Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 25 de Noviembre 2017

Ideas

Ideas |

Entre nota roja y triunfalismo

Entre nota roja y triunfalismo

Entre nota roja y triunfalismo

Y mientras Moreira acredita que su dinero, 200 mil dólares para el gasto diario,  era dinero “lícito”; y mientras el PAN trata en vano de esconder a su flamante diputada amiga de “El Chapo”; y mientras la PGR elude los crímenes sin resolver en Guerrero donde la policía estatal secuestra; y mientras esta Entidad trata en vano de entretenerse con Kate, quien al final resulta protegida por un velo discrecional, el país sigue a la baja por una fatal combinación, el pésimo manejo interno y las inéditas condiciones externas: el petróleo, antes oro molido, hoy resulta la incómoda verdad de una economía cimentada en futuros que ya no soporta la realidad del presente, el dólar sube sin que las reservas vendidas puedan frenarlo y, por si fuera poco, el  Banco Mundial que ve nexos directos entre los “ninis”, que son mayoría en México,  y el crimen organizado.

Porque esta investigación hecha por el Banco Mundial da en el punto medular, México, país donde el número de jóvenes entre 15 y 24 años que no trabajan ni estudian por falta de oportunidades y de estrategias de integración gubernamentales, tiene el almácigo ideal, cantera cierta, para nutrir al crimen, al que, por otro lado, trata —vanamente— de combatir.  

La declaración del Banco Mundial es fuerte porque lo expresado se suma a los datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) de México, que con cifras oficiales presenta una correlación directa entre el número creciente de “ninis” y el  alza de las tasas de homicidios en el país. Y la relación entre “ninis” y la elevación de las tasas de homicidios es aún más fuerte en los estados fronterizos.

Además, el Banco Mundial agrega el dato vital: la desigualdad en la distribución de la riqueza, instituciones débiles, el aumento de la corrupción y la impunidad, y la fuerte presencia del crimen organizado, son los factores que alimentan este negativo patrón. Es decir, que el BM ha descrito, sin querer queriendo… el estado del Estado Mexicano.

Pero para acrecentar este negativo patrón falta otra información, ésta dada por la Encuesta Nacional de Consumo de Drogas en Estudiantes 2014 que realizó el Instituto Nacional de Psiquiatría, y que revela que 21.5% de los estudiantes de quinto y sexto años de primaria ha consumido alcohol. Y que en secundaria y preparatoria la cifra, ya de suyo alarmante, sube hasta 53.2% de los estudiantes que consumen alcohol, de los cuales, 14.5% lo hace de manera excesiva.

Y esta alza en el consumo de alcohol en estudiantes de primaria, secundaria y bachillerato tiene una mayor incidencia en Tlaxcala, Ciudad de México, Michoacán y sí, atinó usted estimado lector: en Jalisco.
 
Así, los “ninis” a quienes no se les ofrecen oportunidades para trabajar o estudiar y los niños y adolescentes que consumen alcohol a edades muy tempranas, todo conforma el panorama de una grave desatención social por parte del Gobierno federal y no se diga del estatal.

Disimulo y evasión de las autoridades responsables y del titular del Ejecutivo que daña al país y que tiene a la población más vulnerable como víctima.

Y mientras esto ocurre, los noticieros son plana de nota roja que refleja la realidad de México y la administración sexenal vive del ilusorio triunfalismo que representan golpes mediáticos, un escenario de fantasías para no entrarle a solucionar los problemas medulares del país, un crimen por omisión que la historia juzgará.

Lee También

Comentarios