Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 21 de Septiembre 2018
Economía | Las dificultades económicas pueden ayudar a afianzar las relaciones familiares

Economía personal

Hablar de dinero con los padres o los hijos pocas veces es cómodo. Y sin embargo, hoy resulta importante

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- Día a día circulan noticias sobre dificultades económicas y sus consecuencias sobre los países, sobre Guadalajara y los tapatíos: que los bancos cobran cada vez más por los adeudos en las tarjetas de crédito, que las gasolinas suben semanalmente, que los empleos que se crean están muy por debajo y con salarios menores de los que se esperan, que en las siguientes semanas llegarán más y más paisanos en Estados Unidos, pues no han podido encontrar empleo, o perdieron el que tenían y no consiguen otro.

Esto debe desencadenar en preguntarse cómo auxiliarse en familia, qué hacer con los padres y qué hacer con los hijos.

Con todas sus eventualidades, este tiempo resulta propicio para afianzar las relaciones de colaboración mutua. Inflación, desempleo, encarecimiento y dificultad creciente para acceder a créditos, protección del patrimonio y toma de mejores decisiones personales en materia financiera y para asegurar un futuro holgado.

El periódico The New York Times presenta, en su edición de ayer, un trabajo que propone aprovechar las dificultades económicas actuales para fortalecer los vínculos en la familia.

Aprovechando esta propuesta, se propone una guía para dialogar sobre finanzas personales con otros miembros de la familia, y acercarse mutuamente a los dilemas que se viven.

HACIA LOS PADRES
 Ser muy cauto y respetuoso, ya que hablar de dinero con los padres puede generar fácilmente malos entendidos.

*Atendiendo el punto anterior, ser directo y franco sobre el tema: la preocupación por su situación financiera: ahorros, la pensión, si ya está jubilado; el cumplimiento de los pagos periódicos: electricidad, teléfono, agua, predial, etcétera. Que se entienda que el propósito es de apoyo, no con el afán de ser entrometido.

*Cuidar que no se entienda como estar cuidando la herencia que se pueda aspirar, reconociendo que los bienes que los padres tienen son producto de una vida de trabajo.

* Reiterar que lo que se busca es asegurarse de que los progenitores están teniendo una vida confortable y cómoda, dentro de sus posibilidades, porque en realidad muy pocas veces han hablado de este tema.
 
*Es importante resaltar en que la salud de los padres poco a poco se irá deteriorando, por lo que ahora es muy oportuno que tome decisiones preventivas, como exámenes médicos, compra de algún seguro de atención médica o de poner los papeles en regla para que lo atiendan en el Seguro Social o el ISSSTE.

* Sugerir, con mucho tacto, que si es necesario consulte a alguien especializado en contabilidad o inversiones, si tiene bienes por administrar, o llevarlo con alguien que sea de su confianza para que converse sobre lo que le conviene arreglar.

*Por último, advertir que este contacto franco con los padres es muy útil para uno, que también puede evaluar sus pendientes a futuro para asegurar un final de la vida con menos preocupaciones.

HACIA LOS HIJOS
*Empezar reconociendo que esta búsqueda es difícil para uno, porque con el paso de los años el hijo o hija ha ido tomando cada vez más con independencia decisiones para su vida, y más que preocupación, eso es motivo de orgullo que se quiere fortalecer.

*Resaltar que la búsqueda para hablar de temas económicos parte de la situación que todos viven, que a los jóvenes pueden poner en situación vulnerable, porque su trabajo no es satisfactorio, porque los gastos dejan para después el ahorro, porque siempre existen aspiraciones materiales que no se pueden conseguir, y como padre o madre se busca ofrecer ayuda.

* Explicar que eso le ocurre no sólo a los jóvenes, también a los adultos; que con las dificultades económicas que se tienen ahora, hacen más complicado administrar los recursos que se tienen, pero existe la convicción de que en la familia se pueden ayudar a tomar mejores decisiones para no resultar perjudicados.

*Subrayar que la propuesta concreta es apoyarse mutuamente: el padre al hijo, en ofrecer su experiencia para encontrar formas para conseguir más fácilmente lo que busca, y el hijo al padre, para buscar una manera de aprovechar el impulso productivo que se vive en la juventud. Ambas partes tienen que salir beneficiadas de un encuentro como el que se busca.

* Proponer que se tiene la inquietud de colaborar en saber manejar las finanzas personales del hijo de una manera ventajosa para él.

*Por último, sugerir un pacto, en el que el padre o la madre mostrarán con nitidez cómo se manejan las finanzas propias, y el hijo o hija hace lo mismo.

¿Qué tanto nos apoyamos en la familia? Las circunstancias que se viven actualmente pueden fortalecer los vínculos entre padres e hijos

Temas

Lee También

Comentarios