Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 18 de Noviembre 2019
|

El redondeo tipifica actividad nacional

Por: EL INFORMADOR


POR MANUEL LÓPEZ DE LA PARRA


Esta vez, vamos a intentar realizar un comentario acerca de una vieja costumbre nuestra, y que prácticamente, podríamos considerarla, como una de tantas maquinaciones imaginativas de nuestra propia indiosincrasia, que como la "mordida", el "entre", el "disimulo", se ha institucionalizado, incluyendo, con ciertas y estudiadas formalidades, en los espacios de algunas cadenas comerciales, dizque con el fin de hacer labor social (¡!).

El llevado y traído redondeo, típicamente, pues producto de nuestra cultura, tiene un significado, que al parecer por su insignificancia, no significa gran cosa, pero es suficiente con llevar a cabo sencillas operaciones, ya no digamos de altas matemáticas, sino de carácter aritmético elemental, para quedar sorprendido de que tiene alcances importantes, porque simple y llanamente, el "redondeo" se apoya más bien en una proporción geométrica, progresiva e irreversible que permite la acumulación de muy importantes cantidades de dinero, sí, de ese devaluado y carente de mucho poder adquisitivo de nuestro "pesito", pesito porque así está representado física y monetariamente.

Imaginemos, nada más por un instante la ingente magnitid de lo que es la Ciudad de México, una de las urbes más grandes del mundo, y también la que lleva las palmas en lo que se refiera al desorden, caos, y multitud de facetas antisociales que dañan y perjudican de lo que alguien acaba de llamar de manera muy eufórica, "la Ciudad de Ciudades" (¡!). En donde es increíble, en ese dantesco maremágnum que es esta monstruosa ciudad, hay una masa, una multitud de gente desesperada por lograr ingresos a como dé lugar, y además, está la presencia de empresas comerciales que también, "técnicamente" organizan periódicamente "redondeos" en las cuentas de los miles y miles de compradores que vellis nollis tienen que acudir a demandar sus servicios, redondeo que según se afirma es para la realización de muchas causas nobles. (¿Qué ya hay comerciantes nobles, morales y humanitarios?). De esa manera, con los 10 centavos, 20 o un peso de redondeo por comprador obtienen al día varios millones de pesos, porque son cadenas comerciales de proyección nacional, además.

Bueno, pero esas empresas aducen que tienen permiso, quién sabe de quién, con la única salvedad de que es una donación "voluntaria". Pero la mayoría se va con la finta.

Bien, pero además de esta fuente increíble de ingresos extraordinarios al menos, en el DF, están los taxistas, porque desde hace tiempo, por disposición oficial, cobran sus servicios de transportación por medio de un taxímetro. Y ahí está el punto álgido o crucial, porque el taxímetro nunca marca cantidades exactas, así es que si una "dejada", por ejemplo, de Ciudad Universitaria, o Coyoacán a la confluencia del Eje 8 y Calzada de la Viga, marca 45 pesos con 80 centavos, el taxista sin explicación, da un billetito de 50 varos, ésos que tienen la efigie del prócer Morelos, da de cambio, si bien le va a uno, dos pesos, lo que significa que se quedó con tres pesos con 80 centavos, y claro, el usuario no puede reclamar nada, porque se trata de una cantidad irrisoria, y como siempre andamos con prisa, pues "ahí se va". A veces se disculpa por falta de "feria".

Pero eso no es todo. Hagamos cuentas rápidas. En la Ciudad de México, hay, más de 150 mil taxis, que operan con distintas denominaciones, "piratas", "panteras", "tolerados", bochos", "ecológicos", etc. Si cada taxista, en general, cobra un peso por usuario, esto quiere decir que cada día, los 150 mil taxistas, -muchos de ellos trabajan las 24 horas-, captan la bonita suma de 150 mil pesillos diarios, y eso de una manera muy conservadora, porque lo hacen con la mayoría de su pasaje, por lo que la suma resulta enorme. Nos preguntamos, ¿Ya Marcelo se habrá dado cuenta de este redondeo unilateral, -porque si no llevas la cantidad a pagar, ni contarlo- e indebido? Estaría bueno que se enterara.

MANUEL LÓPEZ DE LA PARRA / Periodista.

Correo electrónico: loppra@economia.unam.mx

Lee También

Comentarios