Miércoles, 28 de Julio 2021

Recuperar presupuesto y llevar cultura a más lugares, retos de Lourdes González

La secretaria Lourdes González Pérez habla de los proyectos que estará trabajando bajo su gestión, incluyendo una importante reactivación cultural que llegue a todos los rincones del Estado.

Por: El Informador

LOURDES GONZÁLEZ PÉREZ. La secretaria impulsará los modelos híbridos de asistencia en las actividades culturales. EL INFORMADOR/ G.GALLO

LOURDES GONZÁLEZ PÉREZ. La secretaria impulsará los modelos híbridos de asistencia en las actividades culturales. EL INFORMADOR/ G.GALLO

La secretaria de Cultura Jalisco, Lourdes González Pérez, inicia su gestión en esta área del Gobierno estatal  compartiendo los retos que tiene en puerta, como la recuperación de 200 millones de pesos (MDP) para el presupuesto de 2022 (en 2021 fue de 502 MDP).

También buscará la descentralización y reestructuración interna de la dependencia para administrar mejor los recursos, mantendrá los modelos híbridos para llegar a más lugares con proyectos y convocatorias, así como el rediseño de políticas culturales que tengan alcance en todas las regiones de la Entidad.

Además, la funcionaria atenderá los espacios e iniciativas independientes con miras a que sean autosustentables. En cuanto a ECOS, el reto será recuperarse de la alta deserción de participantes, que fue de 75% por la pandemia, y crecer el programa.
González Pérez estará al pendiente de los dictámenes finales sobre la denuncia que pesa sobre la OFJ y dará seguimiento al proyecto del Museo Barranca de Arte Moderno y Contemporáneo de Guadalajara, el cual se busca quede terminado para 2023.

Sumado a los temas anteriores, alistará las actividades de la ciudad como Capital Mundial del Libro en 2022.

La Secretaría de Cultura Jalisco busca ganar terreno perdido tras la pandemia

Con los retos que aún presenta la pandemia y las nuevas dinámicas de trabajo que se han establecido para lograr que la agenda cultural llegue todos los municipios y la reactivación sea total, Lourdes González Pérez, nueva titular de la Secretaría de Cultura Jalisco (SCJ), comparte que la dependencia trabaja visualizando las posibilidades que el presupuesto del próximo año 2022 brindará para reforzar los programas y convocatorias existentes y dar paso a proyectos y adaptaciones.

“La Secretaría de Cultura es grande, muy compleja, la recibo con muchos retos y oportunidades de mejorar y trabajar, también la recibo con un trabajo interno pendiente por hacer, estamos trabajando con miras a la construcción del presupuesto del 2022”.

Con la intención de que el presupuesto del año 2022 recupere 200 millones de pesos, con respecto a lo otorgado en 2021 con un presupuesto de 502 millones de pesos, Lourdes González enfatizó que a raíz de los nuevos recursos se determinarán cuáles programas y convocatorias permanecen, cuáles han respondido a las necesidades de la pandemia y cómo se transformarán.

“Estos análisis críticos de los programas, proyectos y convocatorias nos permitirán hacer un ejercicio más responsable del recurso. Una de las cosas que nos permitió o nos obligó la pandemia es entender que tiene que ver con los modelos híbridos, de cómo podemos llegar a más lugares y personas, hay actividades o proyectos que se quedaban solamente en núcleos muy reducidos y a partir de estos reajustes que se han tenido que hacer en varios programas se han podido llegar a más lugares”.

Lourdes González enfatizó en la apertura que la Secretaría de Cultura Jalisco tiene hacia las diversas comunidades culturales y artísticas para trabajar en propuestas y colaboraciones, al considerar que tras su nombramiento como titular de la SCJ hay un voto de confianza no solo con los artistas y creadores, sino con todos los eslabones de difusión y gestión que intervienen en las industrias creativas y disciplinas a nivel estatal.

“Una de las situaciones que estamos dándonos cuenta es que son 32 convocatorias para atender a diversos públicos y algunas de ellas tienen públicos de atención que se repiten y otros que no se han atendido. Al hacer esta reestructuración de toda la manera de organizarnos a nivel interno también nos permite incorporar un proyecto de descentralización desde las distintas áreas”.

