Martes, 28 de Mayo 2024

Breve diccionario tapatío: Palabras típicas de Guadalajara

Recopilado de algunas de las palabras más curiosas, únicas y típicas de nuestra ciudad, en conmemoración de su 482 aniversario 

Por: Fausto Salcedo

Las palabras más características de los tapatíos. EL INFORMADOR/ ARCHIVO/ Foto de Sven Brandsma y Volodymyr Hryshchenko en Unsplash

Las palabras más características de los tapatíos. EL INFORMADOR/ ARCHIVO/ Foto de Sven Brandsma y Volodymyr Hryshchenko en Unsplash

El idioma es un universo en sí mismo, un mar cambiante que se forma en lo cotidiano y en lo íntimo, que se construye con la costumbre, y que eclosiona junto a la vida. Cada familia, cada grupo de amigos, cada relación de pareja, vínculo, contacto, incluso el que se tiene con las mascotas, genera su vocabulario único, sus propias palabras con las que les da forma y se dibuja al mundo, y mediante las cuales nos volvemos verdaderos. 

En nuestro país, además de las 68 lenguas indígenas -según el Gobierno de México- el idioma oficial es el español. Pero no es el mismo español que se habla en el norte, que en el sur, en el centro y en las periferias del país. No es el mismo el español el de las costas que el de las sierras profundas; el de las selvas de Chiapas y las montañas de Oaxaca, no es el mismo español el que corre a través de las fiestas, los juegos y las banquetas de las calles en el barrio, al español críptico de los políticos, los campos de golf, y las clases de equitación.

No es el mismo español precipitado que tecleamos en los celulares, en los mensajes de WhatsApp, al español de tener frente a frente al otro y darse cuenta de que las palabras no bastan.

Al idioma lo define la cultura, la geografía, la historia, las raíces, la tecnología, e incluso el amor. Jalisco y Guadalajara también tienen su español único, sus palabras irrepetibles que por lógica, vida y costumbre sólo entienden quienes nacieron y quienes decidieron vivir aquí, y que puedan generar confusión para otros mexicanos y extranjeros. Palabras que nos dan forma, identidad, rostro y esencia, palabras que se dibujaron como pájaros salidos de los labios, y que se eternizaron en el viento. 

Aquí una breve recopilación de las palabras que son cotidianas en la jerga tapatía, que reconocemos como nuestras, y que encontramos en la calle, en las conversaciones con nuestros padres, en la calle con nuestros amigos, y en nosotros mismos. 

Diccionario Tapatío: Palabras que sólo entienden quienes viven en Guadalajara

Ajerar: Fastidiar, molestar a alguien, buscar conflicto con fines bélicos. A ese güey se me hace que le voy a cantar un tiro, siempre me anda ajerando. 

Ajustar: Cuando el dinero no alcanza y uno se ve en aprietos. "No me ajusta y falta un buen para la quincena, yo no sé cómo le voy a hacer". "¿Sí te ajusta para el chato? Si no, creo que traigo poquita morralla". 

Aljibe: Cisterna, depósito subterráneo donde se almacena el agua. Mmmta, otra vez nos quedamos sin agua, está todo vacío el aljibe. 

Ámola: Vámonos, vamos. Ámola por unas chelas, o qué. Ya ámole a dormir, ando bien cansado. 

Asquilín: Hormiga. Me picaron bien gacho los asquilines. 

Balde: Cubeta. Hazme un paro, ¿no? Enjuaga el trapeador en el balde y ponte a trapear.

Bien sabe cómo: Frase utilizada cuando se refiere a una persona con un modo "peculiar" de ser: Lupita es muy sangrona, es bien sabe cómo conmigo. En general el prefijo "bien" se utiliza para darle énfasis a una palabra: Bien feo, bien bonito, bien gacho. 

Bien mucho: Demasiado, excesivo: No manches, aguanta, me diste bien mucha comida. 

Birote, virote: Bolillo, pan. Puede ser salado o no salado. Por sus condiciones climatológicas, Jalisco es el único lugar de México donde se produce el birote salado.  

Calar: Probar, intentar algo; incitar, retar. "¿Está chida esta madre?" "Pues cálale". 

Cantón: Casa, hogar, lugar donde se vive. "Caile a mi cantón, aquí tengo unos cascos, si quieres nos echamos unas caguas". 

Cámara: Expresión afirmativa, equivale a "sí", "de acuerdo". También funciona como despedida. "¿Vamos por unas chelas? ¡Cámara!" "Ya me voy a mi cantón". "Cámara güey, cuídate". 

Carrilla: Burla, acción con la que se burla o se molesta a alguien, bullying. "Ese güey es bien carrilla, ese güey no aguanta la carrilla" "Me andan echando carrilla". 

Coto: Condominio, terreno privado. También es una reducción de "cotorreo", "cotorrear"." ¿Me pasas la dirección de tu coto?" "Perdona por no contestarte, andaba en el cotorreo". 

