Sábado, 13 de Agosto 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Los otros datos de la mañanera de AMLO en Jalisco

Por: Jonathan Lomelí

Los otros datos de la mañanera de AMLO en Jalisco

Los otros datos de la mañanera de AMLO en Jalisco

Cometí la ociosidad de contar las cifras vertidas en la mañanera del Presidente en Jalisco.  ¿De qué sirven 53 cifras para justificar la baja de delitos, miles de vacunas aplicadas y dinero para medicina? 

De qué sirven cuando vuelan helicópteros artillados en el Cielo de Jardines Alcalde, hay desabasto de fármacos contra el cáncer y López-Gatell jamás aclaró cómo y dónde adquirir la vacuna de refuerzo en Jalisco (lo precisó horas después el gobierno estatal). 

De esa hora y media, ¿qué nos queda? 

La poderosa imagen de López Obrador con el brazo desnudo al recibir su tercera dosis. La pregunta de la enfermera, buenos días señor Presidente, el día de hoy se le aplicará el refuerzo de su vacuna. La misma pregunta que a millones de adultos mayores en México. 

Una eficaz puesta en escena y la teatralización del poder como recurso político. Eso nos queda. 

La política, dijo alguien, necesita de adecuadas y oportunas dramatizaciones. El poder también es puesta en escena: José Mujica en su vochito; Calderón con la casaca verde olivo en Apatzingán. Zapata en la silla presidencial. 

Por eso la mañanera de AMLO concita todo el desprecio y todas las alabanzas. ¿Populismo o genialidad? ¿Una gran idea o un engaño? 

La mañanera sirve a López Obrador para un fin práctico: dictar agenda a la comentocracia. Genialidad. También brinda una escenografía para mostrar su mayor activo: un Presidente cercano al pueblo y con una misión histórica. Populismo. 

El acierto y fortaleza del Presidente radica justo en su capacidad para deconstruir el ritual y la escenografía del priismo histórico. El guión político-teatral ahora apela a las emociones, al manejo de símbolos y la desacralización de la figura presidencial. 

Al Presidente le resulta natural. 

En la mañanera de ayer, el Internet falló para la transmisión en vivo de la vacunación desde CDMX. Sheinbaum se escuchaba entrecortada. Entonces AMLO atajó: «¿no nos puede hablar Claudia por teléfono?» Resonaron las risas del público, adultos mayores en primera fila. Un instante después, Jesús Ramírez acercó el teléfono con Claudia en la línea. Insuperable recurso escenográfico. 

La mañanera sirve para todo lo anterior, pero raras veces como mecanismo de comunicación social: ¿Dónde nos vamos a vacunar? Pregunta que se hicieron miles de jaliscienses al terminar el evento. 

Tampoco funciona como espacio para fijar acuerdos políticos o reforzar vínculos de colaboración con los mandatarios anfitriones. 

Las obras prioritarias para Jalisco -la Línea 4, el abasto de agua, el Peribús- también quedaron fuera de este espacio sujeto a un estricto control político y mediático. 

En esta lógica, el gobernador acató su tímido papel, casi agachón, al renunciar a interpelar al Presidente, en contraste con el vociferante mandatario de la consulta sobre el pacto fiscal. 

AMLO decidió suspender la sesión de preguntas al final.  No se completó «el diálogo circular» en Jalisco. ¿Lo hizo para evadir un conflicto político o para evitar un compromiso? 

Qué importa. Quedan los chascarrillos y la foto de AMLO, sonriente, mientras recibe su tercera dosis.

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones