Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 11 de Diciembre 2019

Duplican bomberos para sofocar fuego en vertedero de Tonalá

Son 223 los elementos de diversas corporaciones que se ocupan del siniestro en el basurero, sin embargo se requieren más para cubrir con tierra las extensiones que se han apagado

Por: El Informador

El humo del incendio es muy peligroso y puede afectar al corazón, el hígado, la piel y la glándula tiroides. ESPECIAL

El humo del incendio es muy peligroso y puede afectar al corazón, el hígado, la piel y la glándula tiroides. ESPECIAL

Autoridades duplicaron el número de combatientes del incendio iniciado la madrugada del lunes en el vertedero Los Laureles, al pasar de 110 a 223 elementos del Estado y municipios, informó la Unidad Estatal de Protección Civil y Bomberos Jalisco.

La cifra de maquinaria y vehículos de apoyo también ascendió, de 41 a 103, entre compactadoras, excavadoras, camiones de volteo y pipas. Además, hasta la tarde de ayer, se habían utilizado 400 mil litros de agua.

Esto permitió que los bomberos avanzaran unos 250 metros sobre la zona siniestrada, informó el director de la dependencia, Víctor Hugo Roldán. “Es algo significativo. El avance es lento, pero constante”.

Aclaró que se requiere de más personal para cubrir con tierra las extensiones que se han apagado, por lo que solicitó apoyo a los municipios.

Hasta ayer, el fuego había alcanzado unas ocho hectáreas del vertedero y se habían atendido a cuatro bomberos por irritaciones.

Roldán anticipó que desde el lunes revisan si hubo incumplimiento en las normas de seguridad en el vertedero que derivaron en el incendio. “Lo probable es que no cumpla con las medidas que solicita la norma. De momento, no puedo decir cuáles son las situaciones en las cuales no cumple, pero ya realizamos la revisión del lugar”.

Según la Norma Oficial Mexicana (NOM) 083-Semarnat-2003, los vertederos deben contar con dispositivos de seguridad y planes de contingencia para incendios y otros eventos, como explosiones. Roldán aclaró que a ellos no les competen las posibles sanciones por las omisiones detectadas.

En enero, por el incendio en el vertedero de Hasar’s, en Zapopan, autoridades municipales pidieron apoyo de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente para sancionar a la empresa.

Gilberto Zúñiga, vecino de Tonalá. EL INFORMADOR/S. Blanco

Vive con asma en Tololotlán y ahora con humo del vertedero

Para don Gilberto, vecino de Tonalá, estos días, además de grises, son más asfixiantes que otros.

De apellido Zúñiga Muñoz, este adulto mayor de 73 años vive en la comunidad de Tololotlán, en la delegación de Puente Grande, una de las zonas más próximas al incendio que se presentó en el vertedero Los Laureles desde la madrugada del lunes.

Con asma, el hombre ayer sumó dos días de inhalar los humos tóxicos que emanan de ese sitio. “Pues el humaderón. Ya casi nos estamos ahogando; ayer estaba bien baja la humareda, no se miraba nada”.

Además del asma, don Gilberto tiene múltiples padecimientos tras un accidente que le reventó las costillas, por lo que para él los efectos del incendio son demasiados para soportar. “Por eso me trajeron esta camioneta de mi hijo, para si no podemos estar aquí correr pa’otro rumbo, yo me llevo toda la familia. Se ahoga uno, se intoxica uno”.

Su vecino, Julián, explicó que en ese punto de Puente Grande, en la parte baja de la loma donde se encuentra Los Laureles, el aire “se embolsa” a ratos, lo que vuelve insoportable la situación. “La gente siente ahogarse porque se empieza a bajar ese humaderón. Tengo los ventiladores prendidos”.

Hasta el mediodía de ayer, los habitantes de Tololotlán no habían recibido visita alguna de las autoridades para revisar si alguien presentaba problemas de salud.

“Ellos, creo que le prendieron casi a propósito, porque, me dijeron allá en Agua Blanca, un sobrino de mi señora trabaja ahí, dijeron que no le echaron tierra, que ahí todo donde se quemó primero no tenía tierra, y siempre estaban tapando con tierra, por eso se incendió. Se veía cómo avanzaba la lumbre, que en la mañana estaban bien altas las llamas”.

A diferencia de las quemas de pasto, Julián sabe que el humo de la basura les hace gran daño.

Leticia Vázquez, otra vecina de Tololotlán, recordó que en los 40 años que tiene viviendo en ese lugar nunca habían pasado una situación similar, lo cual le pareció sospechoso. “Aquí está arriba la basurera, es la primera vez. Está canijo que haya empezado a esa hora (la madrugada del lunes), en el día como quiera, pero en la noche...”.

El incendio vaporiza sustancias tóxicas de plásticos, metales y baterías. EL INFORMADOR/S. Blanco

Alertan de toxicidad de gases

“El peor escenario es un incendio como ese. Si hay una pesadilla ecológica, es ésta”, manifestó Maité Cortés, directora ejecutiva del Colectivo Ecologista de Jalisco sobre el incendio que se presentó desde la madrugada del lunes en el vertedero Los Laureles.

“Es muy grave que esté pasando esto porque en un vertedero de ese tipo hay plásticos, metales, pilas. Entonces, con la presencia de estos materiales seguramente se generan dioxinas y furanos”.

Tales sustancias tóxicas contienen clorina, soluble en grasas y aceites, por lo que, al inhalarlos, se pueden depositar en los tejidos de seres vivos. Estos compuestos se generan de la incineración de basura y demás residuos sólidos.

La exposición a las dioxinas y furanos tiene efectos considerables sobre la salud ya que puede afectar órganos como el corazón, hígado, piel y la glándula tiroides.

“Uno no debería exponerse a ese aire, pero ni cinco segundos, ni con cubrebocas, respirar ese aire es algo muy tóxico”, dijo Cortés.

Temas