Domingo, 19 de Mayo 2024

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Parece que EPN tenía razón

Por: Cuauhtémoc Cisneros Madrid

Parece que EPN tenía razón

Parece que EPN tenía razón

La empresa pública más importante de México es Petróleos Mexicanos (Pemex), de ella se desprende toda una serie de ingresos y egresos; creación de empleos directos e indirectos; captación de divisas, contratos multimillonarios en dólares y hasta en euros y otras monedas: Vamos, hasta para la corrupción, latrocinios y otras perversidades les ha alcanzado y no se la han podido acabar, así de fuerte e importante es ésta empresa.

La expropiación de las empresas que regenteaban nuestro petróleo, encabezada por el general Lázaro Cárdenas del Río, es uno de los actos heroicos de los que los mexicanos nos podemos sentir orgullosos, porque además de la visión y liderazgo del “Tata” Lázaro, miles de mexicanos se despojaron de lo que pudieron con tal de cooperar para que la hazaña se consolidara:

Años después, Enrique Peña Nieto lanza la iniciativa de reforma energética que se venía “cocinando” desde hace más de una década, pero que nadie se había atrevido a poner en blanco y negro, además de acompañarla en su recorrido por el Congreso de la Unión, con todo el desgaste político que ello implica para su Gobierno y su partido político.

No obstante, nos debe de quedar claro que sigue lo más difícil: poner en práctica la nueva Ley —para lo cual hace falta acordar las leyes secundarias—, y realizar todos los cambios y ajustes necesarios para que ya no sea sólo una empresa, sino toda una industria, la que participe en la explotación, refinamiento, venta y distribución del “oro negro” en todas sus presentaciones, pero con el sello de todos los mexicanos, esto es, que los beneficios ya no sean sólo para unos cuantos privilegiados, sino para los 120 millones de mexicanos.

Hasta donde vamos, se puede afirmar que a Peña Nieto le asiste la razón. Y no es por “barbearle” o intentar quedar bien con quien gobierna el país, sino que ya era tiempo de dejar de quejarse por todo lo que sucede en Pemex y el escandaloso saqueo al que es sometido por particulares, así como por funcionarios públicos sin escrúpulos, sin hacer nada por remediarlo.

A los usuarios del automóvil particular o público nos irrita y lesiona cada aumento a la gasolina y/o diesel, pero más nos debiera preocupar la falta de combustible en los expendios autorizados (que por cierto han aumentado a diestra y siniestra), y no son pocas las gasolineras en la Entidad que desde hace varias semanas carecen de la gasolina Premium, con las consecuencias del caso: mayor contaminación y menor movimiento económico (venta), lo que de una forma o de otra podría servirnos de parámetro para que nos quede claro que, o se renueva la empresa y se activa la industria petroquímica o las consecuencias serán graves para todos.
 

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones