Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 24 de Febrero 2018
null
Jalisco

Jaliscienses lideran compra de paneles solares

Los subsidios y beneficios económicos de esta energía limpia atraen cada día más a los consumidores
 

El Informador

A nivel nacional, Jalisco es la Entidad con el mayor número de contratos de interconexión a la red de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para contar con paneles solares, con ocho mil 586. Le sigue Nuevo León (cuatro mil 525), Ciudad de México (dos mil 481), Chihuahua (dos mil 391) y Yucatán (mil 796). El total nacional es de 40 mil 109 contratos.

Para Carlos Ortiz, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Fotovoltaica (Amif), el auge de los paneles solares en Jalisco se dio a partir de 2014 con la aplicación de las leyes de la Industria Eléctrica y de Transición Energética.

Además, el costo de los componentes de los sistemas solares bajó 120% en los últimos cuatro años. El otro factor que posiciona a Jalisco en el primer lugar es la apertura de los consumidores: “El jalisciense es más innovador, hay mucho empuje por parte de los empresarios”.

Por otra parte, las tarifas eléctricas contribuyeron al crecimiento del negocio entre usuarios domésticos de alto consumo, quienes ya no reciben subsidios, pero también entre comercios con requerimientos considerables de electricidad.

La ventaja de este sistema es que genera la energía suficiente para el autoconsumo, además de que los excedentes se entregan a la CFE (esto reduce más el costo, pues ya sólo se cobra la diferencia de la energía que se gasta, menos la que entrega a las redes de la Comisión en el día).

Rubén Santillán Cisneros, gerente regional del Fideicomiso para el Ahorro de la Energía Eléctrica, explica que los paneles han proliferado en Jalisco por la alta cantidad de horas Sol. También, “hay personas con mayor avidez de ahorrar y de tener las nuevas tecnologías”.

En Jalisco hay ocho mil 586 contratos de interconexión a la red de la CFE. EL INFORMADOR/Archivo

Para Sergio Alcalde Delgado, director de Fortius Electromecánica, el futuro de las empresas fotovoltaicas en Jalisco es prometedor por su posición geográfica, poder adquisitivo de la población y la cultura sustentable.

La Ley de Transición Energética establece que para 2018, el 25% del consumo total de energía debe provenir de energías limpias. Además, este año entró en vigor una penalización de 5% sobre el consumo total de energía para las empresas que no consuman energía limpia, “eso va a propiciar que muchas compañías instalen paneles solares”.

De acuerdo con Alcalde, los paneles solares permiten ahorrar la totalidad del consumo de luz en una vivienda. “Para una vivienda de alto consumo que pague alrededor de mil a mil 500 pesos mensuales, la inversión sería entre 30 y 35 mil pesos, pero recuperaría su inversión en menos de tres años”.

Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica duplica los apoyos para paneles solares

El crédito se paga con el ahorro de energía

A través del Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (Fide), el Gobierno federal ha otorgado 457 apoyos para la instalación de paneles solares en Jalisco, desde 2013 al año pasado, para viviendas de alto consumo de energía eléctrica y pequeñas y medianas empresas. Entre 2016 y 2017, el número de sistemas interconectados con apoyo del Fideicomiso aumentó de 119 a 266 proyectos, que en el último año corresponden a la instalación de tres mil 800 paneles solares en la Entidad, de acuerdo con Rubén Santillán Cisneros, gerente regional de Fide.

La meta, a decir del funcionario federal, es duplicar el número de proyectos con financiamiento, “este año tenemos que llegar al doble, la expectativa siempre es alta”.

Además del incremento presupuestal, en Jalisco cada vez hay más usuarios interesados en bajar sus costos de operación al generar su propia energía, además de que las tasas de financiamientos se han mantenido. La ventaja es que, al acceder a un apoyo, “el crédito se paga con el ahorro de energía”.

Este año, por ejemplo, el programa para la instalación de paneles solares y tecnologías limpias tiene un presupuesto nacional de 300 millones de pesos, que alcanzarían para la instalación de cuatro mil sistemas.  

