Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 18 de Septiembre 2018

Suplementos

Suplementos | Yo soy Jesús tu Dios, el único que puede llenar tu vida de alegría, de plenitud y de amor

Voz que grita en el desierto: ¿Quién eres Tú?

Cuando Saulo se encontró con Jesús en el Camino de Damasco y lo vio envuelto en una luz radiante, todavía no era Pablo… era tan sólo un judío llamado Saulo

Por: EL INFORMADOR

Un año con San Pablo
    
     Cuando Saulo se encontró con Jesús en el Camino de Damasco y lo vio envuelto en una luz radiante, todavía no era Pablo… era tan sólo un judío llamado Saulo.
     Entonces le preguntó:
     -¿Quién eres?
    Y recibió la respuesta:
     -Soy Jesús, a quien tú persigues.
     Más tarde, cuando pasen los años, también será hecha a Pablo la misma pregunta: ¿Quién eres?
     Y en cualquier momento sabrá responder:
     -Yo soy Pablo, judío, ciudadano romano, nacido en Tarso fariseo, estudioso y cumplidor de la ley…
     -Yo soy Pablo, apóstol de Jesucristo por Gracia de Dios…
     -Yo soy aquel que en un tiempo fue perseguidor de cristianos y ahora soy testigo del amor de Jesucristo, muerto y resucitado por nuestra salvación.
      Y si en este momento esa voz que sigue gritando en el desierto preguntara a cada uno de nosotros:
     -¿Quién eres tú?
     Veamos si sabríamos responder con claridad y convicción, si podemos presentar nuestras credenciales con la frente alta…
     ¿Podríamos con sinceridad dar razón de la propia fe sin atenuantes ni restricciones?
     El poder definir quien soy, qué quiero, qué busco y hacia donde voy… es ya el principio de saber que estamos preparando a nuestro ser como terreno fértil. para que venga a habitar Dios en nuestro corazón.
     Cada día podemos hacernos nosotros mismos la pregunta:
     Y tú, ¿quién eres?
Antes de que vengan de fuera a preguntarnos, y también antes de que nos presentemos al  interrogatorio definitivo donde Dios, el único con auténtica autoridad para juzgarnos nos puede preguntar:
     -Y tú, ¿quién eres?
También antes de que recibamos de frente los reproches del Señor cuando nuestra pregunta se dirija a Él:
     -Y tú, ¿quién eres?
    - Yo soy el que siempre ignoraste; aquél que has ofendido con tu indolencia, el que nunca quisiste escuchar; que rechazaste cuando te mostré mi amor; que preferiste otras actividades, otras alegrías y diversiones, sin querer darte cuenta de que yo tenía en mis manos para ti las más grandes realizaciones y la mayor felicidad.
     Yo soy Jesús tu Dios, el único que puede llenar tu vida de alegría, de plenitud y de amor.

María Belén Sánchez fsp

Temas

Lee También

Comentarios