Martes, 21 de Enero 2020
|

Cobertura educativa

Por: EL INFORMADOR

Desde hace algunos años la Secretaría de Educación lanzó el programa para preinscribir a los alumnos de primer ingreso a educación básica en febrero, con la idea de calcular la demanda y desde el cierre de la preinscripción, hasta el inicio del siguiente ciclo escolar, prepararse para atender a los educandos.

El programa, de aplicación nacional, ha funcionado aceptablemente, porque si bien no se ha llegado a atender a toda la demanda, los niños y jóvenes que se quedan sin escuela son los menos.

Hoy las cosas son diferentes. El contexto es de crisis económica y profunda, y se estima que acercándose el inicio del ciclo 2009-2010, cientos de padres de familia que tienen a sus hijos en escuelas particulares, acudirán a la educación básica en busca de lugares y no sólo de primer ingreso.

Esta situación abre un panorama complicado, y si bien se dispone de recursos y se construyeron 47 planteles de los tres niveles de educación básica, la autoridad, por lo menos en Jalisco, prevé que no será suficiente para dar cabida a todos.

La capacidad de respuesta del Gobierno debe reajustarse y considerar no sólo los datos de la preinscripción y de quienes se inscriben, o pretenden hacerlo, a destiempo, sino tomar en cuenta ahora eventualidades como una crisis mundial que nos alcanzó y que, aun cuando se revierta en el corto plazo, impedirá que México se recupere pronto. Hay especialistas en la materia que calculan por lo menos dos años.

Habrá que revisar entonces la capacidad del sistema para los niños que dejarán sus espacios en la educación privada de segundo y tercero de preescolar; de segundo a sexto de primaria y de segundo y tercero de secundaria.

Los 47 planteles que se construyeron para el ciclo 2009-2010 están concentrados en municipios conurbados, especialmente Tlajomulco de Zúñiga, en donde el crecimiento sigue siendo de los más altos en América Latina, es decir, el factor demográfico es un indicador que debe ser mejor calculado.
Las autoridades deben revisar la cantidad de planteles, y además la calidad educativa en aulas con 40 ó 50 alumnos.

Temas

Lee También