Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 17 de Noviembre 2018
null
Jalisco

Demandan 11 empresas a Salud por deudas

Los juicios contra la Secretaría estatal se han promovido entre los años 2013 y 2018; reclaman 303 pagos
 

El Informador

En lo que va de la administración, 11 empresas han demandado a la Secretaría de Salud en Jalisco por la falta de pagos. En conjunto, reclaman la cobertura de 303 adeudos. De acuerdo con información proporcionada vía Transparencia, cuatro de los procedimientos se presentaron en lo que va de este año, en la gestión de Alfonso Petersen Farah.

La última en demandar fue la empresa TLM Constructora Mexicana, la cual promovió un juicio el pasado 10 de agosto ante la Tercera Sala Unitaria del Tribunal federal. Aunque la Secretaría de Salud no entregó la información sobre el asunto, en 2014 la compañía fue la responsable de construir el hospital de 18 camas en el Municipio de Arandas, por un total de 56.5 millones de pesos.

Tras una solicitud de información, la dependencia no respondió a cuánto asciende el monto que reclaman las empresas demandantes por estar activos los casos.

El 23 de enero, la empresa Servicios de Ingeniería en Medicina de Occidente interpuso otro juicio ante la Primera Sala del Tribunal Federal de Justicia Administrativa, en el que reclama dos pagos por la venta de equipo médico. Y en ese mismo mes Dequivamed también demandó al Organismo Público Descentralizado de Salud por la compraventa de una vacuna antirrábica canina. Aunque se reporta que en este procedimiento judicial se promovió la defensa del pago, se aclara que el Juzgado no ha resuelto el asunto.

Alfonso Petersen Farah responde que hay adeudos que no están documentados, por lo que la Secretaría de Salud no puede pagarlos hasta que se demuestre que las empresas sí otorgaron los servicios o los productos. Por eso algunas compañías han decidido llevar los casos a los Tribunales.

En este año, la empresa Servicios de Ingeniería en Medicina de Occidente interpuso un juicio ante la Primera Sala del Tribunal federal, en el que exige 48 adeudos por la venta y renta de equipo médico.

La Secretaría desconoce cuándo se resolverán los casos, pero existe la posibilidad de que se hereden a la administración de Enrique Alfaro.

La empresa que reclama el mayor número de adeudos es Hemoser, por la compraventa de productos para laboratorio, con un total de 239 pagos pendientes. El juicio se promovió el 11 de agosto del año pasado ante el Juzgado Segundo de lo Mercantil.

El único procedimiento que se reporta como “convenido” es el que promovió la empresa Dimesa. En noviembre de 2013 exigió el pago por el suministro de medicamentos y material de curación a pacientes del Seguro Popular, pero el caso ya fue resuelto entre las dos partes.

Alfonso Petersen Farah, secretario de Salud Jalisco. EL INFORMADOR/Archivo

Arrastra Salud con deudas “fantasma” por 650 millones

Aunque la Secretaría de Salud en Jalisco registra una deuda por 902.9 millones de pesos con 228 proveedores, de acuerdo con información otorgada vía Transparencia, el titular de la dependencia, Alfonso Petersen Farah, aclara que sólo se tienen documentados adeudos por el orden de los 250 millones de pesos; es decir, se habrían prestado servicios por más de 650 millones de pesos, pero no se programarán para saldarlos hasta en tanto no se presente la documentación comprobatoria.

“En el caso de los proveedores que nos denuncian o nos demandan pagos que no tienen cumplimentado su proceso administrativo, pues le estamos solicitando que lo (hagan) en estricto apego a la ley y a la norma para proceder al pago. Mientras esto no suceda, lamentablemente no podemos pagar”.

Acentúa que los más de 900 millones de pesos corresponden a la deuda documentada y la manifestada. “(Esta última significa aquel interés que tienen los proveedores  de que llevemos el pago de algunos servicios que aparentemente otorgaron, pero que no tiene la documentación específica para demostrar tanto el procedimiento administrativo de adquisición, como lo que sería propiamente el servicio prestado”.

Los adeudos más altos corresponden a servicios prestados durante el año pasado por 68 empresas, clínicas o Gobiernos de otros Estados por 504.5 millones de pesos. Otros 260.8 millones de pesos se adeudan a 44 entes públicos y privados por bienes o servicios contratados entre 2012 y 2018.

