Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 11 de Diciembre 2018
Internacional | Aseguran que los pobladores tienen miedo ante los bombardeos y explosiones

MSF denuncia las condiciones en que viven los civiles de Taiz, Yemen

Las instalaciones de Médicos Sin Fronteras y los hospitales apoyados por la organización en Taiz han atendido a mil 624 personas con lesiones causadas por los combates

Por: EFE

Advierten sobre la escasez de agua, alimentos y servicios sanitarios en la región. EFE /

Advierten sobre la escasez de agua, alimentos y servicios sanitarios en la región. EFE /

EL CAIRO, EGIPTO (15/JUN/2016).- Los civiles de la ciudad yemení de Taiz sufren regularmente los efectos de los bombardeos y de las explosiones de bombas, que han causado numerosas víctimas al incumplir las partes en conflicto el alto el fuego, denunció hoy la organización Médicos Sin Fronteras (MSF).

El coordinador del proyecto de MSF en Taiz, Salah Dongu'du, afirmó, en un comunicado, que en esa ciudad, la tercera en importancia del Yemen y situada en el suroeste del país, "no hay tregua".

Desde que se iniciara el alto el fuego en abril pasado, las instalaciones de MSF y los hospitales apoyados por la organización en Taiz han atendido a mil 624 personas con lesiones causadas por los combates, de los que más de 700 son civiles.

Taiz ha vivido algunos de los combates "más feroces" del conflicto, que se han registrado además en "zonas densamente pobladas" de la ciudad, agregó MSF.

Dongu'du explicó que el 3 de junio sus hospitales recibieron 122 heridos, en su mayoría víctimas del impacto de un misil que alcanzó un concurrido mercado, donde fallecieron además doce personas.

Apenas 24 horas después, otras 135 personas llegaron heridas a causa de los nuevos combates.

El impacto del conflicto afecta a todos los residentes de Taíz por igual y es difícil encontrar a alguien que no haya perdido a algún familiar o amigo, o que no se haya quedado sin su hogar o sin sus medios de subsistencia.

En el texto, el coordinador general de MSF en el Yemen, Will Turner, explicó que en uno de sus hospitales de Taiz había hace poco un niño, que había sido alcanzado por una bala en el cuello cuando salía de la mezquita, y una chica con el estómago destrozado por el impacto de una bala cuando esperaba para recoger agua.

"No es un hecho aislado. Este tipo de historias trágicas ocurren a diario en Taiz. Es completamente inaceptable", subrayó Turner.

MSF señaló que "todo el mundo vive bajo una sensación de miedo constante" y que la situación humanitaria sigue deteriorándose: el acceso a la atención sanitaria es cada vez más limitado, no hay electricidad, y los alimentos y otros productos básicos sólo están disponibles a precios desorbitados.

La organización hizo un llamamiento a todas las partes en conflicto para que tomen las medidas necesarias para proteger a la población civil, y a los actores internacionales implicados que reduzcan el nivel de intensidad de los combates y que faciliten el acceso de ayuda humanitaria a Taiz.

MSF apoya y dirige 30 hospitales en ocho de las provincias de Yemen, donde más de cuarenta mil heridos de guerra han sido tratados desde marzo de 2015, cuando se recrudeció el conflicto.

En esa fecha, una coalición árabe dirigida por Arabia Saudí irrumpió en el conflicto para apoyar al presidente yemení, Abdo Rabu Mansur Hadi, en su lucha contra los rebeldes hutíes.

Temas

Lee También

Comentarios