Jueves, 18 de Abril 2024
null
Jalisco

Aumenta la industria del plástico en Jalisco

Destacan la recuperación de los empleos que ha tenido este sector luego de la crisis que provocó la pandemia del COVID-19

El Informador

La industria del plástico en Jalisco recuperó el terreno perdido tras la emergencia sanitaria por el COVID-19 y registra crecimiento en producción y puestos laborales.

“Ya hemos recuperado dos mil empleos”, afirmó Javier Romo, presidente de la Cámara Regional de la Industria de la Transformación del Estado de Jalisco.

En México existen alrededor de cuatro mil 200 empresas que se encargan de procesar artículos de esta materia. Para dimensionar el potencial de Jalisco, hay 750 compañías, de las cuales el 92% son micro, pequeñas y medianas, mientras 8% son grandes. En total generan más de 35 mil puestos formales ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). 

“Lo más importante es que continuamos recuperando empleos que se habían perdido durante la pandemia”, reafirmó Romo. 

Además, indicó que existen otras compañías que no están insertadas en el sector que podrían consumir envases. 

También destacó que el “nearshoring” (fenómeno que permite que lleguen empresas de otro país) traerá más oportunidades. 

“Hay bastante industria del plástico que tiene muchas oportunidades de crecimiento, porque tenemos una industria maquiladora fuerte y grande”.

Destacó que existe una política industrial federal y estatal que está definida en materia del sector del plástico. 

Añadió que en septiembre de 2012 se hizo la primera muestra de Expo Plásticos y es una demostración de la importancia de la industria en la Entidad. 

“Fue sorpresivo que una empresa de Monterrey deseara venir aquí a realizar una exposición muy profesional de maquinaria y equipo de plástico. Nosotros nos sentimos muy honrados de participar en este tipo de exposiciones. Jalisco está muy en línea con la economía circular, el reciclado y las normas que se han elaborado”, remató.

En Guadalajara continúa siendo normal que el consumidor cargue su mercancía en bolsas de plástico, pese a estar restringidas. EL INFORMADOR/C. Zepeda

Pese a prohibición de bolsas, crece industria del plástico 

La reforma a la Ley de Equilibrio Ecológico del Estado para restringir el uso de bolsas de plásticos entró en vigor en octubre de 2018, y en enero de 2020, Guadalajara y Zapopan aprobaron modificaciones a sus reglamentos para incluir la restricción al uso de bolsas de plástico y popotes. Sin embargo, la industria del plástico en la Entidad va en crecimiento. 

De acuerdo con datos del Instituto de Información Estadística y Geográfica (IIEG), en abril de 2021, el valor anual de las ventas fue de dos mil 117.08 millones de pesos, un aumento de 40.44% comparado con abril de 2020.

Pedro Ortega Gudiño, investigador del Departamento de Ingeniería Química de la Universidad de Guadalajara (UdeG), explica que el sector no se limita solamente a las bolsas, sino que es mucho más amplio. Además de que la norma de bolsas no afecta a la producción sino que está enfocada al consumidor.

“En todo el embalaje de alimentos se siguen utilizando plásticos, la única diferencia es que en el supermercado no te ofrecen la bolsita. Las bebidas embotelladas se siguen bebiendo en envases de plástico porque tienen potencial para ser reutilizadas. A diferencia del vidrio, que puede cortar y que necesita mucha energía para poderse reutilizar. Para reciclar el plástico se necesita menos energía. Fundir un plástico requiere menor temperatura que otros materiales”.

Además, resalta que con la pandemia se puso mayor énfasis en la higiene, por lo que el uso del plástico aumentó. 

“La normativa no se metió con la industria que produce alimentos, sino con los consumidores que utilizan bolsas de manera indiscriminada. La intención es que analicemos nuestro consumo”.

Por otro lado, este medio publicó que en diciembre del año pasado la regulación de las bolsas de plástico para acarreo de un solo uso y de los popotes no se aplica completamente.

Aunque la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet) respondió por Transparencia que se aplica la norma estatal sobre el tema, los Ayuntamientos deben realizar las acciones de inspección y vigilancia del cumplimiento de la regulación.  

Guadalajara informó que está pendiente integrar una mesa a nivel metropolitano para establecer y homologar las sanciones, motivo por el que las medidas están en espera de los acuerdos. También se solicitó información sobre el asunto a Zapopan, pero no proporcionó detalles sobre si verifican el cumplimiento de la norma o han aplicado sanciones.

