sotomayor en su discurso titulado “La voz de una jueza latina”.

A diferencia de los que dicen que los jueces tienen que estar por encima de sus opiniones y experiencias, Sotomayor cree que eso afecta lo que los magistrados eligen ver e ignorarlo puede, en su opinión, ser contraproducente para la ley y la sociedad.

Esos puntos de vista pusieron en pie de guerra a asociaciones conservadoras como Judicial Confirmation Network.
Wendy Long, asesora del grupo, afirma en un comunicado que Sotomayor es una “activista judicial liberal de primer rango que piensa que su propia agenda política es más importante que las leyes que ya están escritas”.

Jay Sekulow, del también conservador American Center for Law and Justice, también arremetió contra la decisión de la Casa Blanca y adelantó que la selección de Sotomayor desatará un debate nacional sobre el activismo judicial y el papel del Poder Judicial.

Periodo de pruebas

Para que la jueza Sonia Sotomayor se convierta en la primera hispana en la Corte Suprema de Justicia deberá establecer juntas con los senadores, cuyos votos requiere para ser confirmada en el puesto. Se entrevistará en privado con líderes del Senado y los integrantes del Comité Judicial de la Cámara alta.

En las juntas con los legisladores se le harán preguntas para conocer qué tipo de jueza sería. A veces los cuestionamientos para los nominados son similares a las que tendría en la audiencia. Los nominados no suelen hacer declaraciones públicas tras estas reuniones, pero los senadores suelen dar indicios sobre lo sucedido en ellas.

La Casa Blanca quiere que Sotomayor comience a trabajar en septiembre, para que pueda participar con otros jueces en la elección de los casos a considerar en la Corte Suprema para el periodo que comienza el 5 de octubre. Para cumplir con esa fecha, las audiencias para su confirmación deberán realizarse en julio. El Senado completo tendrá que votar para su confirmación, antes del receso en la primera semana de agosto.

Después del aviso del presidente Barack Obama, en total se requerirán 74 días para la posible confirmación. Es una cifra razonable, de acuerdo con las estimaciones de la Casa Blanca, puesto que para confirmar al juez Stephen Breyer se necesitaron 73 días y 50, para la jueza Ruth Bader Ginsburg. (Agencias)

Temas

Lee También