Martes, 25 de Junio 2024

Pese a restricción, siguen las áreas de fumadores en los restaurantes

Señalan que las nuevas disposiciones podrían abrir la puerta a mejorar la salud 

Por: El Informador

En un recorrido por El Parián, este medio observó que hay personas que continúan fumando en los establecimientos. EL INFORMADOR/ C. Zepeda

En un recorrido por El Parián, este medio observó que hay personas que continúan fumando en los establecimientos. EL INFORMADOR/ C. Zepeda

A pesar de que desde ayer entraron en vigor los cambios en la Ley General para el Control del Tabaco, que prohíbe, entre otras cosas, fumar en centros de entretenimiento o de consumo de alimentos, este medio de comunicación observó a comensales que, sin ser molestados, disfrutaron de un cigarro en distintos restaurantes de la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG).

Algunos de estos ejemplos se documentaron en establecimientos ubicados en El Parián (Tlaquepaque) y en Providencia (Guadalajara).

“Yo desconocía que ya no se tenía permitido ni siquiera en área de terraza. En la entrada me dieron opción a zona de fumar, por eso estaba confiada. En caso de que me lo lleguen a prohibir no tengo problema con salirme”, dijo Sonia Vargas.

“Así como hay quienes fuman y quienes no, creo que sí es respeto al otro el tener libre de humo un espacio. Y soy fumadora. A mí no me molesta que me prohíban, si tengo muchas ganas, me levanto y salgo”, agregó Lidia Colorado.

El pasado jueves, el titular del Consejo Nacional de la Industria Tabacalera, Hiram Vera, anunció que habrá una “tormenta” de amparos contra el Reglamento de la Ley referida.

Por su parte, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Germán González Bernal, resaltó que también darán la batalla y apoyarán con asesoría jurídica a 600 mil negocios de este sector en el país. 
 

Personas no fumadoras celebran nuevas medidas

Quienes asisten a lugares concurridos (como restaurantes), donde se encuentran personas fumando, celebran las nuevas disposiciones a la Ley General para el Control del Tabaco, al tiempo que reconocen que serán los espacios comerciales los que tendrán que adaptar su servicio.

“Yo soy asmática y no sabes el daño que me hace el humo del cigarro y aunque estén ‘lejos’ el humo llega y huele y empiezo a toser horrible. No estoy en contra de quien lo hace, son libres y están en su derecho, pero como yo no fumo, la verdad es una bendición que lo prohíban”, anotó por su parte Analy Quintero.

Ángeles Uribe vive en Estados Unidos, y contó que en ese país la medida comenzó a ser implementada hace varios años. Entonces ella era fumadora y pensó que sería complicado acudir a lugares de convivencia, sin embargo, al adaptarse vio más beneficios. “La verdad está mejor llegar a tu casa sin el olor del cigarro. Te invita a fumar menos y a evitar cáncer a otros por segunda mano. Verán que se acostumbran, ahorrarán y mejorarán su salud”.

José Luis, quien decidió dejar de fumar hace seis meses, indicó que de cumplirse esta medida le ayudará a cumplir su meta, pues para él había estado siendo complicado acudir a bares o restaurantes y ver que otras personas fumaban.

Venta de cigarros, solamente por medio de lista

Desde ayer, las tiendas conocidas como “de la esquina”, autoservicios y otros establecimientos, tendrán prohibido exhibir las cajetillas de cigarro en los mostradores.

Lo anterior, a partir de las modificaciones a la Ley General para el Control de Tabaco, estableciendo en el artículo 33 que los puntos de venta de todo el país no podrán mostrar directa o indirectamente los productos elaborados con tabaco.

Por “exhibición directa”, las disposiciones consideran la colocación de cajetillas en estantes, mostradores o exhibidores a la vista de las personas consumidoras, o de los cuales puedan tomarlos.

