Martes, 20 de Abril 2021

Detectan exceso de velocidad en cuatro rutas modelo

Una auditoría ciudadana reprobó la responsabilidad de los choferes al conducir; también advirtió que no respetan las señales de tránsito

Por: El Informador

La revisión se enfocó específicamente en las primeras cuatro rutas creadas: T01, T02, T03 y T09. EL INFORMADOR/Archivo

La revisión se enfocó específicamente en las primeras cuatro rutas creadas: T01, T02, T03 y T09. EL INFORMADOR/Archivo

En la evaluación que realizó la Contraloría Ciudadana para el Transporte Público de Jalisco se encontró que, en las cuatro rutas pioneras del nuevo modelo de transporte, está normalizado el exceso de velocidad.

La revisión se enfocó específicamente en las primeras cuatro rutas creadas: T01, T02, T03 y T09. Los rubros revisados fueron seguridad, confiabilidad, eficiencia, accesibilidad, servicio, conveniencia y documentación.

La auditoría tuvo una duración de siete semanas y la realizaron 60 personas. Ésta reprobó con una calificación de 53 la responsabilidad de los choferes en la conducción de unidades del transporte público. La desobediencia hacia las señales de tránsito fue otro de los puntos que hallaron más preocupantes.

“Los operadores continúan sin entender que se está prestando un servicio. No hay sensibilidad hacia el trato de las personas”, resaltó Belén Vázquez, coordinadora del Observatorio Ciudadano de Movilidad y Transporte Público de Jalisco.

También se toparon con malas condiciones laborales para los choferes, insuficiente personal para administrar las empresas, camiones sucios, confusión en el uso de alcancías de prepago (debido a que no están homologadas) y un pésimo estado de los parabuses.

“Nos encontramos con choferes que duermen en las unidades para empezar su jornada el día siguiente”, denunció.

Aunque deberían ser las rutas ejemplares, en la evaluación obtuvieron un promedio de 77% en el cumplimiento con la Norma Técnica de Calidad en el Servicio y la Norma Técnica Características de los Vehículos.

En el tema de accesibilidad universal, concluyeron que el servicio en estos derroteros estandarte “sigue siendo discriminatorio y excluyente. Siguen sin considerar a los grupos vulnerables”.  Detallaron que las rampas y parlantes están improvisados y son inoperantes.

Otro pendiente señalado fue que, aunque la tarifa es de 9.50 pesos, la mayoría de los pasajeros termina pagando 10 porque las máquinas no ofrecen cambio.

Ante esas fallas, la Contraloría pidió a la autoridad atender de manera urgente cinco puntos en específico: brindar asesoría a los transportistas, unificar las condiciones de trabajo de los operadores, apoyar con estrategias financieras a los transportistas, evaluar el sistema de prepago y modificar los procesos de atención a las víctimas de siniestros viales.

PARA SABER

  • La Contraloría la conforman elementos del Observatorio de Movilidad, sociedad civil y representantes ciudadanos.
  • Más de 60 personas,  divididas en 4 comisiones, participaron en la evaluación.
  • Fueron siete semanas de trabajo.
Ruta Artesanos T02. También detectaron parabuses en malas condiciones y falta de información en las paradas. EL INFORMADOR/F. Atilano

Solicitan atender fallas urgentes en ruta empresa

Tras dar a conocer los resultados de la primera etapa de supervisiones al modelo de la ruta empresa, la Contraloría Ciudadana, creada a petición del Observatorio de Movilidad, urgió a la autoridad a aplicar cinco acciones urgentes en el sistema de transporte.

Los puntos que deberían atenderse de manera inmediata, de acuerdo con la organización, son brindar asesoría a los transportistas para que mejoren el servicio y unificar las condiciones de trabajo para los operadores, pues vieron que no hay una vinculación entre la Secretaría del Trabajo y la de Transporte.

El tercero es apoyar con estrategias financieras a los transportistas para que adquieran vehículos adecuados; evaluar el sistema de prepago que actualmente no está homologado, pues las máquinas son distintas y están ubicadas en lugares diferentes en los camiones, lo que genera confusión, además de que no entregan cambio.

Finalmente, modificar los procesos de atención a víctimas de siniestros viales a través de aseguradoras y no de mutualidades, como actualmente ocurre.

Estas fueron las troncales revisadas: T01, T02, T03 y T09.

Entre las principales inconsistencias que hallaron están el manejo irresponsable por parte de conductores, donde se incluye el exceso de velocidad y la violación a señales viales; las malas condiciones de los parabuses, falta de accesibilidad, nula información en paradas y unidades sucias, tanto en su interior como exterior.

Integraron más recomendaciones para corto, mediano y largo plazo, sin embargo, señalaron que éstas son las más urgentes.

“Estas son las cinco que consideramos más importantes, no decimos que no son importantes todas las demás, pero corrigiéndose esto, el sistema de transporte público puede mejorar muchísimo”, recalcó Ana Belén Vázquez, coordinadora del Observatorio Ciudadano de Movilidad y Transporte.

Belén Vazquez, coordinadora del Observatorio de Movilidad. ESPECIAL

Muerte de su hermana la vuelve activista

Tras el fallecimiento de María Fernanda o “Botas”, quien fue atropellada por una unidad de la ruta 368 hace cinco años afuera de la Preparatoria 10 de la Universidad de Guadalajara, la vida de Ana Belén Vázquez, su hermana, cambió por completo.

“Su muerte marcó un parteaguas en nuestra familia y en mí, porque mi tema no era movilidad ni transporte público, yo me dedicaba a temas de desarrollo indígena antes de todo esto, me involucré para conocer qué estaba pasando y conocer por qué pasó lo que pasó”, dijo.

La joven aseguró que, tras la tragedia que vivió su familia, el único objetivo que tienen es mejorar las condiciones del transporte público, por lo que decidió convertirse en activista.

“El caso de mi hermana marcó una diferencia en el Estado, y con él lamentablemente pudo buscarse una transformación del transporte. No se ha logrado, nuestra meta debe ser llegar al cero víctimas y mantenernos”, aseguró.

La ahora coordinadora del Observatorio Ciudadano de Movilidad y Transporte compartió que seguirá luchando desde la “trinchera que sea” para intentar mejorar el transporte en la ciudad en memoria de su hermana y como meta personal de su familia.

María Fernanda Vázquez tenía 18 años cuando murió. Su caso trascendió y movilizó a miles de universitarios en distintas marchas exigiendo un transporte público de calidad.

Tras  cinco años de su muerte, su familia aseguró en marzo pasado que no han recibido justicia.

Temas

Lee También