Martes, 23 de Julio 2024
null
Jalisco

Le dan prioridad a ellas

Conforman desde 2016 una política estatal para eliminar la violencia de género; destinan recursos económicos, materiales y humanos, además de crear unidades especiales

El Informador

En febrero de 2016 el Gobierno de Jalisco declaró una Alerta de Género ante la violencia hacia las mujeres (AVGM-Jalisco). En noviembre de 2018 la federación declaró una alerta más a través de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim).

Se trata de una estrategia para que la Entidad, en conjunto con los municipios, realice las acciones necesarias para dar cumplimiento a dichas medidas y disminuir la violencia que se ejerce contra niñas, adolescentes y mujeres en el Estado, destinando recursos financieros, materiales y humanos para lograrlo.

A partir de ello las distintas comisarías se transformaron, llevando hasta sus corporaciones diversas estrategias en busca de proteger a las mujeres según las necesidades de cada municipio, por ejemplo, destinando unidades especiales para tal fin.

Un modelo fue la Comisaría de Zapopan, que si bien inició su unidad antes de la emisión de la Alerta, se ha fortalecido al paso de las administraciones. Se trata de la Unidad de Atención a Víctimas de Violencia Intrafamiliar y de Género (UAVI), que inició operaciones en el 2012, integrada por un comandante, 14 elementos y tres unidades.

Hoy, ante los refuerzos implementados por la actual administración, suman ya 117 elementos en total, además una oficial encargada de la Unidad (por primera vez mujer) y suboficiales, quienes cuentan con unidades propias para su operación.

Esta entidad de la comisaría municipal tiene también la Unidad de Mujer Segura, integrada por mujeres policías certificadas como instructoras deportivas y capacitadas en materia de prevención, detección y atención de violencia de género, con el objetivo de brindar herramientas teórico-prácticas a mujeres mayores de 15 años de manera gratuita en cualquier lugar que lo soliciten, ya sean colonias o escuelas del municipio.

Desde 2014, la Comisaría de Tlaquepaque implementó también una Unidad especializada para la atención de la violencia familiar y de género (UVI), con la finalidad de ayudar a las mujeres víctimas de violencia, brindando alternativas para su solución. Conformada por un equipo interdisciplinario de profesionales en materia jurídica, trabajo social y psicología.

Comisaría de Guadalajara. Dan atención a mujeres con “Pulso de Vida”. EL INFORMADOR/Archivo

La UVI brinda asesoría, servicio de protección y acompañamiento para las víctimas en situación de riesgo inminente mientras son canalizadas a la dependencia que atenderá su caso a partir de la denuncia correspondiente.

Guadalajara también se ha transformado en esta materia. En 2017 la comisaría tapatía sumó la estrategia "Alto al Acoso", operada por la Policía de Guadalajara para erradicar el acoso callejero, además de que en 2019 el ayuntamiento tapatío aprobó sancionar este tipo de falta en su Reglamento de Policía y Buen Gobierno como falta administrativa. 

Sin embargo, al reconocer que la violencia de género iba más allá y que ante la situación de violencia vivida en Jalisco, era necesario contar con su propia unidad destinada a la atención exclusiva de esta problemática. 

Por ello, en agosto de 2019 la Comisaría de Guadalajara impulsó la creación de la División Especializada de la Atención a la Violencia Contra las Mujeres en Razón de Género (Deavim), que hoy cuenta con casi 100 elementos especializados en atención con perspectiva de género y 24 patrullas exclusivas para su operación. 

Uno de los proyectos de esta División fue la implementación, en marzo de 2022, de una Casa de Emergencia instaurada como refugio de la mano del DIF Guadalajara para resguardar a mujeres violentadas en riesgo y a sus hijos. 

Hoy la Comisaría de Tlajomulco es otra de las autoridades que se ha sumado a la estrategia, implementando la Unidad Especializada para la Atención Integral a Mujeres Víctimas de Violencia “Mujer Segura”, que también cuenta con unidades exclusivas para la atención de este tipo de violencias. 

Tonalá cuenta con la Unidad Especializada Policial para la atención a Mujeres Víctimas de Violencia en las Comisarías Municipales que dan seguimiento a este tipo de casos.

