Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 18 de Noviembre 2019
Internacional | Manifestaciones de repudio por visita de Mahmoud Ahmadinejad

Lula defiende el derecho de Irán a un programa nuclear

El mandatario persa cierra convenios comerciales con Brasil. Hoy se reúne en Boliva con Evo Morales y mañana estará en Venezuela

Por: NTX

SAO PAULO, BRASIL.- El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, defendió ante su homólogo iraní Mahmoud Ahmadinejad el derecho de Irán a mantener un programa nuclear con fines pacíficos.  

En rueda de prensa conjunta tras sostener una reunión con su par iraní en Brasilia, Lula dijo que “lo que defendemos hace mucho tiempo es que Irán tenga el derecho a un programa nuclear para generar energía, con pleno respeto a los acuerdos internacionales”.

Consideró, sin embargo, que el Gobierno de Teherán debe colaborar en la búsqueda de una solución “justa y equilibrada” a la crisis internacional que genera el programa nuclear iraní, que Estados Unidos considera peligroso para la seguridad mundial.

De manera reciente, el Gobierno del presidente estadounidense Barack Obama acusó a Irán de construir una instalación secreta de enriquecimiento de uranio, con el fin supuesto de avanzar en un proyecto de elaboración de armas nucleares.

“Brasil tiene un modelo de energía nuclear reconocido por las Naciones Unidas y por la Agencia Internacional de Energía Atómica y avala que Irán tiene derecho de producir uranio enriquecido para fines pacíficos, como Brasil lo ha desarrollado”.

Recordó que Ahmanidejad le presentó una propuesta de su país para una política de enriquecimiento de uranio en dos oportunidades (en Nueva York y en Brasilia); lo que defendemos para Brasil, nosotros lo defendemos también para los otros países”.  

Ahmadinejad retribuyó el apoyo de Lula al exigir una reforma al Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU). “El Consejo de Seguridad debe ser ampliado. Por lo tanto, apoyamos el estatus permanente de Brasil en el órgano”, indicó el presidente iraní.

Ahmadinejad, asimismo, defendió el papel de Brasil como mediador para buscar la paz en Medio Oriente y aseguró que tanto Irán como el país sudamericano desempeñan papeles relevantes en el escenario internacional.

En tanto, Lula asegura que Brasil mantiene un “diálogo abierto y franco” con todos los países de Oriente Medio, como lo refleja su reunión con Ahmadinejad y en días pasados con los presidentes de Israel, Shimon Peres, y de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas.

Muestras de inconformidad

La gira por Sudamérica del presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, genera rechazo y preocupación en la región y no sólo entre las comunidades judías.

“Indeseable”, “personaje ominoso”, “representante del oscurantismo” y “negador del Holocausto” son algunas de las palabras usadas por los críticos de Ahmadinejad en América Latina.

“Es incómodo recibir en Brasil al jefe de un régimen dictatorial. Al final de cuentas, tenemos un pasado reciente de lucha contra la dictadura”, afirmó el gobernador de Sao Paulo, José Serra, en un artículo publicado en el diario “Folha de Sao Paulo”.

Además, el fiscal argentino Alberto Nisman denuncia que Ahmadinejad “protege a los acusados” de un atentado terrorista que causó 85 muertos y centenares de heridos en Buenos Aires, en 1994.

Irán toma a Brasil como gran respaldo

RÍO DE JANEIRO.-
El presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad busca una nueva fuente para legitimizarse en el poder al hacer su primera visita a Brasil, una nación que tiene relaciones cercanas con Estados Unidos, Israel y otros países que pretenden frenar el programa nuclear iraní.

Fue un espaldarazo muy deseado de parte de una nación moderada en momentos en que Ahmadinejad enfrenta fuertes presiones políticas tanto internas como externas.

“Con Brasil, Irán obtiene un gran aliado a su favor pues está recibiendo legitimidad de parte de un participante cada vez más importante” en la política mundial, indicó Daniel Brumberg, un experto en asuntos iraníes para el Instituto de la Paz de Estados Unidos, con sede en Washington.

“Uno podría desear que la diplomacia brasileña tenga la suficiente pericia para retransmitir algunos mensajes para los iraníes y no darle únicamente a Ahmadinejad una atención de alfombra roja”, agregó Brumberg.

Ahmadinejad afirmó el domingo que ambos países negocian el tema de cooperación en el terreno nuclear, donde Irán se encuentra bajo enormes presiones internacionales para que deje de enriquecer uranio ante el temor de que pueda utilizarlo para fabricar armamento atómico.

Temas

Lee También

Comentarios