Lunes, 18 de Octubre 2021

LO ÚLTIMO DE Internacional

Internacional | El ''sueño americano''

Menores de edad, daño colateral de la inmigración

La mayoría de niños al cuidado del Gobierno de Estados Unidos son centroamericanos

Por: EL INFORMADOR

La deportación de los sin papeles causa el rompimiento del núcleo familiar. EFE  /

La deportación de los sin papeles causa el rompimiento del núcleo familiar. EFE /

ATLANTA, ESTADOS UNIDOS (02/MAR/2012).- Niños “de nadie”, así les llaman en Estados Unidos a los menores que, luego de que sus padres —inmigrantes— fueran deportados o los niños fueran encontrados cruzando la frontera, la Policía los pone en manos de las oficinas migratorias.

La mayoría de los niños inmigrantes que son encontrados por las autoridades estadounidenses son centroamericanos porque los menores mexicanos y canadienses que son arrestados en las fronteras norte y sur tienen la opción de regresar a su país de origen de forma casi inmediata, si lo prefieren, a través de un programa federal de retorno voluntario, explicó Anne Marie Mulcahy, directora del Programa de Niños No Acompañados del Instituto Vera.

Mulcahy dijo que la mayoría de esos niños son encontrados cruzando la frontera con México, a veces con el objetivo de reunirse con sus padres en Estados Unidos. El Centro de Inmigración, con sede en Nueva York, destaca además que el número de niños “no acompañados” que acabaron bajo la tutela de la Oficina de Repoblación de Refugiados (ORR, en inglés) ha aumentado.

El reporte destaca que los niños sin acompañantes que acaban clasificados en el sistema migratorio estadounidense entran en una red de procesos legales y comparecencias en corte que provocará que tarden años en resolver su situación legal.

“Es un sistema muy complejo”, dijo Elise Miller, una de las autoras del reporte. “Los niños interactúan con muchas personas distintas, se ponen en práctica muchos mecanismos. El sistema es definitivamente complicado”.

A pesar de los daños colaterales como el anterior, las leyes antinmigrantes no cesan, al contrario, estados como Alabama, Arizona y Georgia continúan en la lucha de aprobar estas enmiendas.

Ayer, un tribunal federal de apelaciones presionó a los abogados de Georgia y Atlanta para que aclaren si las nuevas leyes de los estados contra la inmigración ilegal entran en conflicto con las reglas federales y exigió a los oponentes que expliquen por qué las autoridades locales no pueden usar dichas medidas para complementar los esfuerzos federales. Pero los jueces aclararon que esperarán el resultado de un caso separado ante la Corte Suprema antes de dar su fallo.

El panel de tres jueces del tribunal de apelaciones oyó argumentos sobre dos demandas que se oponen a la ley de Alabama, una interpuesta por grupos defensores de los derechos de los inmigrantes y de las libertades civiles, y la otra presentada por el Departamento de Justicia de la nación, y también oyó los argumentos a una objeción a la nueva ley de Georgia planteada por grupos activistas.

El panel dejó en claro que no fallará hasta que la Corte Suprema nacional se pronuncie sobre una objeción del Gobierno federal a una ley similar aprobada por Arizona. Los argumentos en ese caso, fijados para abril, giran en torno de una ley contra la inmigración ilegal aprobada en 2010 a la que se opusieron grupos de activistas y el Gobierno federal. Se espera una decisión para mediados de año.

Los jueces Bev Martin y Charles Wilson formularon numerosas preguntas a los abogados de ambos estados acerca de si las leyes de sus estados suplantan las reglas federales. Se considera que la ley de Alabama es la más estricta de la nación.

Suspenden otra sección de la Ley SB 1070


Susan Bolton, la misma jueza que en otras ocasiones ha suspendido algunoas secciones de la ley antinmigrante de Arizona SB 1070, volvió a suspender la aplicación de otra sección que prohibía a migrantes bloquear calles o estorbar la circulación cuando buscan trabajo u ofrecen sus servicios por hora o día.

La jueza federal dictaminó a favor de que quienes rechazan la ley, al señalar que las disposiciones sobre trabajadores eventuales podrían violar la primera enmienda de la Constitución estadounidense.

Bolton emitió la suspensión con carácter temporal, mientras analiza los méritos de la demanda interpuesta contra la ley por el Departamento de Justicia de Estados Unidos y grupos defensores de los derechos civiles y de inmigrantes.

La restricción a los jornaleros era una de las secciones de la ley que la jueza Bolton había autorizado a entrar en vigor, cuando comenzó la vigencia de la Ley SB 1070 el 29 de julio de 2010.

Bolton decidió suspender ahora esa disposición, y sumarla a las principales secciones de la ley que quedaron frenadas desde esa fecha.

NUMERALIA
Cobijo americano


70% de los niños inmigrantes que acaban bajo la custodia del Gobierno estadounidense provienen de El Salvador, Guatemala y Honduras.

6,092 niños sin papeles y sin padres o nadie que se hiciera cargo, de ellos quedaron al cuidado de la Oficina de Repoblación de Refugiados (ORR) en el año fiscal de 2009.

8,207 niños sin acompañantes acabaron bajo la custodia de la oficina en el año fiscal de 2010, 35% más que en 2009.

Fuente: Centro de Inmigración y Justicia del Instituto Vera.

CLAVES
Niños sin acompañante


1 Agentes de Policía, agentes federales de la Guardia Costera, de la Agencia de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), o de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), arrestan a los niños en redadas a fábricas, operaciones en contra del tráfico de personas o cuando éstos intentan cruzar la frontera, entre otros ejemplos.

2 Si provienen de países que no son México o Canadá acaban bajo la custodia del Gobierno y se inicia su proceso migratorio o de posible deportación, al mismo tiempo que son colocados en refugios u hogares de acogida temporal.

3 Al menos 65% de los niños admitidos bajo custodia de ORR acaban colocados bajo la tutela de alguien que vive en Estados Unidos. Esa tutela puede ser el padre o madre en Estados Unidos, un guardián legal, un pariente o amigo o un programa registrado dispuesto a aceptar custodia.

4 Aproximadamente 40% de los niños bajo custodia gubernamental son identificados como elegibles para obtener asilo.

5 Los menores tiene muchas más posibilidades de acabar legalizando su situación cuando salen de la custodia gubernamental. El Instituto Vera administra el Programa de Niños No Acompañados que ofrece servicios legales a los pequeños y los ayuda a navegar por el sistema. El programa está financiado por ORR.

Temas

Lee También