Cura: Divertido, gracioso. "Ese morrilo es bien cura". "Ayer vi una película, estaba bien cura". 

Charchar: Trabajar, funcionar. Se usa cuando un aparato deja de ser útil. "Mi lavadora ya no está charchando". 

Chato: Camión, transporte público. "Deja me voy yendo si no no voy a alcanzar el chato". 

Chispear: Llovizna breve, ligera. Puede ser la antecesora de una tormenta verdadera, o no durar más que unos minutos. "Deja me pongo una chamarra porque ya empezó a chispear". "No sé si meter la ropa, es que ya está chispeando". 

Chucho: Perro, mascota. "Deja me saco a pasear a los chuchos". 

Churritos: Frituras, pueden ser dulces o saladas -las saladas son típicas de fiestas, reuniones o convivios-. "Pásame el chile para echarle a los churritos". "¿Amos al templo por unos churros?". 

Chintrola: Chingado. Expresión de tristeza, coraje. "Chintrola, volví a perder las pinches llaves".

Cuicos: Policías. "Ahí vienen los cuicos, a ver si no quieren sacarnos varo". 

Edá: Reducción de "verdad". Se utiliza al final de una frase para reafirmar lo dicho. "Esa morrita está bien guapa, edá?" "No manches, mendiga clase estuvo bien aburrida, edá?" "¿Qué chido nos la pasamos, edá?"

Echar lío: Flirtear, romancear, ligar. "¿Y tu carnal?" "Sabe, creo que anda echando lío con una morra". 

Fajo: Cinto, cinturón. "No seas gacho, préstame tu fajo, ¿no? Es que estos pantalones me quedan todos guangos". 

Fonda: Cenaduría, establecimiento donde se vende comida mexicana. "Tengo bien mucha hambre, ámola a la fonda por unas flautas". 

Guanatos: Guadalajara. Aquí, donde nos tocó vivir. "La neta a mí sí me late Guanatos, está bien padre la ciudad". 

Gusguear, gusgueras: Comida chatarra, frituras, antojo de comida, pero no de provecho. "Como que traigo ganas de gusguear". 

Ira: Mira, observa. También es una expresión de sorpresa. "Ira, ven, caile para acá pa que veas este madre". "Ira, mendigo chucho, está bien bonito". "Ire, amá, ya dejó de chispear, qué bueno que no metimos la ropa, ¿edá?

Jícara: Recipiente, vasija pequeña, generalmente de plástico. "Échale agua a la jícara y pásamela para limpiar la güacareada del güey de la peda". 

Jocho, jochos: Hot-Dog. "Ya me dio el bajón, amola a comer unos jochos, no?" 

Lonche: Puede ser, al mismo tiempo, una torta, o la comida que se manda a la escuela, que uno trae al trabajo, generalmente como desayuno. Birote relleno de cualquier cosa. "Me voy a hacer un lonche de frijoles". "¿Qué trajiste de lonche? Lo que sobró ayer en mi casa". 

Mandilón(a): Dícese de alguien que es sumiso o que cambia durante una relación, o para tener una relación. "Ese wey anda de mandilón, quiere quedar bien con su morra". 

Melolengo(a): Torpe, tarugo, tonto. "No manches güey, no seas melolengo, voy a creer que confundiste un billete de 500 con uno de 20".

Morusas: Migajas. Pequeños pedazos de pan, galletas o comida que se desprenden y quedan en la superficie o en la ropa. "Mijo no friegues, comes como pajarito, siempre me dejas toda la mesa llena de morusas". 

Morro(a): Manera un tanto impersonal en la que se refiere a un niño desconocido, de corta edad. También se usa como manera afectiva de referirse a la pareja. Novia, novio. "Oye morro, pásame el balón, ¿no?" "Ese morrito está bien cura". "Ando solito, mi morra se fue a echar unas caguas con sus amigas". 

Ocupo: Se ha dicho de muchas maneras en muchas partes: los tapatíos no necesitan, ocupan. "Ocupo que me hagas un favor". "Fíjate que ocupo baro, ¿crees que me puedas prestar?". "Ocupo decirte algo". 

Ora: Expresión de sorpresa, o para llamarle la atención a alguien. "Ora, aplácate". "Ora, ora, qué traes".

Ponte trucha: Atento, atención, se utiliza para decirle a alguien que abra los ojos, que aterrice. "Ponte trucha bato, que se me hace que te andan queriendo bajar a tu morra". 

Saaaabe: Expresión tapatía para expresar cansancio, coraje, cuando un tema no queda completamente claro. Reafirmación de algo que era entendible, cuando no se sabe algo. "Ya te dije que no sé, saaaaabe". "Ya te dije que no, saaaaabe". 

Támaro: Tránsito, policía vial. "Ni siquiera me pasé el alto, pinche támaro ha de querer una mordida". 

Vuelto: Cambio, morralla. El dinero que sobra después de ir a la tienda. "Mendigo mocoso, no me devolvió el vuelto y se quedó jugando a las maquinitas". 

FS

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones