Jueves, 23 de Enero 2020
Entretenimiento | La fecha elegida por la cantante norteamericana para la que será su primera actuación en Polonia escuece a algunos y entusiasma a otros

Grupos católicos protestan por concierto de Madonna en Polonia

Algunos grupos católicos de Polonia consideran inadmisible e inmoral que la cantante ofrezca una presentación el 15 de agosto, día de la Asunción de la Virgen

Por: EFE

VARSOVIA, POLONIA.- Algunos grupos católicos de Polonia consideran inadmisible e inmoral que Madonna actué en Varsovia el próximo día 15 de agosto, festividad de la Asunción de la Virgen, algo que consideran una "provocación" y un "escándalo", ya que sus conciertos son "anticristianos".

La fecha elegida por la cantante norteamericana para la que será su primera actuación en Polonia escuece a algunos y entusiasma a otros, como demuestran las 20 mil entradas que se vendieron en sólo una hora hace algunos meses, según recuerda hoy el diario "Dziennik".

Para Marian Brudzynski, miembro de la Asamblea de Mazowia (región a la que pertenece Varsovia), "Madonna no puede actuar en el día de la Asunción de María", jornada festiva en el mundo católico, donde se recuerda que la Virgen María fue llevada al Cielo después de terminar sus días en la Tierra.

Brudzynski hace un llamamiento a la moral de los habitantes de la capital polaca, y amenaza con organizar comités de protesta en las parroquias de la ciudad para no permitir que se celebre el concierto.

"Haremos todo lo posible para impedir esa actuación escandalosa", asegura Brudzynski, político relacionado con la Liga de las Familias Polacas (LPR), partido ultraconservador y católico, y fiel oyente de Radio Marjya, la controvertida emisora del sacerdote redentorista Tadeusz Rydzyk.

"La organización del concierto ese día es una provocación, una herida a nuestros sentimientos religiosos", señala Krzysztof Zagozda, de la asociación católica "Unum Principum", quien también se opone a la actuación de Madonna y no descarta piquetes durante el evento.

Mientras, algunos como el padre jesuita Dariusz Kowalczyk intentan calmar la polémica y defienden que el día 15 de agosto no es un mal día para un concierto, ya que siempre se puede ir primero a la iglesia y luego al espectáculo.

Temas

Lee También