Jueves, 18 de Julio 2024

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Hoy, la prueba de fuego

Por: Daniel Rodríguez

Hoy, la prueba de fuego

Hoy, la prueba de fuego

Ante la avalancha de “súplicas” de que se retire de la contienda electoral por la serie de dudas que han generado su participación en el debate presidencial y después en una entrevista de televisión, Joe Biden tiene hoy una prueba que pudiera ser definitiva para decidir su futuro político: la conferencia de prensa después de la reunión de Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que culmina en Washington, donde responderá sin prometer -apuntador electrónico- a las preguntas de los reporteros que cubren el evento. La “lluvia” de preguntas estarán dirigidas desde sus condiciones personales para continuar en su intención de reelegirse, sobre las peticiones de algunos demócratas para que deje la nominación, hasta las complicaciones que representan una ayuda ilimitada a Ucrania en su guerra contra Rusia. El escrutinio no se detiene y la “metralla” será intensa, cuando los periodistas se convertirán en los sinodales que mostraran al mundo si Biden está realmente en condiciones de seguir adelante o es momento de hacerse a un lado.

Ayer, tres personajes muy importantes para los demócratas abiertamente le “pidieron” al presidente deje vacante la nominación. El actor George Clooney, quien se ha significado como un donante generoso al partido, escribió en The New York Times que era tiempo que Biden termine su campaña. “La única batalla que no se puede ganar es la lucha contra el tiempo. Es devastador decirlo, pero el Joe Biden con el que estuve hace tres semanas en la recaudación de fondos no era el Joe Biden del ‘gran trato’ de 2010. Ni siquiera el Joe Biden de 2020. Era el mismo hombre que todos presenciamos en el debate”, sentenció Clooney; en esos mismos términos lo dijo la influyente ex presidenta de la Cámara Nancy Pelosi, quien pidió al presidente “reconsiderar su decisión”, y Jon Lovett -quien redactaba discursos para Barack Obama- comentó que “Biden está arriesgando su reputación como uno de los mejores presidentes”.

Jill Biden, la esposa del presidente, ha tomado la iniciativa de “empuñar” la bandera de su esposo en un intento por “arroparlo” y es parte muy activa de su campaña. El martes, al conocerse la decisión del partido republicano de abandonar el apoyo a la prohibición federal del aborto y que sean los estados los que decidan en el tema, la primera dama estadounidense envió un mensaje directo a Trump: “¿Cree que olvidamos que su juez de la Corte Suprema mato a Roe v. Wade y que se jactó de ello? (la decisión de la Corte Suprema de los Estados Unidos de América que hizo legal el aborto en los EE.UU). ¿Cree que no sabemos qué quiere hacer retroceder el acceso a la anticoncepción y que podría poner en peligro los tratamientos de fertilización in vitro? ¿Cree que puede alejarse de una carrera de menosprecio y degradación de las mujeres? Bueno, las mujeres no lo hemos olvidado y nos podemos engañar”. 

En el seno del partido demócrata todos están en el mismo libro, pero no todos están en la misma página. Hay una división muy notoria y pronunciada, mientras que Biden tiene mucho que probar y demostrar que está en las condiciones de permanecer en el lugar que ahora ocupa. La conferencia de hoy será su prueba de fuego para decir “aquí estoy y puedo” o reconocer que es el momento de hacer a un lado

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones