Lunes, 20 de Enero 2020
Internacional | La silla que ocupó Cuba hasta su suspensión está todavía en el Salón Miranda de la sede

Cuba podría volver a la OEA

La anulación de la resolución que excluía a la isla podría ser autorizada el 2 de junio, pero no hay un protocolo establecido para la bienvenida

Por: EFE

WASHINGTON, ESTADOS UNIDOS.- ¿Qué pasaría si el gobierno cubano enviase la próxima semana un emisario al viejo edificio de la OEA para que pida ocupar físicamente su silla que en orden alfabético estaría entre Costa Rica y Ecuador?

Cuba podría, en la práctica, hacerlo, debido a que ya estaría por entonces eliminada la resolución que la suspendió hace 47 años por tener un régimen comunista incompatible con el sistema interamericano.

Pero cómo darle, o no darle, la bienvenida a Cuba ha dividido profundamente a la organización.

Después del debate el miércoles en Washington de los embajadores de 34 estados miembros activos, todo parecía listo para que sus cancilleres aprueben el martes 2 de junio en San Pedro Sula, Honduras, la anulación de la resolución que excluyó a Cuba.

En la práctica, ello significará que Cuba tendría allanado el camino para retornar y ocupar la silla que dejó el 31 de enero de 1962. Si un emisario cubano se presentase en la OEA el miércoles 3 de junio, la organización técnicamente no podría impedírselo.

El secretario general José Miguel Insulza, sin embargo, sostuvo que "el caso es mucho más complejo".

"Para empezar está el tema de la voluntad de Cuba para emprender algunas cosas prácticas y de principios que ocurren cuando un país ha estado ausente de una organización durante 47 años", declaró a reporteros.

El embajador venezolano Roy Chaderton, por su parte, expresó que "se me hace difícil que el gobierno de Cuba tenga ansias de retornar a esta organización y esté esperando desesperadamente a las puertas de la Asamblea General de la OEA su silla".

La silla que ocupó Cuba hasta su suspensión está todavía en el Salón Miranda de la sede de la OEA. La bandera cubana nunca fue retirada del escudo de la organización.

"Tengo un gran optimismo en que lograremos el consenso" en la reunión de Honduras, dijo Insulza.

Hasta ahora el debate de los grandes temas en la OEA se ha resuelto mayormente por consenso entre los grupos regionales: ALADI (Sudamérica más México), SICA (Centroamérica), CARICOM (Caribe) y Norteamérica (Estados Unidos y Canadá). El debate cubano ha generado ahora posiciones por grupos de países. Tres resoluciones vienen de miembros de SICA (Costa Rica, Nicaragua y Honduras), y hay una de Estados Unidos.

Un grupo de trabajo conformado por todos los gobiernos tendrá una labor casi imposible: buscar un texto de consenso en los próximos cinco días para que los cancilleres lo aprueben en Honduras.

Si no lo hay, el proyecto tendría todavía una salida: la votación. Para ganar requiere de dos tercios de los cancilleres, o 23 votos.

"No deseo especular", dijo el embajador estadounidense Héctor Morales, indicando que Estados Unidos seguirá manteniendo su posición de condicionar el potencial retorno de Cuba a la OEA. "Es bueno considerar la mejor forma de proceder, pero no podemos ignorar los principios más básicos de la OEA".

Temas

Lee También