Por “exhibición indirecta” se entiende que las cajetillas estén almacenadas en cajas o recipientes cerrados y se coloquen encima o debajo del mostrador, en cajones o armarios cerrados, pero que queden a la vista de la clientela.

Según señala la reforma, publicada en el Diario Oficial de la Federación, publicado el 16 de diciembre pasado, estos son dos tipos de exhibición considerados una acción comercial de publicidad que “promueven y alientan la compra de productos elaborados con tabaco”, por ello, a partir de ayer, los cigarros y puros podrán venderse solo a través de listas que mencionen el producto y su precio, pero sin incluir logotipos, sellos ni marcas.

El dato

Un arma humeante contra el organismo humano

De acuerdo con el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), algunos padecimientos asociadas al tabaquismo, son los males cardíacos, enfisema pulmonar, cáncer de pulmón, derrame cerebral y neumonía.

¿Por qué es peligroso el cigarrillo para nuestra salud? 

La Comisión Federal para Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) señala que los cigarrillos contienen tabaco y es conocido que entre la lista de sus 600 componentes se encuentran la nicotina, nitratos y nitritos, benzopireno y otros hidrocarburos aromáticos policíclicos. Al quemarse, generan óxidos de nitrógeno, amoníaco, monóxido de carbono y alquitrán las cuales conforman todas “sustancias muy nocivas para la salud”.

Una vez que hace combustión, el humo de tabaco, conocido como humo de segunda mano, contiene alrededor de siete mil sustancias, de las cuales 250 son dañinas para la salud y alrededor de 70 se sabe que causan cáncer.

La nicotina es el componente mayoritario del tabaco y responsable de la adicción. De acuerdo con la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), por cada cigarrillo que un fumador ingiere entre 1 y 2 mg de nicotina. Esta droga se distribuye rápidamente por el sistema nervioso: en sólo 7 segundos llega al cerebro, y en 20 alcanza las extremidades inferiores.

Pese a la prohibición, comensales siguieron fumando en espacios comerciales. EL INFORMADOR/ C. Zepeda

Telón de fondo

Hombres adultos, quienes más fuman

Héctor comenzó a fumar cuando apenas tenía 15 años; sus amistades, más grandes que él, le ofrecían cigarros y entonces para quedar bien con el grupo accedió a hacerlo. Hoy, a sus 36 años, se fuma una cajetilla diariamente, y aunque ha intentado bajar el consumo, e incluso dejarlo mediante el uso de vapes o cigarros electrónicos, no lo ha logrado.

“La verdad sé que es desagradable, el olor sobre todo. Yo siento que lo hago por ociosidad o por el tiempo libre que tengo. Espero poder dejarlo este año porque tampoco es que diga que me guste”, anotó Héctor.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2020, elaborada por la Secretaría de Salud y el Instituto Nacional de Salud Pública, en México, son los hombres adultos los que más consumen tabaco, con un 27.3%, mientras que la prevalencia entre las mujeres es de 7.2%.

El estudio señaló también que, a nivel nacional, la prevalencia de consumo actual de tabaco fumado entre los adolescentes es de 4.7% (1 millón 012 329); en los hombres adolescentes de 7.4% (812 mil 806); en las mujeres adolescentes de 1.9% (199 mil 523).

Según el Informe sobre el Control del Tabaco en la Región de las Américas, presentado en agosto pasado por la Organización Panamericana de la Salud, a nivel regional, México es el sexto país con más fumadores adultos, pese a ser uno de los países donde más han aumentado los impuestos al tabaco.

Sin embargo, según estadísticas de la Secretaría de Salud, el tabaquismo provoca nueve de cada 10 casos de cáncer de pulmón en hombres y ocho de cada 10 casos de cáncer de pulmón en mujeres.

Además, indicó que anualmente mueren poco más de 51 mil personas por enfermedades atribuibles al tabaquismo, es decir 135 personas al día. La atención de las enfermedades atribuibles al tabaquismo le representa al país un costo anual de más de 79 mil millones de pesos.

CT

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones