Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 21 de Septiembre 2018
Jalisco | Salud digestiva

Los hábitos y el estreñimiento

La rutina acelerada, cambios en la dieta, así como alimentación inadecuada y presiones laborales, pueden desembocar en este padecimiento intestinal que soluciona una vida saludable, sin abusar de los laxantes

Por: EL INFORMADOR

Debido al estrés que vivimos en esta época de prisas y a la dieta que llevamos, cada vez más personas se ven afectadas por padecimientos digestivos; generalmente se presentan como estreñimiento, que no es más que la dificultad para evacuar el intestino con la frecuencia necesaria.

Cada persona es diferente, y por consiguiente tiene sus propios hábitos intestinales, y aunque no se sabe con exactitud qué provoca el estreñimiento, la mayoría de las veces está ligado a una dieta inadecuada, falta de líquidos y ejercicio. Los especialistas consideran que este problema se presenta cuando el paciente evacua tres veces o menos por semana, o cuando tiene dificultad para hacerlo 25% de las ocasiones que lo intenta.

Existe el estreñimiento crónico y el estreñimiento secundario; el primero es el más frecuente y constituye un hábito intestinal de larga evolución. El segundo, menos frecuente que el crónico, tiene más importancia clínica, ya que aparece como síntoma de otra enfermedad y, una vez que se descartan factores externos como la dieta y el estrés, debe considerarse la posibilidad de una enfermedad distinta, que debe ser estudiada. Lo anterior, porque muchas situaciones y enfermedades, tanto digestivas como extra digestivas, pueden provocar estreñimiento.

Las causas



El estreñimiento puede ser provocado por causas digestivas y extra digestivas, que se deben valorar luego de que el paciente no mejore, pero la mayoría de las veces es un problema que termina con una dieta inadecuada, tomar más agua, comer fibra y realizar ejercicio físico.

También es importante destacar cuando los pacientes son adultos mayores de 40 años, ya que pueden presentar cambios repentinos del movimiento intestinal sin una razón, que podría en un momento dado ser por estrés laboral, cambios en su alimentación, entre otros factores externos.

¿Cómo enfrentarla?


Debido a que la causa más frecuente del estreñimiento es una alimentación inadecuada, tienen que modificar los hábitos en la dieta diaria, es decir, que sea rica en fibra, que incluya legumbres, cereales integrales, fruta fresca sin pelar y verduras hervidas y crudas; tomar hasta dos litros de agua al día y se sugiere no abusar de las especias. Además, es importante realizar ejercicio con regularidad.

Un aspecto importante es estar consciente de que nunca debe contenerse cuando sienta la necesidad de ir al baño, y de preferencia debe adecuar a su cuerpo  para hacerlo a la misma hora todos los días; si esto no es posible, debe dedicar su tiempo a intentarlo, no lo haga con prisas.

No abuse de los laxantes


Su Salud le recomienda no abusar de los laxantes, ya que el tratamiento que utilice contra el estreñimiento tendrá como fin reeducar su intestino, y esto no lo logrará con laxantes, ya que éstos se recomiendan para ocasiones extraordinarias, pero si los utiliza con frecuencia el intestino se hace “flojo”, es decir, se acostumbra a funcionar sólo cuando usted utiliza dicha sustancia.

Nuestros intestinos deben trabajar solos; la ayuda que les podemos dar es a través de la fibra, el agua, el ejercicio y cuidando horarios regulares para evacuar.

No debe consumir un laxante por más de dos semanas. De preferencia acuda con un especialista.

Embarazo

Es muy común que durante el embarazo sufra de estreñimiento debido a los cambios hormonales; una tercera parte de las mujeres en esta etapa sufre de este padecimiento que se complica en la última fase del embarazo. Hay que recordar que el ginecólogo tiene completamente contraindicados los laxantes.

La importancia del agua

Si usted no acostumbra tomar agua y sufre de estreñimiento, debe incluirla en su dieta, porque será muy beneficiosa para ayudarlo a regular el trabajo de su estómago. En general, el agua es la mejor opción de bebida para su organismo; haga la prueba, tome dos litros de agua repartidos en todo el día y verá cambios inmediatos en todo su cuerpo.

Es importante que si no está acostumbrado a tomar mucha agua, cuando inicie con esta costumbre no trate de tomar grandes cantidades en poco tiempo; empiece desde temprano y reparta esta cantidad durante todo el día.

Síntomas y signos

- Heces duras y en escasa cantidad
- Evacuaciones poco frecuentes
- Evacuación dolorosa
- Flatulencias
- Malestar abdominal

Recomendaciones:

  1. Comer más verduras crudas, legumbres y cereales integrales.
  2. Acostumbre consumir frutas con cáscara; la fruta seca es una excelente fuente de fibra, aunque contiene muchas calorías.
  3. Incluya ensaladas en su dieta.
  4. Si siente hambre entre comidas, coma fruta en lugar de comida chatarra.
  5. No abuse de los laxantes; su estomago se volverá “flojo”.
  6. Destinar un tiempo después del desayuno o la comida para la evacuación.
  7. Realizar ejercicio físico regularmente (tres veces por semana cuando menos).
  8. Consumir dos litros de agua al día.
  9. Disminuir el consumo de alimentos refinados, grasas y azúcares.

Temas

Lee También

Comentarios