Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Internacional | Universidades también desacatan las órdenes del presidente

Ciudades estadounidenses se niegan a ejecutar redadas de indocumentados

Bill de Blasio, alcalde de NY, promete desafiar las propuestas de Trump acerca de retirar fondos federales
Residentes de New Haven, Connecticut, protestan contra las políticas de Donald Trump sobre las ciudades santuario. AP / C. Avalone

Residentes de New Haven, Connecticut, protestan contra las políticas de Donald Trump sobre las ciudades santuario. AP / C. Avalone

WASHINGTON, ESTADOS UNIDOS (28/ENE/2017).- Las ciudades más pobladas del país y decenas de sus universidades se han rebelado contra el presidente, Donald Trump, y se han negado a ayudarle a ejecutar redadas masivas contra los inmigrantes indocumentados para expulsarlos del país.

La reacción de la comunidad educativa y de las tres urbes más pobladas de Estados Unidos –Chicago, Nueva York y Los Ángeles– se produce después de que Trump firmara una orden ejecutiva para retirar fondos federales a las llamadas “ciudades santuarios”, que protegen de la deportación a los indocumentados.

“Creo que los educadores nos hemos movilizado porque hemos visto la valía y el mérito de esta gente”, dijo la presidenta de la Universidad de California, Janet Napolitano, durante una rueda de prensa con expertos en el centro de pensamiento Instituto de Políticas Migratorias, con sede en Washington.

Secretaria del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) entre 2009 y 2013, Napolitano defendió el programa de Acción Diferida (DACA), que Trump quiere eliminar y que desde 2012 ha permitido a 750 mil jóvenes frenar su deportación, obtener un permiso de trabajo y una licencia de conducir.

La ola de resistencia en las universidades alcanzó su momento culmen a finales del año pasado, aunque las iniciativas de esta semana de Trump han hecho que se sumen otros centros educativos.

Un centro público de educación superior de la ciudad de San Diego (California) se comprometió a prestar ayuda a todos sus estudiantes, independientemente de su estatus migratorio y sus creencias religiosas.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, prometió que “desafiará en los tribunales” cualquier medida que Trump tome para retirar fondos federales a las “ciudades santuario”.

Temas

Lee También

Comentarios