La industria del plástico representa el 2.1 por ciento del PIB nacional y emplea a más de 300 mil trabajadores. EL INFORMADOR/C. Zepeda

En Jalisco la mayoría de las empresas son pequeñas y dedicadas a las bolsas

La industria del plástico en Jalisco es manejada principalmente por empresas pequeñas. De acuerdo con un análisis del Instituto de Información Estadística y Geográfica (IIEG), en la Entidad existen 868 unidades económicas de este sector, de las cuales 455 (52.4%) son micro (de 0 a 10 empleados), 296 (34.1%) son pequeñas (de 11 a 50 empleados), 81 (9.3%) son medianas (de 51 a 250 empleados) y 36 (4.2%) son grandes (más de 250 empleados).

“La principal actividad dentro de este subsector es la maquilación de bolsas y películas de plástico flexible, que concentra 170 establecimientos (19.6%), seguida de la maquilación de envases y contenedores de plástico para embalaje con y sin reforzamiento con 122 establecimientos (14.1%), y la maquilación de otros productos de plástico de uso industrial sin reforzamiento con 111 establecimientos (12.8%)”, destaca el Instituto.

También subraya otras acciones como la maquilación de plásticos para el hogar, productos de plástico y tuberías y conexiones, entre otras. La industria se refiere al grupo de empresas manufactureras dedicadas principalmente a la maquilación de productos de plástico y de hule, como maquilación de hojas y películas de plástico no sensibilizadas; de domos; de espumas para aislamiento térmico y acústico; de preformas de botellas; de platos, vasos y cucharas desechables de plástico; de tanques y tinacos de plástico con o sin reforzamiento; de puertas y ventanas de plástico; al recubrimiento de productos de plástico con diversos materiales, y a la fabricación de mallas de plástico de uso industrial y agrícola, como malla sombra, malla para invernadero y para mosquiteros.

Excluye la maquilación de telas recubiertas con plástico y hule; de calzado de plástico y hule; de bolsas de papel, y papel recubierto y tratado; de papel, hojas y películas sensibilizados; de casetas de plástico reforzado para vehículos de motor; a la construcción y reconstrucción de barcos, yates, embarcaciones recreativas y deportivas; a la fabricación de muebles de plástico; colchones de espuma de uretano y colchones de agua; de artículos deportivos y juguetes de plástico y hule, y a la reparación menor de llantas y cámaras de automóviles y camiones.

LA VOZ DEL EXPERTO

Proyectan tecnologías renovables en beneficio del medio ambiente

Pedro Ortega Gudiño, investigador del Departamento de Ingeniería Química de la Universidad de Guadalajara (UdeG)

El especialista de la UdeG, Pedro Ortega, adelanta que en la próxima Expo Plásticos 2023, que se realizará en la Expo Guadalajara del 28 al 30 de marzo, un grupo de académicos presentará alternativas y nuevas tecnologías para plásticos, con el objetivo de generar un menor impacto ambiental.

“Estamos viendo polímeros que pueden venir de vegetales, que comercialmente hablando no pueden competir con la química clásica que tenemos aceptada, pero que va a ser la alternativa en el futuro. No vamos a sostener una industria que dependa de recursos que se puedan agotar. Alternativas utilizando plásticos o resinas a partir de recursos renovables, es uno de los retos que se tiene”.

Remarca que los metales provienen de fuentes no renovables, como el litio para las pilas, que en algún momento ya no va a haber, de la misma manera que sucede con el petróleo. 

“Los polímeros llegaron para quedarse, pero hay que usarlos de manera más consciente, y entender que hay diferencia entre polímeros, nos va a ayudar al reciclaje y que la economía circular sea una realidad”.

El investigador de la UdeG sostiene que la industria no está en riesgo porque tiene muchas maneras de transformarse, y muchas de sus aplicaciones siguen siendo indispensables para nuestra vida diaria. 

“Como las tuberías de la industria de la construcción, que ya no se utiliza cobre. La industria textil sigue usando fibras sintéticas, que es un polímero”.

Agrega que en la Expo buscarán tener mayor vinculación con los industriales, y así combinar investigación con negocios. 

“Estar atento a sus necesidades, con un reto a resolver. Ofrecemos asesoría a los que están desarrollando algo. La industria existe porque da de comer a mucha gente y genera dinero, pero hay que ser conscientes de dejar un mundo menos sucio, y consumidores más responsables”.

