Lunes, 19 de Abril 2021

Sin fracturas, Pablo Lemus llega a sumar a Guadalajara

El alcalde con licencia de Zapopan será el abanderado de MC para contender por la capital de Jalisco en los comicios de junio próximo
 

Por: El Informador

Pablo Lemus mantendrá la planilla que se propuso con Ismael del Toro para el Ayuntamiento de Guadalajara, tampoco cambiará la que se proyecta para Zapopan. EL INFORMADOR/Archivo

Pablo Lemus mantendrá la planilla que se propuso con Ismael del Toro para el Ayuntamiento de Guadalajara, tampoco cambiará la que se proyecta para Zapopan. EL INFORMADOR/Archivo

Ninguna división en el partido Movimiento Ciudadano (MC) motivó la elección de Pablo Lemus para ser candidato a la presidencia municipal de Guadalajara, después de que el actual alcalde con licencia, Ismael del Toro Castro, anunció su declinación a participar por motivos familiares el pasado martes. 

“Desde el lunes se me hizo una primera invitación y con un cierre de filas total. Lo que puedo decir es que todas las expresiones al interior de Movimiento Ciudadano: Clemente Castañeda, Ricardo Rodríguez, Ismael del Toro, Enrique Ibarra y el gobernador me mostraron su apoyo”. 

Sin siquiera cotejar otros nombres, admitió que sólo hubo algunas “consideraciones pendientes” que se pudieron subsanar el jueves por la noche. “Nunca hubo ninguna diferencia, ningún jaloneo, nada. Hubo unidad total en todas las corrientes”. 

Garantizó que se mantendrá la planilla que se propuso con Ismael del Toro para Guadalajara, y lo mismo ocurrirá con la que se proyecta para Zapopan. 

“Estoy llegando a sumarme a los esfuerzos y a los equipos que ya estaban consolidados en Guadalajara; no estoy haciendo un ejercicio de: ‘ya llegamos los del equipo de Zapopan a Guadalajara’. No”.  

Afirmó que ni siquiera intentó modificar el acomodo de candidatos a las diputaciones locales, federales ni suplentes o coordinadores de campaña. Sólo pidió un espacio en el Ayuntamiento para la síndica y “nadie me regateó ni me impuso ni nada, yo mismo he llegado a sumarme”.  

Pablo Lemus se dijo confiado de que ganará la presidencia de Guadalajara con el respaldo que le da el trabajo que ha hecho en Zapopan durante seis años, aunque sospecha que los contendientes intentarán descalificarlo con guerra sucia. 

Para el abanderado naranja, no hay ningún partido a vencer más que a la propia abstención electoral, para después buscar la gubernatura en 2024. “No me descarto para nada, pero primero concentradito para Guadalajara”.

En elección de Guadalajara se juega la gubernatura

El común denominador de los últimos cuatro gobernadores de Jalisco es que antes de serlo habían estado al frente del Ayuntamiento de Guadalajara, por lo que es muy probable que la persona que gobierne la capital tras las próximas elecciones intermedias tenga un pie dentro del Ejecutivo estatal, coincidieron analistas políticos.  

“Se juega no sólo la alcaldía, sino la gubernatura. Quien ocupe la presidencia tapatía podría llevar una buena ventaja en la elección para gobernador en tres años”, dijo Eduardo González, profesor de Relaciones Internacionales del Tec de Monterrey. 

Mónica Montaño, académica de la Universidad de Guadalajara (UdeG), añadió que esa tendencia se ha observado no sólo en este Estado, sino en el país y en Latinoamérica. 

“Es obvio: en el Centro se concentran los mayores grupos de interés, los mayores intereses económicos y sindicales y, por ende, termina siendo una capital política, donde se definen casi la mayoría de los candidatos”. 

Dicha tendencia pudo ser factor para que Movimiento Ciudadano (MC) decidiera postular al alcalde con licencia de Zapopan, Pablo Lemus, a la presidencia municipal de Guadalajara, con lo que el partido tomó la decisión de mantener la competitividad electoral por encima de los grupos internos, consideró la analista política Carolina Toro. 

“Disminuye el riesgo al poner a un candidato que la gente conoce y que puede garantizarle un proceso competitivo, no digamos ganador, porque la tiene difícil MC con el candidato o la candidata que ponga Morena”. 

Opinó que esa dificultad existirá independientemente de que Morena elija como rival a Carlos Lomelí o a Claudia Delgadillo. 

Sobre el cambio de candidato, Montaño justificó que actualmente el líder moral de MC —el gobernador— “se encuentra en una crisis de popularidad”, y según estudios del Observatorio Político-Electoral de la Universidad de Guadalajara (UdeG), hay una relación entre esta baja con el voto que se le da al partido. 

“Puede ser que en el partido hayan analizado las encuestas y decidieran una reconfiguración del candidato para elevar las preferencias”. 

Eduardo González anticipó que, al elegir a Lemus, la corriente del gobernador en MC se reconfigurará porque son pocos los que quedan en su círculo cercano. 

“La falta de cuadros políticos que no ha querido generar ahora le está cobrando una factura”, concluyó.

Temas

Lee También