Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 12 de Noviembre 2019

Privilegiaron los “abrazos” por sobre una política de seguridad: Causa en Común

Aseguran que a casi un año del nuevo a la administración, todavía no hay una política certera en seguridad que tenga un seguimiento real de medición, una estrategia y programas de acompañamiento

Por: Rubí Bobadilla

Para María Elena Morera, presidenta de la organización nacional, Causa en Común, no existe hasta hoy una política nacional sobre seguridad pública porque se privilegió la cultura de la pasividad a través del discurso de los abrazos. TWITTER/ @causaencomun

Para María Elena Morera, presidenta de la organización nacional, Causa en Común, no existe hasta hoy una política nacional sobre seguridad pública porque se privilegió la cultura de la pasividad a través del discurso de los abrazos. TWITTER/ @causaencomun

Para María Elena Morera, presidenta de la organización nacional, Causa en Común, no existe hasta hoy una política nacional sobre seguridad pública porque se privilegió la cultura de la pasividad a través del discurso de los abrazos.

Luego de casi un año de que llegara al Gobierno la nueva administración, dijo, todavía no hay una política certera en la materia que tenga un seguimiento real de medición, una estrategia y programas de acompañamiento, factores que consideró fundamentales para su construcción.

“Tenemos solo esbozos de forma ideológica de lo que ellos piensan, pero no hay un plan como tal. Es momento de que el Presidente se siente a replantear que el tema de la seguridad no es un tema religioso, no lo vamos a arreglar 'queriéndonos mucho', porque antes de eso, debe haber Estado de Derecho”, expresó Morera en el marco del Foro Nacional organizado por la fundación que preside, realizado este lunes en la Ciudad de México.

Dijo que uno de los principales problemas es que, desde la gestión de Andrés Manuel López Obrador como jefe de Gobierno de la Ciudad de México, no se involucraba en los temas de seguridad, dejando que Marcelo Ebrard, como entonces jefe de seguridad, que lo resolviera todo.

“El Presidente debe replantear quién es su Secretario de Seguridad Pública, y a partir de eso tomar una estrategia real (...) tendría que valorar, definitivamente, la continuidad de Alfonso Durazo”.

Por último, Morera dijo que antes de una estrategia de “abrazos, no balazos” debe atacarse al crimen organizado desde lo económico, congelando sus cuentas bancarias, pues de otra forma se puede incluso considerar que se están financiando los negocios del crimen organizado.

Por su parte, el Secretario Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, Leonel Efraín Cota, señaló que en lugar de hacer un replanteamiento de la Estrategia de Seguridad Pública es necesario alcanzar el nivel óptimo de operación de la Guardia Nacional y de las corporaciones locales de cada región del País. “No hay otra manera” finalizó el secretario tras su participación en el Foro Nacional.

NM

Temas

Lee También

Comentarios