A finales del año pasado, cuando Petersen Farah tomó protesta como secretario, la dependencia tenía una deuda de mil 850 millones de pesos, la cual se ha logrado reducir con recursos extraordinarios ‘inyectados’ por la Secretaría de Planeación, Administración y Finanzas (Sepaf), por el orden de los mil 100 millones de pesos. “Estamos caminando bien. Hicimos dos esfuerzos importantes: primero, una gestión en la cual tenemos un gran apoyo por parte del señor gobernador y del secretario de Planeación, Administración y Finanzas, para tener recursos presupuestales adicionales, con la finalidad de pagar lo que llamamos Adefas, que son adeudos anteriores”. Y segundo, revisar las demandas de pago, “en el caso de aquellos que tienen cumplimentados sus procesos administrativos, hemos ido pagando de manera paulatina y progresiva”.

Comenta que el compromiso es finiquitar todos los adeudos antes de que concluya la administración. Sin embargo, insiste en que sólo pagarán los que cumplan con los procesos de comprobación.

Agrega que ya no se tienen adeudos con trabajadores, sólo el retraso en un pago, “derivado de un recurso federal que no nos ha llegado”.

Hay pasivos con hospitales 

La Secretaría tiene adeudos con clínicas y hospitales por el orden de los 67 millones 191 mil pesos, por servicios prestados entre 2014 y 2016.  El monto más alto corresponde al Hospital Civil de Guadalajara, por 59 millones 84 mil pesos, que se arrastra desde hace cuatro años.

En marzo pasado, el director de los Hospitales Civiles, Héctor Raúl Pérez Gómez, informó que el Seguro Popular había saldado el adeudo correspondiente a 2017 por los servicios prestados a sus afiliados, por alrededor de 58 millones de pesos.

Por su parte, Petersen Farah asegura que están al día con los hospitales civiles, “el último corte que tenemos es que no tenemos ningún adeudo”.

En diciembre pasado, la Junta de Gobierno de los Hospitales Civiles realizó un exhorto al gobernador para que se cubriera la deuda de 273 millones que se tenía hasta octubre de 2017. En enero pasado aún se tenía un pendiente de alrededor de 70 millones de pesos, que finalmente fueron pagados.

Otra de las deudas pendientes es por servicios de salud prestados por algunos municipios y otros Estados. Los pasivos son por 45 millones 865 mil pesos con al menos 20 entes. El monto más alto corresponde a los Servicios de Salud de Colima, con un adeudo por 28.1 millones de pesos.

Suspenden convenios con particulares
Debido a la crítica situación financiera que atravesaban los servicios de salud en el Estado, desde el 2016, la Secretaría canceló los contratos con hospitales privados.
La suspensión obedeció a un déficit presupuestal y la falta de pago de 60 millones de pesos por los servicios prestados en esos hospitales.
Aunque empresas exigen los pagos por servicios prestados, la Secretaría responde que no tiene la documentación para acreditar los pasivos. EL INFORMADOR/Archivo

Aún hay pendientes con la Auditoría federal

En octubre del año pasado la Secretaría de Salud debía solventar cuatro mil 700 millones de pesos, correspondientes a las cuentas públicas de 2012 a 2016. Hoy, el secretario confirma que sólo restan por documentar 55 millones de pesos. Sin embargo, esto no significa que ya fueron solventadas.

“De los aproximadamente seis mil millones de pesos que teníamos observados de 2013, nos falta por documentar, si acaso, 15 millones de pesos. Lo demás ya está todo documentado. En relación a 2014, teníamos pendiente aproximadamente cuatro mil millones de pesos observados; hoy nada más tenemos 40 millones de pesos de observar”.

En las de 2015 y 2016, recuerda, les observaron cantidades bajas,  “alrededor de 30 y 45 millones de pesos… éstos ya están completamente documentados. En 2017, tuvimos una observación de aproximadamente 120 millones de pesos y ya está completamente documentado”.

Las principales irregularidades detectadas en el gasto de salud corresponden al Seguro Popular que, hasta el 2015, dependía de la Secretaría de Salud. Las anomalías van desde pagos a personal que ya habían causado baja, prestación de servicios médicos que carecen de expedientes, entre otros.

Las observaciones pendientes de 2013 serán respondidas en este mes y, las de 2014, se documentarán en el resto del año. “Es importante mencionar que el proceso administrativo que tiene la Auditoría Superior, consiste, primero, en una verificación que ellos hacen. Segundo, el levantamiento de observaciones. Tercero, la información que la propia dependencia otorga para cumplir con las observaciones, que es lo que ya hicimos, y luego viene lo que ellos llaman la solventación. Ese procedimiento no depende de nosotros, depende directamente de ellos y de sus tiempos”.

A las irregularidades se suman las detectadas por la Controlaría del Estado en la revisión de la entrega-recepción que llevó a cabo el exsecretario, Antonio Cruces Mada, quien a finales del año pasado fue relevado por Petersen Farah. La dependencia señala malos manejos en las direcciones de Administración, Jurídica, Salud Pública, Recursos Financieros y Recursos Humanos.