Aunque la tecnología fotovoltaica llegó a México desde hace más de 10 años, su expansión comenzó en los últimos tres años debido a los obstáculos que ha enfrentado el sector, como los precios elevados, la falta de proveedores certificados y el desconocimiento general de la población y empresas.

Entre los requisitos a cumplir para recibir algún tipo de apoyo, Santillán Cisneros detalla que en el caso de los usuarios de alto consumo se debe demostrar la propiedad del inmueble, que el solicitante no aparezca en el buró de crédito y que el consumo de energía sea acorde al tamaño de la vivienda.

La tasa de interés en los proyectos de más de un millón de pesos y hasta 2.5 millones es del TIIE+5 puntos; y en mayor inversión es de TIIE+4. En ambos casos sobre saldos insolutos, sin costo por apertura de crédito y se puede pagar de manera anticipada.

Además de los apoyos para paneles solares, Fide maneja otro programa con un presupuesto de mil millones de pesos en el país para mejorar la vivienda al implementar tecnologías que reduzcan el consumo de energía eléctrica, térmica y eficiencia en el consumo del agua.

Apoyos del Fide
Año Sistemas instalados
2013                             9
201422
201541
2016119
2017266

Fuente: Fide.

Sistemas

A nivel nacional, se instalaron el año pasado 27 mil sistemas de generación eléctrica vía solar o contratos de interconexión con la CFE, en contraste con los 12 mil contratos dados de alta un año previo. Este año la expectativa es llegar a los 40 mil. 

El año pasado se registró en el país una inversión en energías limpias de seis mil 200 millones de dólares que se pretende incrementar hasta 80% este año, según la Amif.

Contratos de interconexión con la CFE para paneles solares por Estado
EntidadContratos
Jalisco 8 mil 586
Nuevo León4 mil 525
Ciudad de México2 mil 481
Chihuahua2 mil 391
Yucatán 1 mil 796
Total nacional40 mil 109

Fuente: Amif.

Para saber

De acuerdo con la Secretaría de Energía, México podría obtener un ahorro de mil 500 millones de pesos al año si produce energía con tecnología fotovoltaica a bajo costo.

A nivel municipal, el Gobierno de Zapopan es el único que ofrece un descuento de 25% en el pago de predial a las viviendas que implementen tecnologías limpias, como paneles o calentadores solares.

GUÍA
¿Quiénes son candidatos para comprar sistemas fotovoltaicos?
Los paneles fotovoltaicos están destinados a los consumidores que están en la tarifa de alto consumo (DAC), que son aquellos que ya no reciben subsidio federal de generación de energía. 
Pueden ser domésticos, comerciales o industriales. 
Los recibos de la CFE de este segmento superan los dos mil pesos bimestrales.
¿Cuánto cuestan los equipos?
Los equipos domésticos varían en costo, el cual se estima en vatios (watts, según término en inglés) generados y su costo por dólar, que actualmente oscila entre 1.90 y 2.20 dólares cada uno.
Una celda solar tiene la capacidad para generar durante el tiempo en que está expuesta al Sol hasta 250 vatios.
El número de celdas necesarias para uso doméstico o comercial se calcula con el consumo. Los instaladores, al revisar los cobros de la CFE y los aparatos eléctricos, dan su propuesta.
Los equipos fotovoltaicos pueden variar en costo de los 28 mil a los 50 mil pesos en un rango promedio. Y debido a la fuerte inversión económica, lo que se recomienda es que sólo las personas con alto consumo los adquieran pues recuperan su inversión entre los tres y cinco años.
¿Cómo opera la interconexión con la CFE?
Los sistemas solares son interconectados con la red de la Comisión, para que cuando los paneles no generen energía por mal tiempo o falta de luz solar, la casa se abastece mediante la energía de la red. 
En contraste, cuando los paneles generen energía, toda la que no se utilice será enviada a la red de CFE y en la facturación solo se pagará la diferencia. 
Jalisco es la Entidad con el mayor número de contratos de interconexión a la red de la Comisión Federal de Electricidad por su posición geográfica y cultura sustentable. EL INFORMADOR/Archivo

“Están obligadas”

Debido a la falta de profesionalización de las empresas encargadas de comercializar e instalar paneles solares, la Amif impulsa una certificación para distinguir con un sello a las empresas responsables e incrementar la confianza del consumidor al cubrir los requisitos de las normas oficiales.

Carlos Orozco, presidente de la Asociación, estima que en el tercer trimestre de este año estará lista la certificación que garantizará el ahorro efectivo y la vida útil del sistema fotovoltaico.

El problema es que la Comisión Reguladora de Energía no exige a las empresas una certificación, sin embargo, “todas las empresas deben estar certificadas, en el 2019 tiene que ser obligatorio, es fundamental para el mercado y para el sistema eléctrico”.

Baja a 100 pesos consumo de luz

Óscar Fernández se decidió por instalar paneles solares para abaratar el consumo de energía en su vivienda. EL INFORMADOR

Hace seis años, Óscar Fernández realizó una inversión de 120 mil pesos en su vivienda para instalar en su azotea celdas fotovoltaicas. “Decidí probar esta tecnología porque el consumo de electricidad estaba fuera de control”, recuerda el empresario tapatío.  

Antes de la instalación de los paneles, la familia Fernández pagaba más de tres mil pesos cada bimestre a la Comisión Federal de Electricidad (CFE). “Tenemos un sistema de aire acondicionado que nos consume mucha luz, además de dos refrigeradores y las computadoras de mis hijos que todo el día están conectados porque trabajan en casa”. 

Me di cuenta de que la inversión era cara, pero en siete años recuperaría mi inversión

La situación que afectaba su economía lo llevó a contratar en julio de 2011 a una empresa dedicada a la instalación de paneles fotovoltaicos, Energías Ecológicas, una de las pocas que en aquél entonces se dedicaba a este negocio.

“Me acerqué a una empresa que estuviera certificada, que tuviera prestigio y experiencia en el sector de energías limpias, pues como en aquel entonces apenas empezaban a proliferar estas empresas temía que no fuera a recuperar mi inversión o que me instalaran equipo de baja calidad”. 

Sin embargo, después de estudiar el mercado y analizar a las empresas líderes en el ramo, Óscar optó por pagar la instalación de 16 paneles solares, que serían suficientes para abastecer el elevado consumo de su vivienda.

“Hace seis años nuestro consumo era muy alto, pagábamos demasiado y no había otra forma de ahorrar, no podía apagar las computadoras o desconectar un refrigerador, ni dejar de usar el aire acondicionado. Después de estudiar las ofertas, me di cuenta de que la inversión era cara, pero la oferta era prometedora pues en siete años recuperaría con seguridad el monto total de mi inversión”, asegura. 

Hoy la inversión ya le rinde frutos económicos, pues de pagar tres mil pesos, ahora solo deposita 100 pesos en promedio bimestralmente, al mismo tiempo que contribuye a la mejora del ambiente al reducir las emisiones contaminantes a la atmósfera.

Hasta hoy nos hemos ahorrado cerca de 110 mil pesos y 12 kilowatts por hora diariamente y la ventaja es que en unos años, cuando mis hijos se vayan de casa, nuestro consumo va a descender pero el excedente de energía se irá directo a la red de la CFE”, asegura Óscar.

Además del ahorro, la familia Fernández está orgullosa de la huella ecológica que deja en la ciudad pues la gran mayoría de su consumo eléctrico no proviene de combustibles fósiles, por lo que su huella de carbono es menor.

Invertirán 135 millones de dólares en huerto solar

En las afueras de la Zona Conurbada de Guadalajara, la empresa tapatía Fortius iniciará el próximo mes la construcción de un huerto solar, con una inversión de 135 millones de dólares y una capacidad para abastecer una carga de 130 megawatts, lo que se compara a alimentar 260 mil viviendas de interés social.

