Viernes, 24 de Mayo 2024
null
Economía

Exportaciones salvan a la industria del juguete

Destacan que el mercado tuvo un impulso luego de que empresas trasnacionales mudaron a México algunas de sus plantas
 

El Informador

Las exportaciones de juguetes fabricados en México le han dado un fuerte impulso a esta industria. El año pasado México realizó exportaciones por alrededor de mil 400 millones de dólares (MDD), de los cuales mil 200 MDD se comercian con Estados Unidos (EU).

Miguel Ángel Martín González, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria del Juguete (AMIJU), explicó que el fenómeno del nearshoring (reubicación de empresas) por las disputas comerciales entre EU y China representó una oportunidad para el país, ya que varias trasnacionales mudaron a México algunas plantas que tenían en la nación asiática para exportar directamente a EU.

“El mercado de Estados Unidos en juegos y juguetes equivale a 30 mil millones de dólares al año. Hay esa oportunidad histórica, afortunadamente estamos a un lado y tienen esa necesidad de cubrir esa demanda”.

La mayoría de las exportaciones de juguetes de México son de empresas como Lego y Mattel, que instalaron plantas en Nuevo León.

Lego realizó una inversión de 500 MDD para la construcción de una planta que se destina para exportar a EU y Canadá.

Además, Mattel anunció una inversión de 50 MDD para expandir su hub juguetero. 

“Nuevo León es el número uno por el tamaño de producción, después sigue Jalisco”, agregó el empresario. 

Otras, como Industrias Plásticas Martín, en la Ciudad de México, están creciendo y exportando principalmente juegos de mesa, y envía sus productos a 24 países.

“Oportunidades sí estamos teniendo, se están abriendo mercados y están llegando más empresas que harán crecer las exportaciones”, concluyó Martín González.

El valor del mercado de juguetes en México es cercano a los dos mil 800 MDD, de los cuales el 50% es abastecido por las empresas locales y el resto corresponde a los juguetes provenientes de otras naciones.

Por el Día del Niño, se dispara la venta de juguetes en el país. EL INFORMADOR/C. Zepeda

Prevén derrama millonaria por festejos del Día del Niño

Con motivo de la celebración del Día del Niño, se espera una derrama económica de 300 millones de dólares generada por la venta de juguetes, informó la Asociación Mexicana de la Industria del Juguete (AMIJU).

Miguel Ángel Martín, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria del Juguete, dio a conocer que hay un panorama optimista para la industria, con ventas anuales por dos mil 800 millones de dólares. En particular este Día del Niño se espera una derrama económica de 300 millones de dólares. 

Indicó que entre los juguetes favoritos de las niñas y niños se encuentran: muñecas, para deportes al aire libre, vehículos, figuras de acción, conjunto de construcción, juegos de mesa y rompecabezas, arte y artesanía, exploratorios y electrónica juvenil. Al año en México se gastan 80 dólares por niño en juguetes. 

Martín destacó que de acuerdo con cifras de GNP, el 42% de las ventas de juguetes se da en centros comerciales, 30% en puntos de venta tradicionales como farmacias de barrio; y 25-30% en tianguis.

Mencionó que la industria del juguete genera alrededor de 28 mil empleos directos y su cadena productiva alcanza a industrias como el cartón, exhibidores, impresión y textil.

Objetivo de temporada: Incrementar ventas por el e-commerce

Durante esta temporada, con motivo del Día del Niño que se festeja el 30 de abril, la industria del juguete buscó aliarse con el comercio electrónico, con la intención de incrementar las ventas en línea.

El Día del Niño tradicionalmente aporta hasta el ocho por ciento de las ventas anuales del sector, pero ante la baja en la afluencia de compradores en tiendas departamentales y plazas comerciales también se apuesta por este canal de ventas. 

En 2022, el 12 por ciento de las ventas de juguetes en México se realizó en línea, con un estimado de 336 millones de dólares. 

De acuerdo con consultoras de mercado, una gran parte de las ventas de la categoría juguetes y hobby se realiza en los marketplaces como Amazon, Mercado Libre o Linio, que ayudan a pequeños minoristas individuales a encontrar clientes.

La Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO) ubica a los juguetes en los primeros lugares de compras por internet, que son encabezados por comida, moda, farmacia, bebidas alcohólicas, belleza y cuidado personal, mascotas, celulares y juguetes.

Para este del Día del Niño algunos sitios en línea ya lanzaron ofertas y promociones de hasta el 30 por ciento para sus clientes.

GUÍA

Equilibran la balanza comercial

Debido al crecimiento de las exportaciones, la balanza comercial de la industria del juguete en México ha comenzado a equilibrase en los últimos años, luego de que por mucho tiempo mantuviera un déficit comercial.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), realizó el estudio “Conociendo la Industria del Juguete”, documento que incluye diversos datos que demuestran cómo este sector ha mantenido un déficit en su balanza comercial, pese al incremento en las exportaciones. 

De acuerdo con el documento, durante 2018 las exportaciones fueron más bajas que las importaciones, por lo que se tuvo un déficit comercial considerable.

El estudio del Inegi detalla que en el 2018 las importaciones rondaron los mil 800 millones de dólares. Por su parte, las exportaciones de los juguetes mexicanos se ubicaron en los mil millones de dólares, es decir, ese año el déficit de la balanza comercial fue de 800 millones de dólares.

Sin embargo, el año pasado las exportaciones rondaron los mil 400 millones de dólares y las importaciones una cantidad similar.

El Inegi detalla que la industria del juguete en México tiene los mayores flujos comerciales de productos con Estados Unidos  y China.

A detalle, las exportaciones destinadas a Estados Unidos representan el 88.9% del total. A eso le siguen República Checa con 2.1% de exportaciones, China con 1.1%, Canadá con 0.8% y Francia con 0.7 por ciento.

Por otro lado, las importaciones provenientes de China están aumentando, al llegar a 80.2%. A ese país asiático le siguen Estados Unidos con 6.6 por ciento de las importaciones, Vietnam con 1.7%, Hungría con 1.6% y Dinamarca con 1.2 por ciento.

Un dato más general que muestra el Inegi en su estudio es que son las empresas medianas y grandes las que concentran 89.6% de la producción de la Industria del juguete y 71.0% del empleo.

Sobre las remuneraciones que perciben las personas que laboran en la fabricación, estas pasaron de 13 mil 200 pesos mensuales por persona en 2013, a 18 mil pesos en 2018.

Inegi resalta que en términos reales (sin incluir el efecto del crecimiento de los precios), son mayores los salarios en la industria del juguete que el promedio de las industrias manufactureras.

Algo que resalta del estudio es que de los insumos que se utilizan para la producción de juguetes, apenas 46.7 por ciento son de origen nacional mientras que 53.3 por ciento son importados.

Señalan que anualmente en México se gastan 80 dólares por niño en compra de juguetes. EL INFORMADOR/C. Zepeda

Sube 50% ventas en Juan Manuel

Durante el Día del Niño, las ventas en las zonas jugueteras de la ciudad se incrementan hasta en un 50 por ciento.

En zonas como Juan Manuel, en el Centro Histórico de Guadalajara, algunos comerciantes reportan un alza en las ventas desde 15 días antes.

Juan Contreras, de la juguetería Laurita, explicó que en esta temporada son muy demandados los productos de bajo costo.

“Se llevan juguetes económicos de menos de 10 pesos como los libros, los animalitos, la pelota se la llevan muchísimo”.

El entrevistado añadió que la mayoría de lo que comercializa en esta zona son juguetes chinos.

“Yo aquí vendo importado y nacional, se vende al parejo. El juguete mexicano algunos lo prefieren, otros los chinos”.

Por su parte, Manuel Preciado, de juguetería Trino, señala el aumento de venta.

“En mi caso sí se incrementa hasta un 30 por ciento en el Día del Niño y la temporada de Navidad, es cuando más se incrementan las ventas”.

En la juguetería Belinchitos, que opera desde hace 24 años en la zona, también reportan un alza de hasta 30 por ciento.

“Lo que más se llevan son los juguetes baratos para regalar en las escuelas, como los crayolas y libros de colorear, los cometas, las burbujas, las espumas, los slime, las pelotas, los ula-ula”, explicó Isi García Torres.

