Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 15 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Aferrado

Por: Jaime Gallardo

Aferrado

Aferrado

Terminó la primera concentración del año mundialista de la Selección Nacional, con el partido jugado en el Alamodome, mismo que como se anticipaba, como espectáculo valió muy poco.

Juan Carlos Osorio convirtió el rectángulo verde del inmueble texano en un laboratorio en el que realizó varios experimentos futbolísticos en el partido, contra una limitada Selección juvenil de Bosnia y Herzegovina; después de un cúmulo de explicaciones con el estilo del seleccionador colombiano y que no son sencillas de comprender, sobre las funciones que sus futbolistas deben desarrollar en el terreno de juego. A la postre, el partido se resolvió con triunfo mexicano por la mínima diferencia mediante una anotación que se produjo en jugada a balón detenido, con el cobro de un tiro de esquina por Jonathan dos Santos, rematado de cabeza por el defensa central Hugo Ayala.

Osorio anticipó que ante la baja por lesión de Alan Pulido y quedando como único centro delantero nominal en la convocatoria Henry Martin, le daba la alternativa de utilizar lo que Juan Carlos llamó un “falso nueve”.

En este orden de ideas, Osorio sorprendió al mencionar que para la lista definitiva del Mundial en principio tenía en mente llevar a tres centros delanteros nominales y, aunque no dio sus nombres, sabemos que se trata de “Chicharito” Hernández, Raúl Jiménez y Oribe Peralta, pero que estaba analizando ir a Rusia con solamente dos para tener un cupo vacante para otro jugador que le pudiera aportar en dos funciones distintas.

Ante tal afirmación y habiendo dejado en claro que para él (Osorio) los que juegan fuera de la Liga MX están en un mejor nivel, a pesar de que no tengan la continuidad que le gustaría, hay indicios de que van a “cepillar” a Peralta, aunque sea el más regular en cuanto a sus actuaciones.

Con el correr de los minutos, y estando en la cancha Henry Martin, no se podía saber quién sería el “fake nine”, cuando Martin salió de la cancha se despejó la duda... Ese jugador era Rodolfo Pizarro.

Con todo y todo, Osorio señaló la falta de contundencia como una de las asignaciones a corregir.

Al término del encuentro con rostro adusto y cuidando mucho las formas, Elías Hernández declaró que se sintió incómodo en la labor que se le asignó y se dijo presa de la desesperación por no poder jugar en donde mejor se desempeña, en un partido en el que la intención era mostrarse ante el entrenador para mantener una leve esperanza de ser tomado en cuenta para el Mundial.

Osorio sigue en su mundo, metódico y escrupuloso, como lo es en su forma de trabajar, con sus ideas fijas, pero ya con señales muy claras de con quiénes se la va a jugar en Rusia.

Los “foráneos” infaltables en las convocatorias van a estar y los quiere en su mejor forma física, los menos serán de la Liga MX con marcados indicios de quiénes son.

Lo anterior se conjugará en la convocatoria para los partidos de la única Fecha FIFA antes del Mundial y de la cual saldrá en un elevado porcentaje de la lista final.

Como sea, la realidad es que en lo futbolístico el Tri de Osorio sigue sin llenarle el ojo a los aficionados.

Temas

Lee También

Comentarios