Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 17 de Noviembre 2019
Entretenimiento | Para ambos, el ficticio Stark y el real Downey Jr., ha llegado el momento de la redención

El invencible Iron Man

Tony Stark es un genio industrial y además un playboy que lo tiene todo en su vida, mujeres, poder, viajes, dinero. Pero también están las adicciones, los excesos, el alcohol.

Por: EL INFORMADOR

Robert Downey Jr. se pone la armadura


Tony Stark es un genio industrial y además un playboy que lo tiene todo en su vida, mujeres, poder, viajes, dinero. Pero también están las adicciones, los excesos, el alcohol. Entonces, llega el momento crucial, ¿se despojará de todos sus defectos para convertirse en lo que puede ser, o simplemente dejará que su alma se hunda en la oscuridad?

Esta misma descripción encaja en el actor que encarna a Iron Man, Robert Downey Jr, considerado hace años como una de las promesas más grandiosas de Hollywood y que en lugar de afianzarse, se fue por el sendero equivocado, cayendo en un espiral  que incluyó la visita a varias clínicas de rehabilitación y el ser estigmatizado como “poco confiable” por varios directores y colegas en la Meca del cine.

Para ambos, el ficticio Stark y el real Downey Jr., ha llegado el momento de la redención, demostrar que la vida no los ha doblegado con sus retos, y de que en su interior son unos sólidos hombres de hierro.

Nuevas oportunidades

“Siempre es atractivo llevar al cine la génesis de los héroes, el momento de su nacimiento y sus grandes retos. Y todos esos ingredientes los tiene Iron Man”, afirma Jon Favreau, director de la cinta y quien con una larga carrera tras las cámaras, se encuentra emocionado con su primer “gran proyecto”, una cinta en la que Marvel Comics ha puesto todas sus expectativas junto con Hulk para este 2008.

Otros, como Robert Downey Jr., lo ven a un nivel más personal. “Es un sueño tener este papel, crecí enamorado de personajes como Iron Man, que es un tipo muy inteligente y a la vez tiene una gran ingenuidad. Los superhéroes son geniales, pero los superhéroes que construyen su propia armadura y crean sistemas de vuelo, ¡wow!, excita al nerd que hay en mí (risas)”.

Pareciera que el destino le reservó a Robert la oportunidad de redimir su aletargada carrera con una cinta de acción. Si se le pide que encuentre similitudes entre su vida y la de Stark, lo reflexiona un poco, antes de responder: “Él tiene conflictos internos por tratar de hacer las cosas correctas, y no puede entender el potencial que tiene hasta que comienza a vivir bajo un código moral”.

Mientras que Downey Jr. remarca que lo que hace a Iron Man un héroe es su moralidad, para Favreau también cuenta su atemporalidad: “Fue creado por Stan Lee en la década de los sesenta, y muchas cosas que eran ciencia ficción fantástica en ese entonces entonces ahora son elementos de alta tecnología reales. Mientras el héroe se renueva contantemente, el hombre, Tony Stark, sigue luchando contra su naturaleza interna, tratando de entender las causas que lo llevaron a ser Iron Man, creo que eso es el elemento más puro y logramos llevarlo del cómic a la pantalla”.

Quienes asistan este 30 de abril al estreno de la cinta, notarán que Robert Downey se sometió a un fuerte entrenamiento físico “no sólo era cuestión de obtener músculos de nuevo, algo difícil pues tengo 40 años, también tenía que prepararme mentalmente. Tony es un hombre expuesto constantemente a la sociedad, su rostro aparece siempre en los periódicos y debe lidiar con dos vidas muy distintas, como millonario y genio, y como héroe”.

Tres armaduras, muchos villanos y una damisela en apuros animan a Downey a decir que si hay una secuela, está más que puesto para repetir su papel, pues reconoce que si en su pasado tuvo pies de barro para caer, está vez tendrá botas de hierro para levantarse.

La frase:

“Los héroes no nacen, se construyen”

Tony Stark

Temas

Lee También

Comentarios