En otras jugueterías explicaron que las muñecas tipo Barbie y las pelotas son las más vendidas.

“La verdad es que nosotros desde hace tres semanas llenamos la tienda con diferentes artículos de diferentes modelos, y la verde se ha vendido súper bien”, dijo una empleada de juguetería La Nena

Jaime Contreras Villaseñor quien tiene más de 30 años vendiendo en la zona, explicó la diferencia de calidad entre los productos chinos y los mexicanos.

“Aquí vendemos la mayoría de juguete nacional, pero hay otros que venden más chinos por la presentación, porque son más llamativos, pero el juguete nacional es de mejor calidad”.

El 30% en Jalisco son menores de edad

El Instituto de Información Estadística y Geográfica (IIEG) de Jalisco informó que a mediados del 2023, se contará con dos millones 608 mil 578 niños y adolescentes de entre 0 y 17 años, el 30.2% del total del Estado (ocho millones 644 mil 920).

Los juguetes tracionales mexicanos son artesanales, hechos en talleres con madera. La mayoría de sus consumidores no son niños sino adultos. EL INFORMADOR/C. Zepeda

Agonizan los juguetes tradicionales mexicanos

Se encuentra en peligro de extinción el juguete tradicional mexicano. La pandemia del COVID-19, la tecnología y la falta de interés de las nuevas generaciones por jugar con ellos ha ocasionado que la producción y sus ventas se desplomaran.

El juguete tradicional es elaborado por pequeños talleres en diferentes partes del país como Jalisco, Puebla, Oaxaca y Michoacán, entre otros.

Trompos, baleros, yoyos, maracas, la lotería, canicas, pirinola, títeres, muñecas de trapo, luchadores, matatena, matracas, ula ula, avioncitos de madera, carritos de madera, entre muchos juguetes que antes eran muy usados por los niños mexicanos, han dejado de consumirse a gran escala. 

Se estima que en el país existen más de 50 mil personas que hacen juguetes artesanales.

“Muchos de estos talleres son artesanales que fabricaban el juguete y sus ventas han caído, sobre todo por temas como la pandemia y porque no tienen casi exposición”, dijo Miguel Ángel Martín, presidente de la Asociación Mexicana de Industria del Juguete (AMIJU).

En un recorrido realizado por el mercado San Juan de Dios, se constató que el juguete tradicional mexicano viene a la baja.

“Nosotros hemos visto una caída como de un 40 por ciento, yo lo atribuyo al uso de la tecnología por parte de los niños: los celulares, las tablets, computadoras, eso está acabando con ellos. Todavía se siguen vendiendo, pero no como antes”, explicó Enrique Torres, comerciante de juguetes tradicionales.

El entrevistado explicó que a diferencia del juguete chino, el juguete mexicano es elaborado con mayor calidad.

“Los juguetes mexicanos están elaborados a mano, son artesanales, esa es la importancia. Normalmente son elaborados con madera, a diferencia de los chinos que son de plástico”.

Otros comerciantes explicaron que por ubicarse en un mercado turístico como San Juan de Dios se vende específicamente ahí este tipo de juguetes, aunque en otros lugares difícilmente se consumen.

“Aquí seguimos vendiendo igual, no nos ha bajado las ventas porque sigue la tradición. Mucha gente lo busca para darlo como regalo o recuerdo, lo siguen pidiendo sobre todo los adultos, se venden todo el año”.

Agregó que durante el Día del Niño muchos maestros compran por paquetes, para regarlos a los alumnos.

“Algunos llevan lo más económico como la tablita mágica, los carritos chicos, baleros chicos, trompos y yoyos”, explicó Gilberto Durán, de la Juguetería Jovita.

En el mercado San Juan de Dios también se venden trastecitos de cocina en miniaturas elaboradas con pasta, barro y madera, que antes eran muy usados por las niñas.

“Antes se vendía más, ahorita ya bajó, las niñas casi no quieren jugar con esto”, explicó Catalina. 

Estas figuras en miniatura también se usan para adornar los altares del Día de Muertos o del Día de las Madres, y son elaboradas en diferentes partes del país como Tonalá.