Domingo, 18 de Abril 2021
null
Jalisco

Prometen menos tandeos de agua; los agricultores ven crisis

El gobierno de Jalisco informó que  el operativo contra las tomas clandestinas aumentará el flujo a la ciudad; los campesinos discrepan y denuncian daño a su infraestructura

El Informador

Tras el operativo realizado en el Sistema Antiguo Lerma-Chapala para detectar tomas clandestinas que atentan contra el suministro de agua para la metrópoli, este fin de semana comenzará a observarse una disminución en los tandeos registrados en la ciudad, aseguró Hugo Luna, jefe de Gabinete del Gobierno de Jalisco.

Los beneficios se verán en el Centro de Tlaquepaque; en los barrios Blanco y Cuéllar, Beatriz Hernández y Santa Cecilia en Guadalajara, así como en Santa María del Pueblito y Tepeyac en Zapopan, entre otras colonias.

Explicó que hace tres semanas ubicaron tomas de agua irregulares en parcelas de ese corredor, con “tractores acercando bombas sin autorización, bombas inyectadas en los canales, con puertas de canales nuevos que llevan agua a sus parcelas sin ninguna concesión, mismos que se han cerrado sin que nadie responda por ellos”. Por eso seguirán los operativos en los 90 kilómetros que tiene el cauce del Sistema Antiguo, que va desde Ocotlán hasta Guadalajara.

Sin embargo, de 10 tomas de agua clausuradas a principios de semana, seis serán liberadas por tener concesión con la Comisión Nacional del Agua.

Mientras tanto, agricultores de la región niegan anomalías y advierten del riesgo que existe si la autoridad no conecta los equipos de bombeo a tiempo, ya que en 10 días podrían perder la cosecha de trigo. Estiman daños en cuatro mil hectáreas de ese grano.

Alfredo García, productor de trigo y maíz, alertó que si no regresan el agua se echarían a perder las parcelas cultivadas, ya que están en una etapa crítica. Por su parte, Pedro Hernández Padilla, presidente ejidal de San Miguel Zapotitlán, añadió que es urgente el líquido porque los trigos se podrían deshidratar.

El operativo estatal aplicado en la región deja en crisis a los productores del campo, quienes niegan la versión de que se roban el agua. ESPECIAL

Corrigen y liberan tomas de agua por tener concesión; denuncian daños

El  Gobierno de Jalisco realizó el pasado lunes un operativo y clausuró 10 tomas de agua clandestinas que afectaban el abasto a la metrópoli. Las acciones se realizaron en el corredor agrícola de Ocotlán, Poncitlán y hasta la conexión del canal de Atequiza, según Hugo Luna,  jefe de Gabinete;  sin embargo, ayer corrigió la versión, por lo que aseguró que seis de las 10 tomas aseguradas tenían concesión de la Comisión Nacional del Agua (Conagua),  por lo que se reconectarán.

Productores afectados señalan que elementos de la Policía estatal ingresaron a los cuartos de control de las bombas para deshabilitar los equipos, que ahora están dañados.

Hugo Luna negó afectaciones e insistió en que se tomaba  agua de más. Por eso eran irregulares. “No hicimos ningún destrozo, desconectamos equipos de bombeo y restituiremos su conexión en el momento que se compruebe la concesión y el control de los volúmenes. Se acabó la ley de la selva”. Advirtió que los equipos excedidos en sus volúmenes serán sancionados.

Mientras tanto, Alfredo García, productor de trigo y maíz de Zapotlán del Rey, alertó que si en 10 días no hay agua corren el riesgo de perder el 100% de las parcelas cultivadas. “Porque es una etapa crítica del cultivo. El grano no va a polinizar”.

Pedro Hernández Padilla, presidente ejidal de San Miguel Zapotitlán, remarcó que es urgente que regrese el líquido. “Necesitamos que nos regresen el agua lo más pronto posible, porque los trigos se van a deshidratar”.

El diputado federal por el Partido Acción Nacional (PAN), Absalón García Ochoa, recordó que la actividad económica de la Región Ciénega está sustentada en la agricultura y que actualmente los cultivos están en etapa de maduración. “Y van a dejar sin alimentos a los productores y a la zona metropolitana. Son cuatro mil hectáreas de trigo… y esto tendrá un impacto económico brutal para las familias”.

Eloísa Serrano, gerente de la integradora ARCA, la cual se dedica al acopio y comercialización del trigo de los productores, contó que están preocupados porque el patrimonio de las personas está en riesgo. “El ciclo pasado les fue muy mal,  traen arrastrando pérdidas derivadas del clima… y  se sumarán más pérdidas. Se puede perder toda la cosecha. Actualmente el trigo está en su etapa de llenado y, si no tiene agua, sólo quedará una planta”.

Comentó que en la comercializadora participan 650 productores de los municipios de Tototlán, Ocotlán, Poncitlán, Zapotlán del Rey, Chapala, Ixtlahuacán de los Membrillos y Juanacatlán. Y de éstos, 200 corresponden al ciclo del trigo.

Acentuó que la comercializadora es una agrupación de productores que desde hace muchos años se unió para eliminar a los intermediarios. “Se acopia el grano del productor y la integradora es el medio para venderlo”.

Por ese motivo, pidió al Gobierno de Jalisco que inmediatamente reanude el servicio de  agua  y que se responsabilice en caso de que los productores tengan pérdidas.

REACCIONES

Los reclamos

“Nuestro único pecado es producir granos. No son tomas clandestinas, lo estamos haciendo con todos los permisos correspondientes. Para la cosecha se hace todo un plan de riego y se paga un permiso. La Asociación de Usuarios del Río Santiago tiene sus concesiones vigentes”.

Alfredo García, productor de trigo y maíz de Zapotlán del Rey.

“El productor tiene legalmente el uso del agua. No son tomas irregulares… es una mentira. Somos una organización de productores y sí vemos el daño que les está causando (el operativo del Gobierno)”.

Eloísa Serrano, gerente de la integradora ARCA.

La distribución de agua mejorará en el centro de Tlaquepaque; las colonias Blanco y Cuéllar, Beatriz Hernández y Santa Cecilia, en Guadalajara; y Santa María del Pueblito y Tepeyac, en Zapopan. SUN

GUÍA

El operativo contra el “robo” de agua

  • El Gobierno efectuó el pasado lunes un operativo y clausuró 10 tomas de agua clandestinas que afectaban el abasto a la metrópoli.
  • Según Hugo Luna, jefe de Gabinete: “Lo que estamos asegurando es el cumplimiento de la Ley de Aguas Nacionales, que establece de manera prioritaria el uso y el abasto de agua para el beneficio público urbano y doméstico. Con este ejercicio se asegura el abasto de agua para la ciudad”.
  • Luego de presentar el operativo, Hugo Luna hizo el compromiso de responder sobre los responsables del “huachicoleo”; sin embargo, su equipo de comunicación no dio nombres ni sanciones ni ubicaciones precisas. Y  dijo que la Comisión Nacional del Agua es la responsable de castigar las irregularidades de los agricultores.
  • El Gobierno de Jalisco presumió el lunes pasado, en pleno Día Mundial del Agua, que con  el operativo  “se asegura el abasto de agua para la ciudad…”.  Pero el pasado martes aceptó que no se acaban los tandeos que se aplican en la metrópoli.
  • A la autoridad se le cuestionó por qué hasta hoy realizan un operativo contra extracciones  ilegales. Y contestó que, de febrero a marzo de este año, la Comisión Estatal del Agua identificó una disminución de dos mil 423 a mil 751 litros por segundo en el abasto del Sistema Antiguo Lerma-Chapala.
  • La reducción del flujo de agua a la metrópoli se argumentó de la siguiente forma: “Esta baja se debió, entre otras razones, a que algunos productores agrícolas rebasaron de forma irregular la extracción determinada en su concesión, así como la identificación de posibles tomas clandestinas, con lo que se mermó la cantidad de agua para alcanzar los niveles para la presa Corona que, a su vez, suministra el flujo para el abasto” para la metrópoli.

Calculan pérdidas de hasta 160 millones

Productores estiman que podrían perder hasta 160 millones de pesos por el cierre de las tomas de agua con las que riegan sus cultivos. El diputado federal Absalón García Ochoa comentó que, según cálculos de los agricultores, hay cuatro mil hectáreas de trigo que necesitan de riego, por lo que es urgente que el Gobierno estatal repare el sistema de bombeo que dañaron al momento de realizar las clausuras.

“Estamos hablando de posibles pérdidas irreversibles, y eso mantiene con preocupación a los productores. Apelamos a que se puedan recuperar los cultivos; de no ser así, habrá que señalar a los responsables de los daños. A una hectárea de trigo se le invierten entre 30 mil y 40 mil pesos”. Esto significa que sumarían hasta 160 millones en pérdidas.

El Gobierno estatal informó que las tomas de agua clausuradas pertenecen a cuatro módulos de riego concesionados (Cuitzeo, San Miguel, Zapotlanejo y Arequipa) del Distrito 13, en una superficie de alrededor de seis mil hectáreas y con aproximadamente mil 200 productores.

