Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 25 de Septiembre 2018

Una mirada a la nostalgia con la película “Cuernavaca”

La película ya se encuentra carteleras tapatía, en ella vemos los conflictos de las relaciones interperonales y el pasado

Por: El Informador

Moisés Arizmendi, Alejandro andrade y Emilio Puente. Equipo artístico y creativo de la película “Cuernavaca”. ESPECIAL

Moisés Arizmendi, Alejandro andrade y Emilio Puente. Equipo artístico y creativo de la película “Cuernavaca”. ESPECIAL

Algunas historias están sembradas en nuestra mente durante mucho tiempo, madurando y encontrando nuevas palabras antes de salir a la luz. Algo así sucedió para el director Alejandro Andrade Pease, quien utilizó algunas imágenes de su niñez para armar la trama de “Cuernavaca”, largometraje que ya se encuentra en la cartelera tapatía.

La cinta, protagonizada por Carmen Maura, Emilio Puente y Moisés Arizmendi lanza una mirada al mundo de “Andy” (Puente), quien ve su vida transformada profundamente luego de que su madre sufre un accidente. Sin nadie que lo cuide, es llevado a Cuernavaca, a la casa de su abuela paterna (Maura). Mientras su madre se debate entre la vida y la muerte, el niño se enfrentará al rechazo de una abuela que apenas conoce, al mundo libre y peligroso que le muestra el hijo del jardinero y a la búsqueda de su padre (Arizmendi).

“Fue un proyecto que fue gestándose a lo largo de bastante tiempo”, afirma Andrade sobre “Cuernavaca”, en entrevista exclusiva con este medio. “La escritura del guion me llevó un par de años, es mi opera prima como guionista, como director de largometraje. La mejor manera de aprender a hacer una película es rodándola, no hay más”.

El realizador anota que el rodaje combinó la presión del tiempo y los recursos con la satisfacción de encontrar nuevas experiencias cinematográficas. “Fue un aprendizaje constante -anota-, en lo artístico y también en lo humano”.

La historia del niño y su madurez tiene algunos rasgos autobiográficos del director, aunque Alejandro ataja y afirma que “no es que la trama sea mi infancia. Cuando me puse a escribir hice un ejercicio de honestidad, donde me impliqué fuertemente”.

“Cuando me pude a crear, sí llegaron ciertos elementos de mi pasado al guion.  Esos veranos en casa de mi abuela, las guayabas, los jardines. Sí, hay elementos personales, pero la ficción lleva todo el peso”.

“Cuernavaca” ya se encuentra en cartelera mexicana, y será esta semana la que determine el tiempo que permanecerá en la misma. Para el realizador es clave que el “de boca en boca” motive al público a disfrutar de una cinta que se sale de las explosiones y los superhéroes para contar una historia con el corazón.

El valor de Carmen Maura

Cuando Alejandro Andrade comenzó a estructurar a sus personajes, tenía claro que el papel de la abuela tenía que ser encarnado por una mujer de carácter fuerte, que impusiera tanto respeto como temor. “La verdad quería un personaje de otro país, ¿por qué? Porque me interesaba retratar esa comunidad de extranjeros que vienen a pasar su madurez a lugares como San Miguel, como Cuernavaca. Vienen, pero crean estas casas-fortalezas que se vuelven mundos ajenos.

“Como no quería que fuera una película hablada en dos idiomas, me pareció natural que fuera una actriz española. Mi directora de casting me recomendó a Carmen Maura, vi su trabajo en otros proyectos y dije ‘va, probemos’. Le mandamos el guion, le gustó la idea de venir a trabajar con un niño y se hizo”.

Por cierto
Niño con suerte
Para el papel de “Andy”, se hizo un casting donde intervinieron 300 niños. Al final, Andrade Pease conoció a Emilio Puente en una comida familiar y lo incluyó en el casting. Al final se quedó con el papel y el realizador se dice satisfecho con el resultado. 

Temas

Lee También

Comentarios