Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 12 de Noviembre 2019
Internacional | Las autoridades lograron recuperar el cuerpo

Un pastor veló 55 días a su cuñada esperando que resucite

El cuerpo era velado en una sala de no más de 20 metros cuadrados en cuyas paredes se destacan leyendas bíblicas

Por: EFE

QUITO, ECUADOR.- Un pastor evangélico ecuatoriano veló a su cuñada durante 55 días en la sala de su casa esperando que resucitara, pero las autoridades lograron recuperar el cuerpo, que estuvo en el sitio con autorización del esposo de la fallecida y otros parientes, informaron medios locales.

El cuerpo de la ecuatoriana Elextra Ríos, que falleció el pasado 23 de septiembre, era velado en una sala de no más de 20 metros cuadrados en cuyas paredes se destacan leyendas bíblicas.
El pastor Enrique Jara impidió en principio ser fotografiado, pero luego accedió porque “recibió un llamado de Dios” que le decía que ya se lo podía retratar, relató el diario “El Universo” que visitó el sitio del velatorio en la ciudad costera de Guayaquil.

Jara comentó que nunca imaginó vivir junto a un cadáver hasta el momento en que la primera semana del velatorio “recibió un llamado de Dios” que debía acatar y que consistía en “esperar la resurrección” de Elextra Ríos.

Jorge Reyes Carrasco, esposo de la fallecida, aseguró que pese a que el cadáver fue trasladado al tanatorio, “los llamados de Dios”, que él también supuestamente había recibido, le indicaron que ella resucitará, incluso si ordenaban que el cuerpo fuera sepultado.

Jara indicó que no hubo problemas sanitarios por el mantenimiento del cuerpo en el lugar y aseguró que ni él ni un grupo que iba cuatro días a la semana a orar a su casa sintieron malestar por alguna descomposición del cadáver.

No obstante, según el diario “Hoy”, las autoridades acudieron al lugar por la denuncia de “olores nauseabundos” que salían de la vivienda donde se velaba a Ríos, de 54 años y que falleció por un paro cardiorespiratorio.

Jorge Salvatierra, abogado y médico forense, secretario de la Sociedad de Medicina Legal núcleo de la provincia de Guayas, dijo a “El Universo” que el cadáver estaba en proceso de putrefacción, los tejidos están fijados y el cerebro ha entrado en licuefacción.

Temas

Lee También

Comentarios