Martes, 21 de Mayo 2024
null
Jalisco

Farmacias Guadalajara ya vende vacuna contra COVID

La cadena de farmacias es una de las distribuidoras del antígneo de Pfizer, aprobado recientemente por la Cofepris par su comercialización al público

El Informador

A partir de esta semana, la vacuna Pfizer contra el COVID-19 se venderá en Farmacias Guadalajara y otras tres cadenas.

En días recientes, el biológico referido fue aprobado por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) para su comercialización al público en México. 

El primer cargamento llegó el 15 de diciembre y de acuerdo con un comunicado de la farmacéutica, el antígeno también se ofrecerá en Farmacias San Pablo, Farmacias Benavides y Farmacias del Ahorro. 

Pfizer destacó que se busca ofrecer a las personas un producto “asequible y hará totalmente sentido al mercado mexicano, lo cual permitirá a nuestros distribuidores facilitar el acceso para todas las personas”.

En el sector público, las vacunas que se aplican son la rusa Sputnik y la cubana Abdala, ambas sin el visto bueno de la Organización Mundial de la Salud. 

El Instituto Mexicano del Seguro Social dio a conocer que a partir de la aplicación de cada vacuna contra el COVID-19, la respuesta inmunitaria requiere de aproximadamente 15 a 20 días para producir de manera óptima el efecto protector.

Por otra parte, luego de que se registrara el primer caso de la subvariante Pirola en la Ciudad de México, Ruy López Ridaura, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, afirmó que esto no representa una alerta importante de un incremento de casos.

Autoridades sanitarias detectaron un caso de “JN.1” en la Ciudad de México. EL INFORMADOR/Archivo

La subvariante “Pirola” del COVID no escapa a vacunas

La nueva subvariante “JN.1” de COVID-19, conocida como “Pirola”, no escapa a la inmunidad generada por las vacunas que circulan en México, según informó ayer el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud del Gobierno, Ruy López Ridaura.

En un comunicado, el Gobierno mexicano recogió las palabras del subsecretario en la conferencia diaria del Presidente, Andrés Manuel López Obrador, y mencionó que el primer caso en el país de esta subvariante se detectó en Ciudad de México.

“Conforme a la evidencia científica disponible, la subvariante de COVID-19, conocida como ‘JN.1’ o ‘Pirola’, no representa riesgo de cuadro clínico más grave con respecto a anteriores y no escapa a la inmunidad natural ni a la generada por las vacunas”, señala.

Este virus fue detectado por el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE) y el Instituto Nacional de Medicina Genómica (Inmegen), parte de la Secretaría de Salud (SSa) y del Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica del país. Aun así, el texto añade que “es previsible” ver un aumento de los casos de ‘Pirola’ en México, como está sucediendo a nivel internacional, aunque “para nada representa una alerta importante”.

En Europa y otras regiones del mundo, esta subvariante representa “entre 15 y 17% de todas las que circulan”.

Por otra parte, la información menciona que se han administrado hasta la fecha más de tres millones de vacunas contra el COVID-19, por lo que subraya “la necesidad de que todas las personas con riesgo de desarrollar enfermedad grave” reciban la inyección.

También se informó que la presencia del virus fue decayendo entre las semanas 40 y 50, mientras que la gripe subió a partir de la 45. En México ya se pueden adquirir en las farmacias las vacunas contra la COVID-19 aprobadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), como las de las farmacéuticas Moderna o Pfizer. De hecho, el primer cargamento de la vacuna de Pfizer, actualizada a partir de las últimas variantes del virus, llegó al país la semana pasada.

SUN

Modulo de vacunacion contra influenza y COVID-19 en el parque Brasil. Las vacunas actuales también son efectivas contra la cepa “JN.1”. EL INFORMADOR/H. Figueroa

¿Me puedo vacunar si tengo gripe?

Dado que el país está próximo al invierno y las enfermedades en vías respiratorias ya han causado estragos en la población a causa de las bajas temperaturas. Ha surgido la duda de si se puede aplicar la vacuna contra el COVID-19 a una persona enferma de gripe.

De acuerdo con la UNICEF, se recomienda postergar la vacunación hasta que las personas se hayan recuperado de la gripe o cualquier otro cuadro respiratorio o febril. De este modo se evita la confusión de síntomas o efectos secundarios que aparezcan posterior a la inmunización.

Si bien se trata de enfermedades producidas por virus diferentes, la influenza estacional y el COVID-19 atacan las vías respiratorias y producen síntomas similares. El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) dio a conocer que a partir de la aplicación de cada vacuna contra el COVID, la respuesta inmunitaria requiere de aproximadamente 15 a 20 días para producir de manera óptima el efecto protector.

Dado que en esta temporada también se aplica la vacuna contra la influenza, el IMSS acotó que la aplicación simultánea de ambas vacunas no reduce la seguridad ni eficacia de ninguna de ellas. Recordó a todas aquellas personas que deseen completar su esquema de vacunación invernal que la campaña para inmunizar a la población se extenderá hasta el próximo 31 de marzo.

En el sector público aplican las vacunas Sputnik y Abdala. EL INFORMADOR/H. Figueroa

SUN

Estos son los efectos secundarios 

  • La Campaña Nacional de Vacunación está en curso; tanto el IMSS como el ISSSTE aplican las vacunas contra COVID -19 e influenza a derechohabientes y población en general. A este esfuerzo se ha unido la Secretaría de Salud de Ciudad de México que aplica la vacuna Sputnik-V en los centros de salud de las distintas alcaldías.
  • Aunque hay un grupo que, de acuerdo con el IMSS, no es candidato a la vacuna contra COVID-19; se trata de los menores de 6 a 59 meses de edad. A todos los demás grupos etarios se les aplica la vacuna, aunque se detalla que algunas personas pueden presentar efectos secundarios. Ello, dado que su sistema inmune reacciona ante la aplicación del biológico.
  • De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), tras vacunarse, algunas personas corren el riesgo de presentar síntomas de la enfermedad contra la que buscan protegerse. Es decir, que su organismo reacciona de determinada forma, aumentando la circulación de la sangre para que se distribuyan las células inmunitarias y aumente la temperatura corporal y así erradicar al virus.
  • La OMS advirtió que los efectos leves a moderados como febrícula y dolores musculares son normales y no deben causar alarma entre la población. Estos desaparecen espontáneamente después de unos días.
  • Los efectos secundarios habituales de una intensidad leve a moderada son un buen signo que nos indica que la vacuna está funcionando. No obstante, la ausencia de efectos secundarios no significa que la vacuna no sea eficaz.
  • Entre los efectos secundarios más frecuentes detectados por la OMS están: dolor en la zona de la inyección, fiebre, cansancio, dolores de cabeza, mialgias, escalofríos y diarrea.
  • La aplicación del biológico de un laboratorio específico puede generar efectos secundarios particulares que deben ser comunicados al momento de la aplicación de la vacuna contra COVID, como es el caso de Moderna y Pfizer.