Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 12 de Diciembre 2017
null
Deportes

Guadalajara, el bastión futbolístico de México

La capital de Jalisco no podría concebirse sin la pasión que sus habitantes demuestran por el futbol

Chivas, por sus títulos y nacionalismo, es referente de la ciudad. El Atlas con su “Academía” es la cantera más importante del país.

Hablar de Guadalajara es hablar de pasión y múltiples tradiciones. La capital de Jalisco no podría concebirse sin su esencia mexicana, sus cientos de costumbres que la hacen un lugar único y, claro está, sin la pasión que sus habitantes demuestran por el futbol.

El parteaguas del futbol en Jalisco se da en 1906 con el surgimiento del Unión Football Club, primer nombre de lo que actualmente es el Guadalajara

De acuerdo con el sociólogo Luis Carlos Vázquez, es difícil comprender por qué los habitantes de la Perla de Occidente han profesado tanto cariño por el balompié durante más de un siglo de existencia de este deporte en Jalisco.

Aunque no existe una respuesta concreta, Vázquez señala que una de tantas hipótesis radica en el surgimiento del Club Unión a principios del siglo XX. A la postre, este equipo fundado en 1906 por el ciudadano belga Edgar Everaert, daría lugar al conjunto más popular del país, las Chivas del Guadalajara, el cual ha ganado millones de adeptos a lo largo de sus 111 años de historia.

“Es complicado inferir a qué se le puede atribuir el origen de la pasión por algún deporte, incluso la misma cuestión apunta a una complejidad de la psicología de las masas. El parteaguas del futbol en Jalisco se da en 1906 con el surgimiento del Unión Football Club, primer nombre de lo que actualmente es el Guadalajara, en aquel entonces poco se sabía del futbol en esta región del país, ya se hablaba de que en la capital se practicaba un juego que consistía en patear una pelota, pero casi no hay datos de los lugares en los que se practicaba”.

"Este juego tiene una significación simbólica, pero además, atrapan las características que crean una identidad"

“Lo que ocurre en Jalisco dentro del futbol, sigue la misma línea de lo que ocurre con el deporte en México, todo por la influencia de grupos extranjeros. Siento que en Jalisco, el futbol es el deporte de mayor aprecio por cómo se dieron las rivalidades, además de un proceso de interés de parte de la gente. Este juego tiene una significación simbólica, pero además te atrapan las características que crean una identidad”.

Otro de los detonantes de la pasión tapatía por el futbol surgió en el año de 1916 con la fundación del Club Atlas, el cual se convirtió en el antagonista del Guadalajara. Creado por jóvenes que radicaron en Inglaterra, la cuna del futbol moderno, el Atlas representaba a la clase social alta de Guadalajara.

“En el origen del futbol en Jalisco, al Guadalajara se le conoce como el equipo del pueblo, mientras que al Atlas lo fundan un grupo de muchachos que habían estudiado en Inglaterra, quienes habían tenido contacto directo con el futbol de allá. Su identidad en el principio se asociaba con los ricos, entonces la rivalidad que movía al futbol en Guadalajara era la de la clase social alta contra el equipo del pueblo. Paulatinamente esto se ha ido modificando”.

Guadalajara en la historia del futbol mexicano

Una de las ciudades más importantes del país no podía quedar excluida a la hora de hablar del futbol. Guadalajara ha tenido representación en el balompié profesional desde la primera y hasta la última campaña.

Con Chivas y Atlas como representativos, la Liga Mayor de Futbol en México, primer torneo del profesionalismo, surgió en el año de 1943.

Jugadores de los "Mulos" del Oro posan antes de un partido contra el Atlas en 1968. EL INFORMADOR/ARCHIVO

Para 1944, la Perla Tapatía tuvo a tres representantes con la inclusión del Club Oro en la Liga Mayor.

Guadalajara contó con cuatro equipos en el profesionalismo a partir de la temporada 1961 con la llegada del Club Nacional de Jalisco a la Liga Mayor.

Para el torneo México 70, el Club Oro desapareció, para darle su lugar al Club Jalisco, nuevo integrante del profesionalismo mexicano.

