Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 16 de Enero 2019
Jalisco | Constanza nació con una cardiopatía poco común

A sus cinco años, va por su tercera cirugía de corazón

Constanza nació con una cardiopatía poco común, pero ahora tiene una alta expectativa para recuperarse

Por: EL INFORMADOR

Los ventrículos del corazón de Constanza están invertidos. EL INFORMADOR / J. López

Los ventrículos del corazón de Constanza están invertidos. EL INFORMADOR / J. López

GUADALAJARA, JALISCO (26/SEP/2016).- A sus cinco años, Constanza Peralta Quezada lleva una vida aparentemente normal. Va en tercero de kínder, le gusta el flamenco, la natación y su padre Víctor la define como una niña muy valiente, fuerte, decidida e hiperactiva.

Sin embargo, nació con una cardiopatía poco común que consiste en que el ventrículo del corazón anatómicamente derecho está en el lado izquierdo, y viceversa. Su arteria pulmonar y la aorta están conectadas en los ventrículos no correspondientes a la función que desempeñan. Por consiguiente, el ventrículo derecho bombea la sangre al cuerpo y el izquierdo bombea la sangre a los pulmones. Su corazón funciona al revés.

Aunque en teoría podría llevar una vida normal, en algún momento de su vida su corazón podría atrofiarse y sólo corregirse con un trasplante. El problema es que corregir el funcionamiento de su corazón es una operación altamente riesgosa, pero inevitable.

El próximo 13 de octubre, Constanza será intervenida en el Boston Children Hospital por tercera ocasión. Las dos primeras fueron cirugías preparatorias para la operación crucial que invertirá la arteria pulmonar y la aorta, para conectarlas a los ventrículos para las que están diseñadas anatómicamente.

“Es una operación muy compleja de técnica y precisión”, señala su padre, quien admite que en México no existe la experiencia para corregir la cardiopatía de Constanza, “no hay un caso similar que hayamos podido localizar en el país”.

Viaje a Boston

Por eso acudieron al hospital de Boston, considerado el número uno en cardiología pediátrica en el mundo. “Hay grandes médicos en el IMSS, en el Hospital Civil o en el Instituto Nacional de Cardiología, pero los vecinos del Norte nos llevan un gran paso… en Boston atienden a niños de todo el mundo”.

Originalmente, la cirugía estaba programada para el 12 de mayo de 2011 en el Instituto Nacional de Cardiología, pero uno de los doctores allegados a la familia de la menor de cuatro meses les recomendó hacerlo en Boston.

“Cancelamos la operación, pues me contacté con Pedro del Nido (uno de los doctores con más experiencia en el mundo en cardiopatías infantiles) y me respondió que en Boston han operado a más de 200 niños con ese padecimiento con un riesgo menor de 2%”, recuerda el padre.

Así, sin seguro y con todos los gastos económicos encima, la familia Peralta partió hacia la capital de Massachusetts. “Ahí le hicieron estudios y nos dijeron que para poder operarla sus ventrículos tenían que estar trabajando a la misma presión, cosa que nunca nos dijeron en México, porque si no, la niña se puede morir”.

Entonces Constanza tuvo que ser operada en dos ocasiones, en las que le abrieron el esternón para introducirle una banda en la arteria y de esta manera forzar el ventrículo para que llegara al nivel de presión requerido. Pasó un año de la primera cirugía, pero la presión necesaria no se alcanzó, por lo que la menor tuvo que ser intervenida nuevamente el año pasado.   

Últimas semanas

A un mes de la operación, el segundo ajuste a la banda dio resultados  y el ventrículo derecho del corazón de Constanza ya tiene la fuerza, la presión y la masa muscular necesarias para realizar la operación, “necesitaban que los dos ventrículos igualaran la presión para que cuando le corten la aorta y se la pongan en el ventrículo izquierdo tenga la fuerza para soportar su chamba”.

Aunque ahora el panorama es alentador, el padre lamenta la atención recibida, pues cuando nació la niña el cardiólogo les dio el peor diagnóstico: “Nos dijo que su corazón tenía nueve cardiopatías asociadas, que estaba muy mal y que era urgentísimo hacerle un cateterismo”.

Los médicos le querían cerrar el soplo en el corazón, pero después en Boston les dijeron “que el soplo era indispensable para compensar la presión en su corazón”.

A las 72 horas de nacida se llevaron a Constanza al Instituto Nacional de Cardiología, en la Ciudad de México, en donde desmintieron el diagnóstico principal y les confirmaron que tenía una cardiopatía conocida como Transposición Corregida de Grandes Arterias asociada con una conexión intraventricular, “ahí nos dijeron que de momento no se tenía que hacer ninguna intervención”.

Aunque un año y medio después la cardióloga les recomendó no postergar la operación para cortar la arteria y la aorta, cruzarlas y reconectarlas en los ventrículos correspondientes. Fue entonces cuando llegaron al Boston Children Hospital.

Pese a todo, Constanza trata de llevar una vida normal, según cuenta su padre, “la hemos llevado a esquiar a la nieve y le gusta subirse a los juegos rápidos. Ella sabe que en un mes la operamos, está consciente de que algo va a pasar, pero se ha portado espectacular”.