(De izq. a der.) Javier Romo Zúñiga, Jorge Arizmendi y Gustavo Staufert, presentaron la Expo Plásticos 2023, la más importante del sector. ESPECIAL

Anuncian Expo Plásticos con lo más innovador del sector

Con el objetivo de acercar a los asistentes lo más avanzado en la tecnología en la transformación del plástico y compartir las novedades en torno a esta materia prima, entre otros productos y servicios, del 28 al 30 de marzo se realizará Expo Plásticos 2023, la exposición y foro de negocios más importante del sector.

El evento se realizará en Expo Guadalajara y contará con la participación de 300 expositores, y se espera la asistencia de más de 12 mil visitantes.

Desde hace 16 ediciones, Expo Plásticos es el punto de encuentro de profesionales, nacionales e internacionales, que buscan maquinaria, materias primas, equipos periféricos, moldes, herramentales, entre otros insumos vinculados al plástico, para optimizar sus procesos de producción.

Los expositores presentarán los equipos más avanzados en un área de más de 20 mil metros cuadrados de piso de exhibición.

Las marcas líderes en tecnología para la transformación del plástico estarán exhibiendo las soluciones para los negocios y las últimas tendencias del ramo.

Los organizadores del evento prevén reunir una vez más a la cadena de proveeduría en la transformación del plástico.

“Podrán encontrar proveedores de primer nivel, recibir asesoría especializada, acceder a cursos especializados en el marco del evento, conferencias, encuentros de negocios”, explicó Jorge Arizmendi, director de Expo Plásticos.

El directivo agregó que en el contexto actual cobra gran relevancia la industria del plástico, pues prácticamente trabaja directamente con los principales sectores industriales.

“Participamos activamente en los sectores industriales como el automotriz, electrónico, el metalmecánico, eléctrico, empaque, embalaje, aeroespacial”.

Añadió que en este evento se abrirán oportunidades únicas de negocios y las empresas podrán participar para incorporarse con mayor rapidez que demanda la economía circular.

La exposición se realizará con un enfoque en la Nueva Economía del Plástico, se informó.

Bajo esta premisa, cámaras y clústeres industriales, asociaciones del sector plástico, iniciativa privada, academia y profesionales del sector asistirán a talleres, recibirán asesoría y observarán maquinaria operando en tiempo real.

Es importante destacar que en el contexto actual, Expo Plásticos 2023 cobra gran trascendencia para el sector manufacturero, pues la transformación del plástico está presente en el 85 por ciento de los procesos productivos del país, y con el fenómeno del “nearshoring”, la incursión de tecnologías disruptivas y la demanda que tendrán industrias como la automotriz, con el desarrollo de carros eléctricos, de la construcción, electrónica, envases y embalajes, se abren oportunidades únicas para hacer negocios.

Sin embargo, este escenario sólo podrá ser aprovechado por aquellas empresas que logren incorporar, con mayor rapidez, tecnología de vanguardia que cumplan con los lineamientos de la Nueva Economía del Plástico y la Economía Circular, y sin duda en la próxima edición de Expo Plásticos podrán ver interesantes e innovadoras propuestas para mejorar sus procesos.

CONCENTRACIÓN

Producción nacional

En el Estado de México, Nuevo León, Jalisco y Guanajuato se maquila el 55 por ciento de la producción nacional del plástico.

Crece el sector de productos para el hogar y de uso industrial. EL INFORMADOR/C. Zepeda

Proyectan crecimiento del cinco por ciento a nivel nacional

La industria del plástico en México ya recuperó los números que tenía antes de la pandemia del COVID-19, y registra tasas de crecimiento del cinco por ciento anual.

Mónica Paloma Conde Ortiz, directora del Grupo Ambiente Plástico, explicó que el panorama para la industria del plástico para este año es muy positivo.

“En el 2022 creció respecto al 2021, en el 2020 sí tuvimos un descalabro como todas las empresas, más que por temas de consumo, por cierre de algunos sectores que no eran de primera necesidad”.

Recordó que durante la pandemia la industria del plástico se vio afectada por falta de materia prima suficiente, lo que obligó que algunos sectores cayeran.

Actualmente en México, este sector está representado por más de cuatro mil empresas y se consumen anualmente 7.2 millones de toneladas de plástico con un valor superior a los 400 mil millones de pesos.

Este sector representa 2.1 por ciento del PIB nacional y emplea a más de 300 mil trabajadores.

México es deficitario en producción de resina, ya que se producen 4.15 millones de toneladas y se importan 3.05 millones de toneladas. Exporta 1.5 millones de toneladas e importa 4.35 millones de toneladas, y eso nos da un consumo aparente de siete millones de toneladas.

México no está dentro de los principales productores de resina. China y Asia ocupan el primer lugar en producción de resina con más del 53 por ciento;  Norteamérica (Estados Unidos, Canadá y México) el 17 por ciento; Europa con el 16 por ciento y el resto se encuentra en países del Medio Oriente.