El diputado dijo que las dos mil hectáreas restantes podrían ser cultivos de otra  índole, como agave. “Si el cultivo no tiene el agua en este momento que está en maduración sería irreparable. Lamentamos esta actitud de uso excesivo de la fuerza y que se dañe la propiedad privada, pretendiendo criminalizar a quienes le dan de comer a este país”.

Por su parte, Alfredo García, productor de trigo y maíz de Zapotlán del Rey, indicó que la inversión para cada hectárea de trigo, en promedio, puede llegar a costar los 25 mil pesos, pero se eleva dependiendo de factores como la renta de la parcela y el bombeo, entre otros.

Agricultores que tienen concesiones de la Conagua denuncian daños en sus instalaciones, tras el operativo del Gobierno del Estado. Exigen la reparación y la liberación inmediata de los equipos. ESPECIAL

Prometen reparar la infraestructura

  • Agricultores afectados confirmaron que ayer sostuvieron una reunión con autoridades estatales, encabezadas por Enrique Ibarra Pedroza, secretario general de Gobierno,  y en la que también estuvo presente Salvador Álvarez,  encargado de  despacho de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural.
  • Absalón García Ochoa, diputado federal del PAN, informó que el compromiso del Gobierno estatal fue que reparará la infraestructura de bombeo,  ya que  las autoridades dañaron equipo como cables y equipo de cómputo que se había adquirido gracias a los subsidios públicos. “Está el compromiso de reparar los equipos a más tardar el martes (30 de marzo), además de meter maquinaria para desazolvar la maleza del río,  que es lo que está obstruyendo el flujo de agua hacia la presa Corona. Es un trabajo que se dejó de hacer”.
  • Pedro Hernández Padilla, presidente ejidal de San Miguel Zapotitlán, detalló que los productores propusieron que un técnico sacara una cotización de los arreglos, pero el Gobierno les dijo que ellos tenían personal para hacer las reparaciones.“No quisieron que arregláramos los equipos”.
  • Por otro lado,  comentan que no existe una fecha definida para que les regresen el agua de riego,  por lo que  esto dependerá de la reunión que tengan el próximo lunes con Salvador Álvarez.

Señalan que no hay desazolve

El diputado Absalón García Ochoa y productores entrevistados afirmaron que las autoridades tienen varios años sin desazolvar el circuito de riego del río Santiago.

Destacan que parte del desabasto que existe en la zona metropolitana es atribuible a la falta de mantenimiento a la cuenca; incluso, Ocotlán está en peligro de inundación en algunas zonas debido al azolve. “Van muchos años que no se le da mantenimiento… no comenzaron  los trabajos de desazolve con oportunidad y el exceso de sedimentos impide que el agua fluya con la rapidez que se requiere para que llegue a la presa”, dijo Absalón García.

Alfredo García, otro productor, confirmó que el cauce tiene problemas fuertes de azolve y maleza acuática. “Tenemos muchos años así, desde que se contaminó el agua. Antes era un paraíso, hace 40 años era pura vida. Hoy, medio vivimos… y con lo que medio vivimos, mira lo que nos está haciendo el Gobierno”.

Eloísa Serrano, gerente de la integradora ARCA, subrayó que el problema real es que los canales están sucios, abandonados y con azolve. “Y eso está limitando que el agua llegue a Guadalajara. No se le ha dado el mantenimiento desde Gobiernos anteriores. Son muchos años, ya ni nos acordamos desde cuándo fue la última vez que limpiaron”.

Pedro Hernández Padilla, presidente ejidal de San Miguel Zapotitlán, remarcó que el gobernador del Estado les prometió en campaña que iba a desazolvar el río. “Y si esto hubiera sido posible, no faltaría el líquido. Pero sólo desazolvaron en Ocotlán hace como seis años. Trajeron máquinas, pero no siguieron, allí está el río y la maleza”. 

De acuerdo con el Gobierno estatal, desde el inicio de la administración se ha dado mantenimiento al Sistema Antiguo y se atendió el problema de azolve detectado tanto en el canal de Atequiza como en Las Pintas, así como en las plantas de tratamiento de los municipios colindantes. “Se observó que la presa y el canal de Las Pintas se encuentran al 95% de su superficie limpia de maleza acuática; en estas mismas condiciones se encuentra la planta de bombeo número 1 y su obra de llamada conectada al canal de Atequiza. Por su parte, el canal de Atequiza se encuentra con 80% de limpieza de maleza acuática y el sistema hidráulico controlado adecuadamente en toda su longitud. Se confirmó también que la presa La Calera se encuentra azolvada”, contestó el Gobierno estatal.

Sigue #DebateInformador

¿Confía en que el fin de semana reducirán los tandeos en la ciudad?

Participa en Twitter en el debate del día @informador