Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 11 de Noviembre 2019
|

Buena voluntad

Por: EL INFORMADOR

El conflicto entre los poderes Ejecutivo y Legislativo del Estado, a raíz de la aprobación en la Ley Electoral para que los partidos políticos recibieran un jugoso aumento en sus prerrogativas económicas, está a punto de solucionarse. Por una parte, el Gobierno del Estado dice estar dispuesto a desistirse de la controversia constitucional interpuesta ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, mientras los partidos —no todos— han manifestado, de buena voluntad, que regresarán los recursos que les serán entregados en los próximos días.
Habrá que recordar que este conflicto se suscitó a raíz de la oposición de parte del gobernador Emilio González Márquez al considerable aumento autorizado para los partidos, en algunos casos de hasta 500% respecto a lo que recibieron el año pasado, lo que fue considerado excesivo no sólo por el Ejecutivo, sino por diversos sectores de la sociedad jalisciense. Más aún, cuando las condiciones económicas se han tornado difíciles y se esperan más todavía para el año próximo.

En el lapso transcurrido desde que fue aprobada la nueva ley electoral a la fecha, ambos poderes pasaron del enfrentamiento al diálogo, y los partidos políticos intervinieron en él. A fin de cuentas se impuso la cordura, y se llegó al acuerdo de que, sin modificar la ley, se firmaría un documento para que los partidos regresaran parte de los recursos extra que recibirían. Sin embargo, a decir del secretario de Gobierno, Fernando Guzmán Pérez Peláez, dicho convenio ya no es necesario, pues el acuerdo está estipulado de palabra, de buena voluntad.
El Partido Revolucionario Institucional (PRI) no aceptó, hasta ahora, el acuerdo, y dice estar firme en su decisión de conservar los recursos extra y utilizarlos de cara al proceso electoral del próximo año. Ésa es su decisión, y será respetada por el Ejecutivo, si es que se mantiene, ya que el tricolor seguramente sopesará la carga que le puede representar de cara a los comicios de 2009, y podría cambiar de opinión.

Ahora, a esperar que las buenas intenciones del resto de los partidos no queden en ello, y que cumplan su palabra. Los tiempos exigen austeridad.

Temas

Lee También

Comentarios