/contenidos/2017/12/03/noticia_0110.html
Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 22 de Junio 2018

Ideas

Ideas |

Pensión

Por: Aurelio López Martínez

Pensión

Pensión

El automovilismo sostiene una importante diferencia con las incontables disciplinas en el mundo deportivo al ofrecer a sus protagonistas sustento y gloria mucho después de que su momento en la máxima categoría haya expirado. El campeón del mundo en 2009 de la Fórmula Uno, Jenson Button, recientemente anunció que competirá en 2018 en la categoría de súper turismos en Japón.

No es una novedad o sorpresa que pilotos que fueron obligados a abandonar el máximo circuito del automovilismo decidan buscar otras oportunidades que les permita florecer, pero creo que en el deporte contemporáneo existen alternativas que conllevan la misma gloria y fama que competir en la Fórmula Uno.

Pilotos que por circunstancias nunca triunfaron en el circo encontraron éxito, gloria y fama, prueba de ello es el piloto belga Jacky Ickx. Jacky compitió en la época dorada de la Fórmula Uno y en uno de los tiempos más letales dentro de la categoría, sin embargo nunca conquistó un título a pesar de ser considerado como uno de los grandes talentos de su generación. En su retiro el piloto nunca abandonó su pasión por el deporte motor y conquistó títulos en prácticamente cualquier serial donde le permitían competir. Tengo que reconocer que han pasado más de cuarenta años desde que el piloto europeo compitió en la cima del deporte, pero su permanencia y relevancia continúan vigentes.

En un mundo globalizado y accesible como en el que vivimos actualmente, me parece ingenua la mentalidad que después de la Fórmula Uno no existe nada, competencias de diferentes formatos conceden a los protagonistas nuevas plataformas para brillar.

La única analogía que me hace sentido la encuentro en el futbol mundial, si algún futbolista arribará al Real Madrid o Manchester United sin el contrato adecuado o en el momento equivocado probablemente nunca consiguieron consagrarse, pero en otra Liga y circunstancia brillaron y todos ganamos.

La Fórmula Uno y el resto de los deportes no son tan diferentes, sin embargo el automovilismo bajo una buena propuesta puede redimir y explotar el impacto global de los autos en el mundo. Creo que se podrían exprimir promotores de un campeonato nacional a las armadoras y patrocinadores de una manera más efectiva y que honre y retribuya al talento que tomó el riesgo de hacer del automovilismo el sustento de vida.

No sorprende el crecimiento de la Fórmula E, ni tampoco el fervor que provocó Fernando Alonso el año pasado en Indianápolis, no entiendo la negativa de los seguidores al aceptar diferentes formatos, seriales y protocolos; una cosa si aseguro, el talento existe en pista y creo que el riesgo y trabajo merece ser apreciado.

Preguntas y comentarios @desdepista

Temas

Lee También

Comentarios