Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 19 de Marzo 2019
Entretenimiento | Todos sabemos que lo bueno de esta vida dura muy poco y no hay de otra más que gozarlo por corto que sea.

TAPATIEZ: El puente de los trabajadores que no trabajan

A todos nos gusta que se nos reconozca lo que hacemos, de menos con un sincero agradecimiento, sonrisas y, ¡claro está!, suficientes días de descanso.

Por: EL INFORMADOR

Por: Oprobio

Los días de asueto que, según eso son en honor de los trabajadores, deberían de tener más periodicidad. Un día en el calendario no basta. Es como ver sólo el inicio de una película. Como llegar a un concierto justo cuando está a punto de terminar. Los motores de la pereza apenas empiezan a calentarse cuando hay que volver a encerrarse en una oficina, taller o salir de nuevo a la calle a buscar el sustento diario. Una Semana del Trabajo sin Trabajo sería lo indicado. Las vacaciones y demás fechas festivas, claro está, se cuecen aparte.

A todos nos gusta que se nos reconozca lo que hacemos, de menos con un sincero agradecimiento, sonrisas y, ¡claro está!, suficientes días de descanso. Sí, muchos días de descanso. Tantos como para sentirnos parte del festejo de los trabajadores que no trabajan. Una comunidad de holgazanes que terminan por no saber qué hacer con tanto tiempo libre. Qué cosas.

Pero es que las “partidas de lomo”-según el argot rural- no son cualquier cosa: en ésta, y en cualquier otra ciudad del mundo, hay muchos a los que su labor cotidiana les parece de lo más deplorable –basta con preguntarles a los señores choferes del transporte público- pero, con todo y ello, deben de cumplir con su jornada de pavorosas (más de) ocho diarias (en México son pocos los que conocen y respetan los derechos de los trabajadores). Desde luego, los burócratas no deberían de entrar en esta categoría por obvias razones.

Por ley, conciencia, consideración o cualesquiera otras muchas razones, los patrones deben de tener en mente que los que estamos bajo su mando no somos máquinas. ¿A quién le importa que el jefe tenga la capacidad monetaria de pagar horas extras y el día doble cuando en realidad es que todos queremos aprovechar al máximo este puente del primero de mayo? ¡Éste es de los pocos que habrá en el año que no tuvo la mala suerte de ser recorrido!

Desde el jueves pasado –no muchos, porque hay a quienes les es más importante el dinero que dejan las jornadas dobles que el descanso por diversas razones o, de plano, tienen patrones muy negreros- los tapatíos chambeadores están de flojos. Con el día de hoy cuentan tres sin hacer absolutamente nada.

Olvídense del lunes. Total: todos sabemos que lo bueno de esta vida dura muy poco y no hay de otra más que gozarlo por corto que sea. Benditos sean los puentes largos.

Temas

Lee También

Comentarios