Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 20 de Noviembre 2019
|

Pergeño

Por: EL INFORMADOR

Mouriño, eje de las reformas

Antes de que transcurrieran tres horas de su muerte, ocurrida el martes 4 de noviembre al caer la tarde, el Presidente Felipe Calderón definió a Juan Camilo Mouriño como “uno de mis más cercanos colaboradores y uno de mis mejores y más entrañables amigos (…) Inteligente, leal, comprometido con sus ideales y con el país; honesto y trabajador (…) Un hombre cuyo talento, tacto y capacidad estratégica y de diálogo permitió que México avanzara en muchas de las muy importantes reformas que se han implementando en el país y que hizo posible que el Gobierno avanzara en la consecución de sus objetivos para con los mexicanos”.

Casi exactamente cuatro meses antes de que ocurriera el desplome del jet en que viajaba de San Luis Potosí a la Ciudad de México, el 2 de julio de este año, tuve oportunidad de entrevistar al secretario de Gobernación Mouriño, en Casa Jalisco. Habló de las reformas trabajadas entre el Ejecutivo y el Legislativo en esta administración. Y sí, hacía propias, en sus palabras, estas reformas como triunfos en los que él había sido, y era para esas fechas, un protagonista de primer orden.
En la entrevista para EL INFORMADOR, a propósito de las negociaciones que él conducía para sacar adelante la polémica reforma energética, dijo: “No hay ninguna reforma que sea a costa de cualquier otra cosa, a costa de lo que sea, toda reforma implica un proceso de negociación (…) La apuesta del Gobierno y del PAN, no puede ser simplemente buscar el número de votos necesarios con la oposición, debemos buscar el más amplio consenso posible, entre quienes tienen esta visión modernizadora y transformadora del país, y ahí he encontrado —en otras reformas— el respaldo del PRI, del Verde, del Panal, de Alternativa para algunas cosas, en el presupuesto se aprobó con votos de todos los partidos políticos. Hay una serie de combinaciones por las cuales se puede buscar una mayoría, y la apuesta del Gobierno es el más amplio consenso posible de quienes quieren transformar a México”.

De trato amable, cordial, aceptó iniciar la charla informal hablando de futbol. Y confesó que no le gustaba el nuevo uniforme que portarían las Chivas del Guadalajara en el actual torneo; lo de las rayas quebradas le provocó una mueca, pero lo del “amarillo limón” del segundo atuendo del Rebaño, francamente le parecía fuera de lugar.

El fallecido titular de Gobernación estaba en una situación difícil, que le acompañó desde que tenía apenas unas semanas en el cargo, por los severos cuestionamientos que le lanzaron desde el lopezobradorismo. Tal vez por eso se afanaba en mostrarse sencillo, accesible, lejano a la imagen del todopoderoso hombre fuerte del gabinete presidencial que pone barreras en su trato hacia los periodistas. En ningún momento apresuró la conversación ni eludió tema alguno, a pesar de que llevaba más de media hora de retraso en la agenda que le habían programado.

Sirvan estas líneas para recordar también con agradecimiento a dos colaboradores de Mouriño que desde el primer contacto para la entrevista ofrecieron facilidades para este reportero: Miguel Monterrubio Cubas, director de Comunicación Social, y Norma Díaz, jefa de Información. Por desgracia no es frecuente recibir un buen trato de funcionarios que despachan en esas áreas en secretarías de Estado. Que los tres, junto con los demás fallecidos el martes pasado, descansen en paz.

VÍCTOR E. WARIO / Periodista.
Correo electrónico: vwario@informador.com.mx

Comentarios