Más allá de la cartelera

Lourdes González explicó que la descentralización apostará desde lo interno y cómo esto también se ejecuta y aplica desde afuera, pues no solamente se enfocará en llevar actividades más allá de la metrópoli, sino cómo realmente la Secretaría de Cultura Jalisco tiene que atender a distintas poblaciones en áreas como la profesionalización y desarrollo del sector cultural y creativo.

Añadió que estas iniciativas de descentralización y recuperación no solo darán prioridad a la programación de manifestaciones artísticas, al enfatizar que cada municipio cuenta con sus propias manifestaciones que también abordan la gastronomía o tradiciones orales, por ejemplo, por lo que se han activado mesas de trabajo con las diversas regiones de Jalisco para determinar cuáles son las necesidades puntuales de cada área.

“Estos diagnósticos los estamos compartiendo con todos los equipos de trabajo al interior de la Secretaría para diseñar mejor las políticas públicas culturales para el próximo año, que obedezcan a las necesidades reales de la regiones y no solamente a lo que nosotros creemos que se requiere. Ya se recabó esta información de distintos municipios para poder pensar mejor en términos transversales, de cómo las distintas áreas de la Secretaría de Cultura colaborarán para esta descentralización”.

En este punto, Lourdes González explicó que los proyectos, iniciativas y espacios independientes culturales también están en la mira de la SCJ, considerando también las dificultades económicas, de ejecución o permanencia que presentaron ante la pandemia y cómo iniciativas como “Horizontes” y “Replicantes” han funcionado en esta materia.

“El reto ahora es cómo se pasa de esos apoyos a acompañarlos en su proceso de autosustentabilidad”, compartió la funcionaria al ejemplificar situaciones como el Teatro María Teresa, que vio truncada su apertura y actividades justo al inicio de la pandemia.

“Hay muchas maneras de apoyarlos, no solamente con recurso económico, creo que tenemos entrar en otra lógica también de cómo los hacemos parte fundamental de la Secretaría, aunque no estén adscritos”.

Buscarán recuperación de Ecos

Ante la recuperación que la Secretaría de Cultura estima para su presupuesto en 2022, Lourdes González, destacó que parte de este recurso se enfocará, por ejemplo, en el Sistema Estatal de Ensambles y Orquestas Comunitarias (Ecos), que tras la pandemia ha enfrentado diversos desafíos como la deserción de mil 629 niños y adolescentes (75 por ciento) participantes en sus 39 ensambles municipales actuales, por lo que se replantearán nuevas dinámicas para rescatar su nivel de matrícula.
“Lamentablemente tuvo un recorte presupuestal -de 10 millones de pesos- pero ha logrado subsanar de otras bolsas para que no pierda ese recurso. Ecos será uno de los programas que continuaremos y esperamos pronto poder incrementar”.

Teniendo a Abigail Vázquez como nueva directora del programa, se plantean nuevos ejes de acción como la creación del manual de reparación de instrumentos: “Ecos es un programa más grande de lo que a simple vista se puede entender. Con la pandemia hubo mucha deserción, porque los núcleos se tuvieron que cerrar en términos presenciales, porque la actividad se mudó a modelos híbridos, predominantemente digitales. El gran reto es volverlos a convocar, que lo estamos haciendo, cómo mandamos estas convocatorias para que los municipios nos ayuden a hacer las audiciones y que muy pronto Ecos vuelva a tener por lo menos la misma cantidad de alumnos que tenía antes”.

El rostro oculto de La Minerva

Confían en reestructura de la OFJ

Tras los cambios internos que la Orquesta Filarmónica de Jalisco (OFJ) también ha presentado al designar a Alejandro Gálvez Becerra como nuevo gerente general y la denuncia penal que la Contraloría del Estado de Jalisco hizo hacia el ensamble mediante la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción del Estado de Jalisco, por irregularidades derivadas de auditorías públicas realizadas en 2017 y 2018, Lourdes González explicó que mediante la creación del Comité de Ética, Conducta y Conflicto de Intereses, estas problemáticas se erradiquen, estarán al pendiente de los dictámenes finales que las autoridades correspondientes determinen, además de ya tener un nuevo diálogo y acercamiento con los integrantes de la OFJ para resolver dudas, necesidades y aclaraciones.