En el último año, la Contraloría ha presentado al menos tres denuncias por posible peculado, uso indebido de atribuciones y probables daños al erario público.

A la fecha, el único detenido por irregularidades en el Seguro Popular es Álvaro Córdoba Pérez, quien fue director administrativo de este OPD durante la administración de Emilio González Márquez. Fue aprehendido en febrero de 2015, por el presunto desvío de 326.5 millones de pesos. Sin embargo, fue liberado un año después.

Las anomalías del año pasado
Las últimas anomalías señaladas por la ASF al gasto de salud, corresponden a la cuenta pública de 2017, periodo en el que Antonio Cruces Mada aún estaba como secretario.
Durante el año pasado, se habría tenido un manejo irregular de 167. 6 millones de pesos, correspondientes a tres fondos federales. Sin embargo, el monto se habría reducido a 124 millones de pesos tras la recuperación de recursos durante el proceso de revisión.

Crisis heredada

  • Las actuales autoridades estatales aseguran que la pasada administración les heredó una deuda por arriba de los cuatro mil millones de pesos en los servicios de salud.
  • Antes de su salida (en octubre de 2017), el exsecretario Antonio Cruces Mada informó que dejaría una deuda de mil 500 millones de pesos con proveedores y Hospitales Civiles. El Ejecutivo estatal ya había inyectado mil 500 millones de pesos para el pago de pasivos.
  • De noviembre de 2017 a agosto de 2018, la Sepaf ha inyectado alrededor de mil 100 millones de pesos al OPD para el pago de Adefas.
En los últimos años la Sepaf ha entregado a la SSJ recursos extraordinarios por mil 100 millones de pesos. EL INFORMADOR/Archivo

“Inyectan” este año 419.8 millones para sanear las finanzas

En lo que va del año, la Secretaría de Planeación, Administración y Finanzas ha entregado 419.8 millones de pesos extraordinarios a la Secretaría de Salud en Jalisco, principalmente para el pago de Adeudos de ejercicios fiscales anteriores (Adefas).

En febrero, la Sepaf emitió un cheque por el orden de los 109 millones a favor del Organismo Público Descentralizado (OPD) Servicios de Salud Jalisco, para el pago de Adefas generados en 2017. En marzo se giró otro cheque por 130.7 millones bajo el concepto de apoyo extraordinario, aunque no se precisó que era para el pago de adeudos; un mes después, se hizo otra transferencia por la misma cantidad en la que se puntualizaba que el apoyo era para el pago de Adefas.

El mes pasado, Finanzas entregó otros dos cheques, uno por 40 millones para el pago de adeudos y otro por 9 millones 318 mil pesos como apoyo extraordinario.

Los más de 400 millones de pesos entregados este año forman parte de los mil 100 millones de pesos que la Sepaf ha destinado para rescatar a la Secretaría de Salud que, en los últimos años, ha presentado serios problemas financieros.

Estos se reflejan en las auditorías realizadas tanto por la Auditoría Superior de la Federación (ASF), como por la Contraloría del Estado, las cuales han señalado malos manejos de los recursos entregados tanto al OPD de Salud como al Seguro Popular.

Desde la llegada de la actual administración se han destinado montos importantes para el pago de deudas, ya que de acuerdo con el gobernador Aristóteles Sandoval, en Salud le heredaron adeudos por el orden los cuatro mil millones de pesos.

Alfonso Petersen aclara que los recursos que se han destinado para cubrir el boquete financiero han salido de las arcas estatales, “son recursos de Gobierno del Estado, porque para pagar Adefas, tienen que ser recursos propios. Han venido a darnos un apoyo tremendo, por supuesto que nosotros esperamos que sigamos teniendo ese apoyo para el cierre de la administración”.

En diciembre pasado, la Sepaf entregó 300 millones de pesos para el pago de proveedores y 200 millones para completar los pagos de nómina y aguinaldos. En noviembre, la dependencia tenía problemas para el abasto de medicamentos y para el pago de trabajadores. Debido a esto, se realizó también un recorte de alrededor de 300 plazas.

A pesar de los contratiempos, el secretario considera que cerrarán bien la administración, “ahorita estamos con una condición satisfactoria, nuestros proveedores están trabajando completamente con nosotros, están surtiendo adecuadamente, y no tenemos ninguna situación en ese sentido que limite la operación”.

Sigue: #DebateInformador

¿Qué opina del servicio que se ofrece en los hospitales de la Secretaría de Salud?

Participa en Twitter en el debate del día @informador