Para hacer frente a este tipo de situaciones, Víctor recomienda a otros padres contratar un seguro de gastos médicos con cobertura de enfermedades catastróficas y realizarse durante el embarazo un ecocardiograma, “en otros países es obligatorio, pero a nosotros nunca nos dijeron nada, al menos nos hubiera servido para prepararnos emocional y económicamente”.

Muertes en aumento

En Jalisco se registran en promedio 21 decesos al día a causa de enfermedades del corazón, con una tendencia ascendente debido al aumento de personas mayores a 60 años (el segmento más propenso a este tipo de padecimientos), según el Inegi.

El reporte más reciente (2014) revela que en ese año siete mil 886 jaliscienses perdieron la vida, contra los cinco mil 200 que fallecieron por problemas cardiovasculares en 2004. Lo anterior coloca a Jalisco en el cuarto lugar nacional después del Estado de México (13 mil 136 muertes), Ciudad de México (13 mil 085) y Veracruz (nueve mil 309).  

Las enfermedades del corazón, consideradas silenciosas porque no generan síntomas y muchas veces el primer aviso es el síntoma final, son la causa más frecuente de mortalidad en México y en el mundo, alertan especialistas en el marco del Día Internacional del Corazón, que se conmemora el 29 de septiembre.

Actualmente, la obesidad y sus factores asociados, como la diabetes y la hipertensión, ganan terreno como los principales factores de riesgo cardiaco.

Signos

En general, los males cardiacos comparten algunos signos y síntomas, por lo que la población debe de tomar medidas preventivas, evitar los alimentos elevados en grasas y azúcares para prevenir diabetes y obesidad.

Los pies hinchados, el abdomen lleno de líquidos, el engrosamiento de las venas del cuello, y el hecho de que el paciente no pueda dormir en posición horizontal, son indicativos de que está fallando el lado derecho del corazón. Y la falta del aire es el primer síntoma de falla del lado izquierdo.

EL DATO

Según la Organización Mundial de la Salud, de 57 millones de personas que mueren al año en el mundo, 17.3 millones se debe a enfermedades cardiovasculares, una tercera parte por lo menos fallece por ese tipo de males, mientras que todos los cánceres en conjunto son 6.8 millones de muertes al año.

Colesterol, factor de riesgo

Cerca de 50% de los mexicanos tiene un nivel de colesterol inadecuado, lo que representa un riesgo alto para la salud cardiovascular.

El problema está en que los altos niveles de colesterol no dan síntomas, hasta que se presenta un infarto o algún padecimiento del corazón.

El parámetro común de un colesterol en buen nivel, es tener 200 miligramos por decilitro en sangre. No obstante, este criterio no puede ser generalizado para todas las personas, pues hay quienes con un nivel de 200 ya están en riesgo de un evento cardiovascular, ya que son hipertensos, diabéticos u obesos.

INDICADORES

Defunciones de menores de edad en Jalisco

Año Menores de un año 1 a 4 años 5 a 14 años
2004 11 6 12
2005 16 6 8
2006 21 6 9
2007 44 6 13
2008 28 8 17
2009 40 10 10
2010 42 10 12
2011 56 7 10
2012 54 7 13
2013 60 14 13
2014 21 6 9
Total 393 86 126

Piden a padres estar atentos a las cardiopatías infantiles

Cada tres días nace un niño con una cardiopatía congénita, que debe tratarse a tiempo. Y tanto los padres como los médicos son responsables de ello, comenta Jorge Straffon Castañeda, cardiólogo y trasplantólogo del Hospital San Javier.

“La falta de crecimiento de un bebé es algo muy importante, la incapacidad para alimentarse, es decir, que esté alimentándose y tienda a cansarse, o que presente una fatiga que impida hacer la actividad cotidiana de un niño, son los síntomas específicos de una cardiopatía congénita. Además, está la coloración, la respiración y otra serie de circunstancias que puede detectar un médico general o un pediatra”.

Señala que la innovación en esta área de la medicina, desde hace 10 años, ha sido “enorme”.

“La innovación va desde los procesos diagnósticos. Los avances en los medicamentos también son importantes, hoy, los medicamentos nos han permitido llevar a un niño con una cardiopatía congénita compleja a cirugía y que salga adelante”.

Estos problemas en niños son, la mayoría de las veces, congénitos. Y los primeros signos se presentan en los primeros dos años de vida. Los más comunes son los llamados “soplos”, los cuales son curables con una intervención quirúrgica. Pero también existen cardiopatías, como una estenosis valvular, que es cuando la válvula aórtica es estrecha e impide el paso libre de la sangre, para lo cual el niño puede ser intervenido hasta en tres o cuatro ocasiones y tener un seguimiento de por vida.

“Con la innovación en la tecnología se creó la máquina de bypass cardiopulmonar, que nos permite parar el corazón mientras nosotros trabajamos en él. La máquina hace la función; nosotros abrimos, reparamos, y el corazón vuelve a latir y a tener su función normal. Con este método, casi todas las cardiopatías congénitas pueden ser tratadas”.

