Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 26 de Septiembre 2018

|

El dolor de la pérdida

Por: EL INFORMADOR


No cabe la menor duda que con el tiempo aprendemos a sobreponernos a las penas y a las pérdidas, sobre todo cuando éstas suceden fuera de órbita y antes del tiempo natural; se dice fácil, lo sé, lo sé. Pero también sé que es posible y natural sobreponernos, sobre todo si tenemos esa visión que es la que nos empuja a levantarnos por la mañana para seguir vivos y nos permite superar el terrible azar del sufrimiento.

Es parte de la condición humana que tiene que ver con la lucha de las fuerzas instintivas enfrentadas en una dualidad, como es el deseo de vivir y el de morir, como lo explicó Freud en sus trabajos. Pero, no sólo con el psicoanálisis llegamos a tolerar y entender la existencia de ese azar y de nuestra propia muerte, sino también a través del espejo donde se reflejan las experiencias sufridas de los personajes que viven y mueren en las obras de Shakespeare y que de pronto, inesperadamente, enfrentan las tempestades o el naufragio que, si no termina con su vida, logra separarlos sin remedio. Treinta y siete son las obras que escribió este dramaturgo, que siguen vivas y están vigentes, en donde puede uno desnudar el alma para conocer mejor a esos que sufren o gozan como nosotros y que viven en plena lucha por la vida: el amor y el odio; el poder o la vida sencilla; el liderazgo como el de Enrique V que abandona los viejos hábitos y que, hoy en día, nos sirve de ejemplo para inspirarnos o todo eso que tenemos que
sufrir, aceptar y transformar cuando se vive el cambio, como el que desató Próspero en “La tempestad”.

En estas obras he encontrado un especie de manual de la vida, un catálogo de experiencias, incluyendo el dolor por la muerte y la pérdida del amigo fiel y noble, una pérdida como la que ahora somos testigos de uno de los más entrañables amigos y más cercanos colaboradores del Presidente Felipe Calderón Hinojosa, que si lo consideramos, es decir, nos ponemos en su lugar, lo comprendemos mejor para poder compartir, desde este espacio y con estas líneas, la pena que debe estar pasando, pero que aferrado con fuerza a su visión, a esa profunda e intangible razón de vivir que, en su caso, tiene que ver con lograr un México mejor, esperemos que libre esta batalla y le permita seguir adelante.

¿Qué puede haber detrás de las obras de Shakespeare que siguen vivas, entreteniendo, inspirando y educando en todo el mundo? ¿Será por los temas que trata y los conflictos que explora, que trascienden al tiempo y las culturas? ¿Será por la dualidad entre el ejercicio de la justicia y la misericordia, o entre la Naturaleza del poder y la vida particular? ¿Será por las transformaciones mágicas del amor? ¿Será por su poesía y metáforas que, de pronto, se alinean a nuestra visión? No lo sé, pero lo siento.

MARTÍN CASILLAS DE ALBA / Escritor y cronista.
Correo electrónico: malba99@yahoo.com

Lee También

Comentarios