Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 26 de Marzo 2019
Internacional | La división refleja la problemática a la que se enfrenta el partido minoritario frente a la elegida por el presidente

Republicanos divididos en torno a Sotomayor

Los republicanos están divididos en torno a qué tan duro criticar a la juez federal Sonia Sotomayor

Por: AP

WASHINGTON, ESTADOS UNIDOS.- Los republicanos están divididos en torno a qué tan duro criticar a la juez federal Sonia Sotomayor, y ahora estudian el tono que deberían usar en el próximo debate de confirmación a la que sería primera hispana y tercera mujer en la Corte Suprema.

Un número cada vez mayor de legisladores republicanos y analistas conservadores han criticado la estridente retórica usada por algunos miembros prominentes del partido para describir a Sotomayor. Algunos hasta han denunciado a grupos de derecha por emitir anuncios negativos sobre la nominada.

La división refleja la problemática a la que se enfrenta el partido minoritario frente a la elegida por el presidente Barack Obama para el puesto: No pueden derrotar a Sotomayor ni bloquear el voto final que la sentaría en la Corte Suprema, así que, ¨qué deberían hacer?

Republicanos como el locutor de radio Rush Limbaugh y el ex presidente de la cámara baja Newt Gingrich opinan que la respuesta es criticar a Sotomayor de forma agresiva.

Ambos han descrito esta semana a la juez federal hija de padres puertorriqueños y nacida y criada en Nueva York como una ``racista'' por sus comentarios en el pasado sobre cómo su etnicidad influye en su papel como juez.

El viernes Limbaugh relacionó la elección de Sotomayor con nombrar al ex líder del Ku Klux Klan, David Duke, para el puesto. El Ku Klux Klan es un grupo supremacista de racistas blancos.

Otros líderes republicanos que reconocen los riesgos políticos que conlleva oponerse a una mujer hispana nombrada a la corte están luchando por cambiar los términos del debate.

El senador republicano John Cornyn, presidente del comité de campaña de su partido para el Senado, criticó con dureza el jueves a Limbaugh y a Gingrich. Cornyn representa a Texas, un estado con un gran número de hispanos, y reconoce que éstos constituyen la minoría étnica más grande del país.

"Creo que es terrible. Este no es el tipo de tono que ninguno de nosotros quiere usar cuando se trata de cumplir con nuestras responsabilidades de aconsejar y consentir'', dijo Cornyn a la radio nacional pública. "Ninguno que estos hombres es un funcionario republicano por elección popular. Simplemente no creo que sea apropiado. Definitivamente no lo apoyo. Creo que está mal''.

En un artículo en el Wall Street Journal, la analista republicana Peggy Noona exhortó a su partido a ``jugar a ser maduro'' y criticó a esos ``idiotas'' conservadores que atacan a Sotomayor.

Una organización de derecha, la Red de Confirmación Judicial ("Judicial Confirmation Network'' en inglés) lanzó una campaña publicitaria el día que Obama escogió a Sotomayor para la Corte "Estados Unidos se merece algo mejor''.

"Estas cosas empañan el debate porque provocan que la gente se vuelva indiferente a nuestro mensaje'', dijo Manuel Miranda, ex ayudante de un senador republicano y presidente de la Conferencia de la Tercera Rama ("Third Branch Conference'', en inglés), un grupo conservador.

Temas

Lee También

Comentarios