Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 15 de Diciembre 2019
Entretenimiento | Prepara proyecto en televisión

Kirstie Alley aprovecha sus fortalezas

Alley está decidida a hacerse notar por su talento y visión en la pantalla chica y no por su imagen

Por: SUN

CIUDAD DE MÉXICO.- No será la primera vez que Kirstie Alley convierte su sobrepeso en una ventaja para continuar su carrera en Holywood. Hace tres años, cuando llegó a pesar más de 90 kilos, creó una comedia de situación llamada Actriz gorda, la cual, sin embargo, sólo duró una temporada en televisión.

Luego decidió bajar de peso y consiguió llegar a los 65 kilos y un cuerpo que le permitió vestir un bikini durante una entrevista realizada en el programa de Oprah Winfried hace un par de meses.

Los paparazzi comenzaron a perseguirla para documentar su caso pero encontraron que a partir de entonces, la actriz otra vez comenzó a subir de peso. Las fotografías que se publicaron parecían una derrota más en la lucha de Alley, pero ella lo ha convertido en una nueva oportunidad de trabajo.

Esta semana, el canal A&E anunció que ha firmado un contrato con la actriz para grabar un reality show en el que se mostrará su intento por bajar de peso nuevamente.

Kirstie Alley lo explica así: “Al darme cuenta de mi condición, supe que tenía dos alternativas: podía dedicarme a hacer terapias para perder kilos y luego buscar un trabajo, o podía aprovecharme de las circunstancias y crear algo divertido e interesante que me garantizara trabajo. Opté por lo segundo y estoy contenta con ello”.

Aunque su presencia en la pantalla chica fue notoria desde la década de los años ochenta, su éxito repercutió en Hollywood la década anterior, al protagonizar la trilogía Mira quien habla con John Travolta como coprotagonista. Regresó a la televisión con El clóset de Verónica, en el que interpretaba a la gerente de una marca de ropa interior y donde la sensualidad era una broma persistente a lo largo de los episodios.

El programa tuvo una aceptación regular pero fue cancelado luego de tres temporadas. Entonces fue cuando Alley comenzó a subir de peso de manera notoria. Al decidir que su obesidad no debería ser un obstáculo para su carrera de actriz, se convirtió en un símbolo de la equidad de género, en la que pone el tema de la espiritualidad por encima de la imagen.
El regreso de Kirstie Alley no será sólo como participante del reality sino que será también el debut de su propio método par bajar de peso, así que el éxito o fracaso del programa será también el de Alley.

“Si trabajáramos la mitad de duro en nuestra espiritualidad, de lo que hacemos con nuestro cuerpo ya estaríamos levitando”
Kirstie Alley, actriz

Temas

Lee También