“En temas de producción, particularmente China e India son los países que más producen resinas”.

Para la entrevistada, los principales retos y desafíos del sector tienen que ver con la emergencia climática, y que el plástico, a pesar de todo lo que se le ataca, en producción de CO2 no representa más del .5 por ciento.

“Utilizando plásticos evitamos mucho mayor generación de CO2 que cualquier otro material, de manera que el efecto invernadero neto es negativo, te reduce la huella de carbono y con cualquier otro material vas a generar más CO2”.

IMPACTO

La industria del plástico en México

  • 400 mil millones de pesos es el valor de la producción
  • 300 mil trabajadores
  • 4 mil empresas
  • 7 millones de toneladas de plástico se transforman
  • 4.15 millones de toneladas es la producción de resinas en el país
  • 1.5 millones de toneladas de resinas se exportan
  • 4.35 millones de toneladas de resinas se importan

DATOS DE 2022

Empresas de transformación de plástico

  • 2 mil 150 empresas ubicadas en los Estados del Centro 
  • 990 empresas se encuentran en la Región Jalisco y El Bajío 
  • 670 empresas ubicadas en la Región Norte
  • 190 empresas ubicadas en el Sur
  • 100 empresas ubicadas en la región Golfo
Una de las ventajas del uso del plástico es que puede ser reutilizado con facilidad. EL INFORMADOR/C. Zepeda

GUÍA

¿Qué es la economía circular y qué papel juega el plástico?

Muchas veces nos hemos hecho la pregunta sobre cómo podemos ayudar al medioambiente. Una de las propuestas es la economía circular, que es un sistema que busca aprovechar los recursos para reducir, reciclar y reutilizar todo aquello que se desecha y darle una segunda vida. 

“La economía circular permite aprovechar los recursos para darles otra vida y devolverlos al mercado con una forma nueva. Este innovador modelo aboga por los materiales biodegradables y que la fabricación de los productos sea lo menos invasiva posible, con el fin de que no contaminen. El objetivo final es que, cuando haya que desecharlos porque no se puedan reutilizar, se reciclen de una manera respetuosa con el medioambiente”, describe la fundación BBVA.

En ese sentido, el objetivo de las empresas que adoptan esta filosofía es luchar contra el calentamiento global y el cambio climático, reducir la dependencia de las materias primas a favor de los productos reutilizados y producir la menor cantidad posible de desechos. Para conseguirlo se necesitan aplicar nuevas estrategias empresariales, pensar el modelo de negocio, establecer políticas de ahorro de energía, reciclar y evitar la contaminación, entre otras medidas.

Sobre el papel que juega el plástico, un enfoque de esa ideología pretende reducir en la mayor medida posible la producción y el uso de plásticos innecesarios. 

“Para aquellos productos plásticos que se necesitan y no cuentan con una opción ambientalmente más sostenible o de menor impacto, se debe optar por un producto reusable, reciclable o compostable. Una alternativa para reducir el uso de plásticos es a través de la sustitución del material por otros con menor impacto ambiental y que puedan ser recirculados”, remarca el Fondo Mundial para la Naturaleza.

Además, destaca que la transformación a una economía circular del plástico debe estar acompañada de otras medidas urgentes. 

“Una de ellas consiste en mejorar los sistemas de recolección de basuras, especialmente, en los países de ingresos bajos y medios que aún cuentan con grandes deficiencias. También es necesario aumentar la capacidad para reaprovechar el plástico que ya está circulando en el sistema y asegurar la correcta disposición de aquellos desechos que, a pesar de los esfuerzos, no fueron reciclados, esto con el fin de que no lleguen al ambiente”.

Pedro Ortega Gudiño, investigador del Departamento de Ingeniería Química de la Universidad de Guadalajara (UdeG), explica que con el plástico se pueden identificar oportunidades con muchos objetos. Por ejemplo, las llantas no se pueden reprocesar de la misma forma, pero buscando estrategias para producir materiales compuestos o mezclas que puedan ser utilizadas en otras aplicaciones. 

“Todas las personas utilizan un polímero sintético para poder transportarse. Hay que encontrar alternativas de reciclaje a través de mezclas, nos da la oportunidad de tener una alternativa a productos que pueden ser contaminantes. Pero hay que invertir tiempo y dinero. La industria se da cuenta que puede haber futuro, quizá no inmediato, pero que hay que estimar que va a tener que evolucionar la forma en que operan las empresas”.