Domingo, 26 de Enero 2020
Internacional | Durante décadas escuelas católicas realizaron abusos

Critican a órdenes religiosas irlandesas por ocultar abusos

Piden compensar a las víctimas

Por: AP

DUBLÍN, IRLANDA.- El Arzobispo de Dublín Diarmuid Martin criticó con dureza a las órdenes religiosas católicas de Irlanda por ocultar su culpabilidad durante décadas de abuso infantil y las exhortó a conseguir más dinero para compensar a las víctimas.

Los comentarios de Martin _ un experimentado diplomático del Vaticano _ son los más duros que haya hecho un líder católico desde que la semana pasada los investigadores oficiales confirmaron haber corroborado abusos generalizados en escuelas controladas por 18 órdenes religiosas entre las décadas de 1930 y 1990.

El arzobispo dijo que las monjas y los pastores católicos que dirigieron las escuelas de corte laboral deben reconsiderar su rechazo inicial a renegociar un acuerdo intensamente criticado con el gobierno en 2002 sobre pagos de compensación para las víctimas.

Las órdenes religiosas acordaron pagar al gobierno 175 millones de dólares (128 millones de euros) hace siete años para evitar posibles demandas civiles por parte de las víctimas.

A cambio, el gobierno espera pagarle a aproximadamente 13.800 víctimas de abuso físico, mental, y sexual y a sus abogados más de 1.500 millones de dólares (1.100 millones de euros).

Todas las víctimas que aceptaron los pagos del Estado _ que suponen una media de 90.000 dólares (65 mil euros)_ deben renunciar a sus derechos de demandar a la iglesia y el gobierno. Las identidades de los culpables del abuso se han mantenido en secreto.

Otras víctimas han rechazado las ofertas y demandado a la iglesia y el estado, obteniendo resultados variados.

El arzobispo _ cuya arquidiócesis atiende a más de un millón de los cuatro millones de católicos de la isla_ dijo en una columna del diario Irish Times que la iglesia de Irlanda ha perdido credibilidad por su respuesta débil a las revelaciones sobre 15 años de abuso infantil.

Martin dijo que es incomprensible ver cómo varios líderes eclesiásticos no admitieron la seriedad de la situación tras una investigación de nueve años realizada por una comisión de abuso infantil, que el miércoles pasado publicó un desbastador informe de  dos mil 600 páginas.

El informe documentó la existencia de ``instituciones religiosas donde los niños fueron colocados bajo la supervisión de gente prácticamente sin moral''. La última de esas escuelas para los niños más pobres de Irlanda cerró hace más de una década.

Temas

Lee También