La época de mayor esplendor para el futbol de Jalisco, en cuanto a número de equipos profesionales fue a partir de la temporada 1975-1976

En la temporada 1974-1975, la capital de Jalisco volvería a contar con cuatro equipos en Primera División con el surgimiento de los Leones Negros de la Universidad de Guadalajara, que se sumaron al Jalisco, Chivas y Atlas como los planteles tapatíos.

La época de mayor esplendor para el futbol de Jalisco, en cuanto a número de equipos profesionales fue a partir de la temporada 1975-1976, cuando aparecieron los Tecos de la Universidad Autónoma de Guadalajara en el máximo circuito, sumándose al Atlas, Chivas, Jalisco y Leones Negros.

En la temporada 1977-1978 el Atlas descendió a la Segunda División por lo que en la campaña 1978-1979 sólo compitieron cuatro equipos tapatíos en el Máximo Circuito.

La Temporada 1979-1980 fue la última con cinco equipos locales en el Máximo Circuito, pues además del ascenso del Atlas, el Jalisco descendió en ese torneo y nunca más regresó a la élite del futbol mexicano.

Los títulos de Jalisco

Durante los 74 años de historia del futbol profesional en México, Guadalajara ha ocupado un papel preponderante con sus representativos como protagonistas del balompié nacional al haber ganado un total de 15 campeonatos de Liga.

Chivas celebra su segundo título. El portero Jaime "Tubo" Gómez levanta en hombros al entrenador Arpad Fékete. EL INFORMADOR/ARCHIVO

Las Chivas del Guadalajara, el club más ganador del país, ha traído 12 coronas a la ciudad, mismas que fueron conseguidas en las temporadas 1956-1957, 1958-1959, 1959-1960, 1960-1961, 1961-1962, 1963-1964, 1964-1965, 1969-1970, 1986-1987, Verano 1997, Apertura 2006 y Clausura 2017.

El Atlas, primer campeón jalisciense en la era del profesionalismo, obtuvo el máximo gallardete en la temporada 1950-1951.

Los Tecos de la Universidad Autónoma de Guadalajara lograron su único campeonato de Liga en la campaña 1993-1994.

Asimismo, el hoy extinto Club Oro se consagró como monarca del futbol mexicano en la temporada 1962-1963.


Un miércoles apasionante en la Perla Tapatía

Una de las muestras más fidedignas del amor que se profesa por el futbol en Guadalajara tuvo lugar la tarde del miércoles 28 de mayo de 2003. En aquella ocasión, Chivas y Atlas arribaron a la Liguilla por el título. Ambos conjuntos jugaban como locales en la ida de los Cuartos de Final del Clausura 2003 y el Estadio Jalisco tuvo que ser ocupado por ríos de aficionados en dos ocasiones para fungir como la sede de una doble cartelera histórica.

En punto de las 14:45 horas, Chivas recibió al conjunto de Morelia. En un horario poco habitual para la práctica del futbol en México, los aficionados rojiblancos abarrotaron el inmueble de la Calzada Independencia para presenciar el empate a un tanto con goles de Javier Saavedra y Emilio Mora.

Acto seguido, a las 21:00 horas, el Atlas fungió como anfitrión del Monterrey. El Jalisco presentó una entrada cercana a los 45 mil espectadores y al igual que en el encuentro anterior, el marcador terminó empatado a un gol. Los anotadores de la noche fueron Ismael Rodríguez por el equipo regiomontano y Juan Pablo “Chato” Rodríguez por el conjunto tapatío.

Ambos equipos fueron eliminados en sus respectivos encuentros de vuelta, pero en los amantes del balompié tapatío quedó el recuerdo de la última ocasión en la que rojiblancos y rojinegros tuvieron que compartir su hogar en un mismo día.

Este artículo forma parte de la edición conmemorativa de los 100 Años de EL INFORMADOR. El resto de los contenidos especiales están disponibles en ESTE ESPACIO y también puedes consultar la versión hojeable digital PULSA AQUÍ.