Por eso los avances “nos han permitido enfrentarnos a un nuevo reto, que es tratar cardiopatías congénitas en adultos, porque anteriormente estos niños no llegaban a la edad adulta, entonces ahora se está investigando cómo tratarlos y ayudarlos a llevar su vida adulta con la cardiopatía con la que nacieron”.

Asegura que lo más importante es la prevención y que ahora, con las campañas que se están realizando para que los padres estén más atentos, se ha dado un repunte de casos que “no es que no se dieran, es que las personas están más atentas”.

GUÍA

¿Cómo funciona el corazón?

El corazón es un músculo que se encarga de bombear sangre a todo el cuerpo. Late en promedio 100 mil veces al día, 35 millones de veces al año y más de 2.5 billones de veces a lo largo de la vida.

Diversos estudios médicos, realizados principalmente en Estados Unidos, señalan que el corazón bombea aproximadamente 5.6 litros de sangre a todo el cuerpo tres veces cada minuto.

En un día, la sangre recorre un total de 19 mil kilómetros, el equivalente a ir de la ciudad de México a Cuernavaca 246 veces.

La fuerza con la que este músculo bombea la sangre es similar a la que si tomáramos una pelota de tenis en una mano y la apretáramos fuerte. Incluso en reposo, los músculos del corazón trabajan más fuerte que los músculos de las piernas de una persona al trotar.

Para conservar la salud cardíaca es recomendable consumir una dieta sana con micronutrientes que incluya Omega 3-DHA, el cual es un componente clave del corazón, especialmente del tejido conductor. El DHA funciona como un cardioprotector, haciendo que el colesterol malo (LDL) no se deposite en las paredes de las arterias, además de que ayuda a reducir los niveles de triglicéridos en la sangre.

De igual forma, el Beta-glucano, una fibra soluble que se encuentra principalmente en la avena, ayuda a reducir el colesterol malo; los antioxidantes presentes en frutas y verduras son importantes por lo que se debe maximizar su consumo, y eliminar el exceso de sal porque eleva la presión arterial.

La importancia de la lactancia

La lactancia materna en bebés prematuros mejora la estructura del corazón y la función cardíaca a largo plazo, según un estudio publicado en la revista Pediatrics.

El estudio muestra que, a pesar de que los niños prematuros presentan un volumen coronario reducido en comparación con el resto, esa variación es significativamente menor en aquellos que han sido alimentados por lactancia materna.

VÍCTIMAS DE PARO CARDIACO

Desarrollan aplicación Código Infarto

En diciembre pasado, la Sociedad de Cardiología Intervencionista de México, en colaboración con diversas instituciones públicas y privadas del Estado, entre ellas el Hospital Civil de Guadalajara, lanzó una aplicación para teléfonos inteligentes llamada Código Infarto.

Se trata de una iniciativa tecnológica que pretende reducir la cantidad de muertes derivadas del infarto agudo al miocardio, ya que orienta a los usuarios para saber cómo actuar en caso de tener alguna persona cerca que presente estos síntomas.

A decir del cardiólogo Jorge Armando Guareña Casillas, coordinador del programa, la primera hora ante un ataque es la más importante. Destacó que en Jalisco cinco mil personas mueren anualmente a consecuencia de un infarto.

De acuerdo con cifras del Hospital Civil de Guadalajara, a diario atienden a dos personas con infarto, más los pacientes con insuficiencia coronaria que no han sufrido un infarto agudo al miocardio.

La plataforma está disponible para iOS y Android.

CAUSAS

Defunciones en México

Defunciones 2000 2015
Enfermedades del corazón 68,716 127,822
Diabetes 46,614 98,492
Tumores malignos 54,996 79,041
Accidentes 35,324 34,700
Enfermedades del hígado 27,426 35,327
Enfermedades cerebrovasculares 25,432 33,872
Homicidios 10,737 17,056

• Las alertas

Fatiga o dificultades respiratorias

La dificultad para respirar aparece antes de numerosos infartos, sobre todo entre las mujeres. Esta puede comenzar meses antes de un ataque al corazón.

Normalmente se acompaña de una gran fatiga.

Sudoración excesiva

Sudar más de lo habitual, aunque no se realice ejercicio, puede ser una señal de que el corazón tiene un problema.  Esto es porque el bombeo de sangre a través de arterias obstruidas requiere que el corazón haga un esfuerzo mayor al habitual.

Indigestión y vómitos

Algunos paros cardíacos vienen precedidos por problemas digestivos. Antes se presentan náuseas y vómitos. Son los síntomas más difíciles de asociar con un paro cardíaco.

Dolor en el pecho

Es cierto que no todos los infartos están precedidos de dolor en el pecho, pero es el síntoma más frecuente. El dolor torácico dura en promedio 15 minutos, por lo que puede extenderse hasta la espalda, brazos y hombros, sobre todo en el lado izquierdo.

Sigue: #DebateInformador

¿Algún familiar menor de edad presenta padecimientos relacionados con el corazón?

Participa en Twitter en el debate del día @informador

Temas

Lee También

Comentarios