PLAN INTEGRAL

Bien estructurado

Políticas públicas como la Cero Tolerancia al acoso, el combate contra la violencia a mujeres, jóvenes y niñas, así como la implementación del botón de pánico han modificado los espacios públicos de la ciudad, siempre buscando crear un entorno seguro para la mujer. 

A esto se suma la implementación de proyectos como el Pulso de vida, que busca disminuir los delitos contra el sexo femenino y crear un marco de justicia donde ellas se encuentren con herramientas para su defensa.

Pulso de vida. La tecnología al servicio de la protección a las mujeres. EL INFORMADOR/Archivo

Llegan más Pulsos de Vida

La Comisaría de Zapopan también fue punta de lanza en la aplicación de tecnología para la protección de mujeres en peligro, a través de la implementación, en 2019, de la estrategia "Pulso de Vida", mediante la entrega de un dispositivo electrónico con GPS y detector de voz y movimiento. 

El mismo es entregado a las mujeres quienes cuentan con una denuncia y medida de protección entregada por el Centro de Justicia para las Mujeres por encontrarse en sumo riesgo, con la facilidad de ser activado con solo presionar un botón o a través de la detección de movimientos extraños en la ubicación de la víctima 

El proyecto arrancó con la entrega de 150 dispositivos, sin embargo, hoy son 455 “Pulsos de Vida” que se entregan de manera periódica a las mujeres en riesgo en el municipio y la estrategia se ha replicado en casi todo el Estado para dar mayor seguridad a las víctimas. 

La Comisaría de Guadalajara, que se sumó en agosto de 2020, implementó por primera vez el programa "Seguras en La Ciudad” mediante el cual brindó “botones de alerta” (similares al Pulso de Vida) a 631 mujeres víctimas de violencia. Hoy son mil 006 los dispositivos con los que cuenta la comisaría para poder proteger a las víctimas en riesgo. 

La estrategia Pulso de Vida, además de dar cobertura al Gobierno de Jalisco, se ha sumado ya a las acciones de las comisarías de 19 municipios de la Entidad para configurarse como parte de sus programas para atender la AVG y la violencia feminicida.

PROGRAMA EXITOSO

“Soy Código Violeta” 

Durante 2020, en el marco de la pandemia ocasionada por el COVID-19, “Código Violeta” fue creado por la Secretaría de Seguridad del Estado de la mano de la Secretaría de Igualdad Sustantiva Entre Mujeres y Hombres (SISEMH) para ayudar a las mujeres víctimas de violencia familiar o de pareja que se hallaban en aislamiento junto con sus agresores. 

Se trataba de uno de los puntos del Plan Estatal Emergente de Prevención de Violencia Familiar ante el coronavirus (COVID-19) “Quédate en Casa, Quédate Segura”.  Sin embargo, la estrategia se amplió para crear una ruta a seguir en caso de que una mujer fuera agredida poniendo en riesgo su integridad física, e incluso su vida.

El primer paso que contempla el código, en caso de llegar a ser víctima de violencia, es contactar al 911 por teléfono o mediante los botones de pánico de las cámaras del C5 en calle y decir al operador u operadora la frase “Soy Código Violeta”, con lo cual, quien responda el llamado sabrá que se trata de un caso de violencia contra la mujer y ante lo cual deberá de aplicar un protocolo específico y de inmediato para atender a la víctima de manera prioritaria, luego de que haya descrito los hechos.

Si bien la Secretaría de Seguridad cuenta con el agrupamiento de elementos "Ateneas", conformado solo por mujeres con capacitación especializada. Todos los elementos de la corporación cuentan con conocimientos en materia de perspectiva de género y atención a la violencia contra las mujeres, por lo que el elemento que atienda la denuncia brindará la atención y acompañamiento hasta que la mujer esté a salvo y con el objetivo de acompañarle para que presente la denuncia correspondiente ante la Red de Centros de Justicia para las mujeres.

EL DATO

Llamado de auxilio

“Soy Código Violeta” es una expresión que identifica el riesgo grave en el que se encuentra una mujer cuando llama al 911 y que desarrolla un protocolo para ser auxiliada inmediatamente por personal capacitado y con la atención prioritaria.