Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 21 de Septiembre 2018
Entretenimiento | El centro interpretativo en Guachimontones, más cerca

Estructuras concéntricas en fusión con el paisaje

Lo único que falta para comenzar el edificio diseñado por Francisco Pérez Arellano es el permiso del Consejo de Arqueología del INAH

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- Un edificio circular comenzará a erigirse en unas cuantas semanas para diluirse en el paisaje que envuelve a Teuchitlán y convertirse en un centro interpretativo de mil 500 metros cuadrados de construcción que contenga la magia de las culturas pretéritas que habitaron Guachimontones hace cientos de años.

Lo único que hace falta para iniciar las obras en el sitio arqueológico es que el Consejo de Arqueología del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) envíe un oficio a la Dirección de Patrimonio de la Secretaría de Cultura (SC) de que ha aprobado el proyecto arquitectónico diseñado por Francisco Pérez Arellano.

Además, el proyecto de prospección arqueológica en el terreno donde se construirá el edificio -requisito para realizar cualquier construcción en un sitio arqueológico- ha avanzado un 70% y probablemente en 15 días el área estará liberada para comenzar la construcción del centro interpretativo.

“Hemos avanzado muy rápido porque no hemos encontrado ningún vestigio de relevancia”, explica el arqueólogo Rodrigo Esparza, codirector del proyecto Guachimontones.

“Los elementos que tomamos en cuenta para realizar el diseño del edificio fueron la geometría circular, el paisaje y el carácter ceremonial de Guachimontones, porque no era un sitio dedicado únicamente a las ceremonias, sino también a la vida integral de la población. Todo se desarrollaba ahí”, señala Pérez Arellano, quien comenzó el proyecto a finales de 2005, bajo la administración del ex director de Patrimonio de la Secretaría de Cultura (SC), Salvador de Alba.

Además del centro interpretativo –pensado para que el visitante se relacione interactivamente con la cultura Teuchitlán-, “en el sitio se harán senderos, con paraderos para ofrecer al visitante información sobre todo del paisaje que envuelve este asentamiento prehispánico, porque el entorno define su contexto regional.

Desde las estructuras, las vistas son muy bellas, se puede ver dónde tenían las chinampas, dónde sacaban la obsidiana y también cómo el paisaje cultural y patrimonial ha cambiado, pues ahora hay muchísimos cañaverales y campos agaveros. La idea es que la gente entienda cómo ha evolucionado esta región”, explica el arquitecto.

El concepto que desarrolló Pérez Arellano y que también incluye la orientación astrológica regida por el conocimiento de los pueblos prehispánicos, proviene de un anteproyecto acordado por un equipo integrado por los arqueólogos directores del proyecto Guachimontones, Phil Weigand y Rodrigo Esparza, Francisco Pérez Arellano, la museógrafa Leticia Reyes y el arqueólogo y museógrafo Juan Vanegas.

Las edificaciones están alejadas del área de vestigios y están divididas en dos partes. La primera es el área de ingreso, que incluye un módulo de servicios, baños, estacionamiento, una bodega y un espacio para venta de alimentos.

La otra es el centro interpretativo, con vestíbulo, áreas de información y para guías, un auditorio y “después accedes a la primera sala de introducción a la arqueología, luego se presenta la cosmovisión prehispánica y después viene la sala principal de exposiciones, donde habrá maquetas de todo el sitio y material museográfico que explica los elementos de la tradición Teuchitlán.

También habrá una sala de exposiciones temporales, un ágora, un área educativa, cafetería y un espacio de venta de recuerdos”, resalta el arquitecto.

El reto principal de construir un centro interpretativo, advierte Pérez Arellano, es que el edificio no compita con los elementos arquitectónicos del sitio arqueológico y que a la vez transmita la cosmovisión y la comprensión espacial de los guachimontones. El diseño de la museografía está aún por diseñarse y estará pensada para utilizar material interactivo.

La SC no destinó presupuesto este año Debido a que una de las prioridades para la Secretaría de Cultura rumbo a los festejos del Bicentenario es la conclusión del centro interpretativo en Guachimontones -el primero que tendrá Jalisco-, este año no se destinaron recursos para el mantenimiento del sitio arqueológico, con el argumento de que todo el dinero sería para comenzar las obras.

De esta forma, el mantenimiento menor se ha logrado gracias a los recursos que sobraron del presupuesto de 2007.


EL INFORMADOR/ REDACCIÓN
11-04-2008 11:35 LNA

Temas

Lee También

Comentarios