“La situación de la orquesta históricamente ha tenido distintas complejidades, económicas, artísticas, etcétera. Contará con un Comité de Ética, Conducta y Conflicto de Intereses. Hay varias situaciones administrativas que la orquesta tuvo en los últimos años que estamos de manera muy contundente queriendo solucionar, todos los señalamientos administrativos tienen su correspondiente denuncia y con este tipo de comités y con los que vienen esperamos que la filarmónica sea totalmente transparente con números negros”.

SELECTIVOS. En la SCJ se revisarán los programas, proyectos y convocatorias para hacer una gestión más responsable de los recursos económicos. EL INFORMADOR/ G.GALLO

Más pendientes en la mira

Respecto al Museo de la Barranca de Arte Moderno y Contemporáneo de Guadalajara, la secretaria de Cultura recordó que la expectativa es que este proyecto pueda abrir sus puertas en 2023 y confía en que gracias a la confianza y recursos adicionales el recinto se concrete durante la actual administración estatal.

Sobre el Museo Cabañas, resaltó el funcionamiento del recinto y compartió que de momento no se considera la adquisición de nueva obra, sin embargo, reconoció los esfuerzos del espacio por acoplarse a la reactivación cultural con programación constante.

Lourdes González recordó que la Secretaría de Cultura Jalisco también se mantendrá en constante comunicación y colaboración con los proyectos particulares de cada dirección de cultura municipal, al ejemplificar la disposición que tienen hacia el Festival Sucede, de la dirección de Guadalajara, que también alista detalles para las actividades que se tendrán por el programa de Guadalajara como Capital Mundial del Libro 2022.

“Se tiene que expandir a distintos rincones del Estado y lo que hemos estado planteando es cómo incorporamos todas las salas de lectura a la Red Estatal de Bibliotecas, para que esta capital sea detonante de la lectura y el libro, nos dividiremos ciertas tareas de la mano de los agentes participantes con todo el gusto y emoción de poderlo hacer”.

¿Cómo se percibe a la cultura desde la ciudadanía?

Ante el cuestionamiento sobre cómo considera que la ciudadanía percibe la labor de la Secretaría de Cultura Jalisco, Lourdes González, señaló que también existen retos por mejorar cómo la dependencia comunica sus acciones para que los ciudadanos, cercanos o no al ejercicio cultural y artístico, sienta que forma parte o puede encontrar una institución abierta.

“Llevo 20 años, de alguna manera vinculada a la Secretaría, para mí, en mi imaginario, hay una cercanía, pero es real también cuando sales que no se percibe así. Creo que uno de los retos será poder comunicar mejor las actividades que hace esta Secretaría de Cultura, hay muchísimas cosas que no hemos podido comunicar que existen, que la gente que no está vinculada directamente a prácticas artísticas o culturales, será nuestro gran reto llegarles, que sientan mucho orgullo por la diversidad cultural que sucede en Jalisco”.

Impulsar también a la cultura como una economía viva que requiere no solo de presupuestos e inversiones, sino también de políticas públicas y colaboración de otras industrias, es una idea que comparte Lourdes González, al puntualizar que esa idea de que la cultura y sus manifestaciones por “amor al arte” ya no es válida en estos tiempos para que realmente se entienda las necesidad y prioridad de concretar proyectos a corto y largo plazo.

“‘Por amor al arte’ me parece que es un concepto que ya está bastante superado, seguimos haciendo cosas por amor al arte, pero es una profesión. Hay horas de entrenamiento hablando de un bailarín, hay muchísima inversión en profesionalización en términos teatrales, por ejemplo. Las economías personales ya no permiten tener el amor al arte, son profesiones que deben ser remuneradas, que poco a pocos nos alejemos de ese concepto de precarización de la misma labor cultural que cada día tiene más elementos de profesionalización que deben ser contables en términos económicos”.

MQ

Temas

Lee También