Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 11 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Migración y polarización

Por: Luis Ernesto Salomón

Migración y polarización

Migración y polarización

Los mexicanos tenemos muy cerca las historias de migrantes. En la mayor parte de las familias se cuentan los relatos de quienes hace años partieron al Norte en busca de una nueva oportunidad. También se reciben los mensajes, palabras, fotos y el dinero de los familiares que viven en el exterior.

Quizá por eso existe un sentimiento solidario con los centroamericanos que ahora cruzan el país en busca de emigrar a los Estados Unidos. La imagen de las buenas personas caminando para alcanzar su destino en otras tierras mueve las emociones de muchos de los que tienen parte sus familias en el extranjero.

Pero al mismo tiempo comienzan a surgir las imágenes de personas que agitan los grupos de migrantes exigiendo primero y luego confrontando a las autoridades de las naciones por donde cruzan. Al derribar las cercas, subir a camiones de carga, interrumpir el tráfico en calles y carreteras, se induce una propensión a no respetar la ley bajo el cobijo de la protección a los migrantes. Ambas imágenes son reales y es claro que la mayor parte de los migrantes son personas buenas, pero también lo es, que en los grupos se insertan otros que se enfocan a agitar.

Los miles de migrantes pueden ser presa fácil de quienes se dedican al tráfico de personas y del crimen en general

Los reportes de prensa dan cuenta de cómo las autoridades batallan para cuidar de los derechos de los migrantes, y al mismo tiempo hacer valer la ley. En este escenario, las poblaciones de la frontera, a donde se dirigen estas caravanas, comienzan a movilizarse para recibir a estos grupos.

Han observado a lo largo de los días estas imágenes y comienzan a formarse dos corrientes de opinión: quienes consideran que los migrantes deben ser atendidos, recibidos y apoyados en su propósito de pasar la frontera, y quienes consideran que deben ser controlados y debieran ser deportados en cuanto infrinjan cualquier norma.

En Tijuana incluso la propia autoridad municipal ha llamado la atención al sostener que los agitadores y algunos de los migrantes son una amenaza a la seguridad. La polarización crece con las pasiones políticas y se convierte en un hecho social de la mayor importancia. Resulta alarmante escuchar a algunos decir que el presidente Trump tiene razón en impedir la entrada con el uso de la Guardia Nacional y que nuestro país debiera hacer lo propio. Los mensajes incitando al odio han comenzado a circular en las redes sociales de una parte y de la otra, tratando de movilizar a la opinión pública en las ciudades de la frontera. Ante estos hechos es vital que nuestro país establezca nuevas políticas públicas y mecanismos para atender un fenómeno creciente de migración que respete la dignidad y los derechos de todas las personas que están en nuestro país, pero que al mismo tiempo establezca el orden y la seguridad para ellos y para todas las comunidades en donde el fenómeno está presente, sobre todo en las fronteras.

Los miles de migrantes pueden ser presa fácil de quienes se dedican al tráfico de personas y del crimen en general. Por eso no puede fomentarse la percepción de que las caravanas están sujetos a un régimen de cierta impunidad. La naciente polarización que llama al odio a la migración es un sinsentido que debe atajarse con medidas precisas para cuidar los derechos de los migrantes mediante el respeto a la ley. Dejar que la agitación crezca puede conducir a mayores tragedias. 
 

Temas

Lee También

Comentarios