Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Internacional | Un ex congresista cubano –americano asegura que se trata de una noticia fatal

Cubanos en Miami rechazan fin de política 'pies secos, pies mojados'

Un ex congresista cubano –americano asegura que se trata de una noticia fatal para sus connacionales

FLORIDA, ESTADOS UNIDOS (12/ENE/2017).- El exilio cubano reaccionó en contra de la decisión del gobierno de Estados Unidos de terminar la política de "pies secos, pies mojados", que permitía a miles de cubanos hacerse ciudadanos estadounidenses si lograban pisar tierra firme.
 
"Es una noticia fatal para los cubanos", afirmó el ex congresista cubano-americano Lincon Díaz-Balart al canal 23 local, al señalar que "es muy posible que ahora se lancen para tratar de llegar aquí y crearle otra crisis al gobierno entrante" de Donald Trump.
 
"Desgraciadamente esto puede generar un éxodo, ahora mismo tengo personas llamándome para preguntarme qué va a pasar con sus familiares si llegaran hoy", dijo a su vez Ramón Saúl Sánchez, líder del Movimiento Democracia.
 
El activista expresó que la derogación de la medida no va a frenar la salida de cubanos de la isla, porque, dijo, en Cuba "hay una tiranía" y "eso va a crear más muertes (de balseros) en el estrecho de Florida".
 
La Ley de Pies Secos-Pies Mojados fue establecida en 1995 con base en un decreto del gobierno del presidente Bill Clinton tras la crisis de los balseros de 1994, originada luego de que la economía cubana se desplomó tras la caída del bloque comunista soviético.
 
Miles de cubanos optaron por salir de la isla en botes improvisados aunque arriesgaran su vida en el mar, luego que en agosto de 1994 Fidel Castro autorizó la salida de cualquier cubano que lo deseara.
 
El abogado de inmigración, Willfredo Allen, dijo que a partir de ahora cualquier cubano que entre por la frontera será visto como cualquier otro inmigrante indocumentado y para legalizarse deberá ganar un asilo político creíble.
 
Jaime Suchlicki, experto del Centro de Estudios Cubanos de la Universidad de Miami, afirmó que esto permite al gobierno de Estados Unidos frenar la migración de cubanos legalmente por la frontera con México y abre la capacidad de deportarlos.
 
El número de cubanos que recibió el beneficio se duplicó en dos años. Según datos oficiales, en 2014 llegaron a Estados Unidos 23 mil 740 cubanos, en 2015 arribaron 43 mil 159, y en 2016 la cifra pasó a 54 mil.
 
Armando Gutiérrez, veterano de la fallida invasión de Bahía de Cochinos, fue uno de los pocos que elogió la eliminación del decreto al señalar que "los únicos cubanos que tienen el derecho de venir aquí y quedarse son aquellos que han sido perseguidos por el régimen".
 
"Pero esos que están viniendo todos los días a vivir aquí y hacer nada por Cuba. Esos me alegro mucho que no los dejen entrar", apuntó el ex combatiente, entrevistado en el restaurante Versailles de la Calle 8.
 
La decisión de eliminar la ley, anunciada por el presidente Barack Obama, se da una semana antes de la transferencia del poder a Donald Trump.

Temas

Lee También

Comentarios