El proyecto contempla la instalación de paneles solares en 160 hectáreas para fortalecer la generación de energía en la región. Sergio Alcalde Delgado, socio fundador y director de la empresa, señala que entre sus principales clientes destacan las industrias con un alto consumo de energía.

“Las pequeñas, medianas y grandes industrias se podrán abastecer de este huerto en un esquema de negociación interesante y competitivo para sus estándares de consumo”, acentúa el empresario, quien destaca que se crearán 180 fuentes fijas de empleo y 450 empleos adicionales.

El nuevo huerto solar es 10 veces más grande que el construido en 2016 por la misma empresa en el municipio de Zacoalco de Torres, con una inversión de 14 millones de dólares y una capacidad de ocho megavatios, suficientes para alimentar 16 mil viviendas de interés social.

La buena noticia es que la construcción de la segunda fase, que tendrá la misma capacidad y una inversión de 14 millones de dólares adicionales al primer huerto, lleva un avance de 70%, “queremos arrancar a mediados de abril con esta segunda fase”.

Con 25 años de experiencia en el sector energético, el también presidente del Colegio de Ingenieros Mecánicos Electricistas del Estado, asegura que Jalisco es líder en atracción de proyectos fotovoltaicos a gran escala, “es el primer Estado con un huerto de inversión mexicana y el primero que opera con la nueva ley de la reforma energética, los otros huertos en el país se estructuran con la ley anterior”.

Aunque por ser uno de los proyectos pioneros en la Entidad no recibieron ningún incentivo económico por parte del Gobierno de Jalisco, considera que la Agencia Estatal de Energía se ha encargado de facilitar y agilizar todos los trámites y las gestiones para incentivar la llegada de nuevos flujos de inversión de otros Estados o países, por lo que juega un papel importante en la gestión de facilidades para llevar a cabo este tipo de proyectos.

Para el especialista, Jalisco será uno de los Estados con mayor generación de energías renovables en los próximos años, lo que repercutirá directamente en la población al disminuir el costo y mejorar la calidad de la energía, sin embargo consideró que faltan incentivos del Gobierno para la población de escasos recursos.

Descartan impacto por arancel de Trump

El mes pasado, el presidente Donald Trump aprobó un arancel de 30% a la importación de componentes de sistemas de energía fotovoltaica en un intento de impulsar la manufactura estadounidense, ante lo cual fabricantes y desarrolladores de proyectos solares mexicanos descartan un impacto negativo en el país.

La Asociación Mexicana de Fabricantes de Equipos Fotovoltaicos, que agrupa a las empresas que poseen siete de las nueve plantas ensambladoras de paneles que hay en el país, precisa que la medida de Trump representa una oportunidad para la industria nacional pues la mayoría de las empresas concentran sus esfuerzos en el mercado nacional.

En el país solo dos empresas fabrican para exportación: Sunpower, ubicada en Mexicali, y una más de Huawei, en Tijuana. “La fabricación nacional es escasa y la exportación sumamente baja por lo que no habría gran afectación”, responde Carlos Ortiz, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Fotovoltaica (Amif).

Mientras en Estados Unidos el efecto del arancel podría reducir la inversión en energías limpias, para México representa una oportunidad para impulsar las inversiones en el sector solar, “vamos a ver capital extranjero que quiere poner plantas de generación en el país”, destaca el líder de la Amif.

Los allegados al sector prevén que los nuevos aranceles disminuyan las ventas de paneles solares en Estados Unidos al transferir parte del costo a los clientes, encareciendo el producto final.

Al respecto, Sergio Alcalde, presidente del Colegio de Ingenieros Mecánicos Electricistas del Estado, coincide en que la medida podría impulsar a las empresas a instalar sus plantas en México.

“Eso propiciaría que las inversiones que se están generando en Estados Unidos ante ese escenario tan elevado de aranceles se puedan venir a México… sería un aliciente porque aquí podemos conseguir paneles de buena calidad a precios competitivos”, señala el directivo de Fortius.

En este contexto, Rubén Santillán Cisneros, gerente regional del Fideicomiso para el Ahorro de la Energía Eléctrica (Fide), subraya que los estadounidenses no están conformes con el incremento del arancel a los paneles solares, pues el principal afectado será el usuario final. 

Tras conocer el anuncio de Trump, la Secretaría de Economía de México anunció que utilizaría todos los medios legales a su disposición para garantizar que Estados Unidos cumpla sus obligaciones internacionales.

“México utilizará todos los recursos legales para que Estados Unidos cumpla con sus obligaciones internacionales, en particular, respecto de la compensación prevista en el artículo 802.6 del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN)”, reveló en un comunicado.

Suman 40 empresas acreditadas por Fide

Debido a que se han detectado deficiencias en los procesos de instalación de paneles solares, el Fideicomiso para el Ahorro de la Energía Eléctrica (Fide) acredita desde hace dos años a las empresas dedicadas a la instalación y fabricación de los productos relacionados con la energía fotovoltaica.

Actualmente suman 40 empresas de paneles solares acreditadas por el organismo, cifra que duplica las 20 empresas que fueron acreditadas hace dos años, informa Rubén Santillán Cisneros, gerente regional del Fide. 

“Este año la idea es cuando menos duplicar el número de acreditaciones”.

Desde hace dos años, Fide se dio a la tarea de acreditar a las empresas del sector para garantizar a los consumidores que el producto y trabajo realizado por la empresa sean de calidad al cumplir con todas las normas oficiales mexicanas.

“Hoy las empresas se han dado cuenta que es más importante ser reconocidas al estar en la lista de las acreditadas”, considera el funcionario, quien invita a todos los empresarios del ramo a tomar el curso.  

Además de calificar a los instaladores, el Fide acredita otras características de las empresas, desde contar con el personal técnico hasta el capital social y la eficiencia energética del producto.

Entre las ventajas de la acreditación sobresale que al otorgar los apoyos federales para la instalación de paneles solares en viviendas e industrias, el Fideicomiso recomienda a los beneficiarios un paquete de servicios, “les sugerimos que acudan a una empresa acreditada que cumple los requisitos y que la tenemos con cierto control para que haga las cosas correctamente”.

Además, solo las empresas acreditadas pueden otorgar un descuento del Fondo para la Transición Energética de hasta 14%, “una empresa no acreditada no tiene la posibilidad de hacerle ese beneficio al cliente sobre el valor de la instalación”.

Para cumplir con la acreditación, la empresa interesada debe estar establecida legalmente, al corriente del pago de impuestos, contar con la capacidad técnica necesaria para llevar a cabo los trabajos de instalación y con capital para responder en caso de fallas.

Al respecto, la Asociación Nacional de Energía Solar alerta que se debe desconfiar de cursos de diseño e instalación de paneles de los que no se tenga la certeza de su seriedad ya que la falta de una certificación obligatoria en la industria fotovoltaica ha provocado que decenas de empresas comercialicen equipos solares de calidad cuestionable.

Según la Asociación, el reglamento de instalaciones eléctricas bajo la NOM-001-SEDE-2012 es la única obligatoria para las empresas que venden paneles solares, en específico los relacionados al artículo 690.

Otras normas, como la NMX-J-618-ANCE, relativa a la seguridad de los módulos fotovoltaicos en su construcción y la NMX-J-656-ANCE, en cuanto a los inversores de corriente, no son obligatorias.

El Fide depende de la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de Energía (Conuee), que es parte de la Secretaría de Energía.

Para saber más sobre la certificación en éste y otros estándares de competencia laboral, próximas fechas de capacitación o dudas respecto al proceso de certificación, favor de comunicarse con el ingeniero Gonzalo Vega Vélez en los correos: conocer.fide@cfe.gob.mx, gonzalo.vega@cfe.gob.mx o al teléfono: (01 55) 1101-0520, extensiones 96145 y 96438.