Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 14 de Diciembre 2017
Internacional | Critican que tarden hasta tres años para aprobar o negar el asilo a los migrantes

Arremete HRW contra Australia por su política de inmigración

Critican que tarden hasta tres años para aprobar o negar el asilo a los migrantes
Australia acordó recientemente con EU la acogida de un número indeterminado de refugiados. EFE / ARCHIVO

Australia acordó recientemente con EU la acogida de un número indeterminado de refugiados. EFE / ARCHIVO

SÍDNEY, AUSTRALIA (12/ENE/2017).- Human Rights Watch (HRW) instó hoy a Australia a tomar medidas para terminar con la "insostenible" política de tramitación de solicitud de asilo en países terceros, declaró Elaine Pearson, directora en el país oceánico.

"Australia es responsable por la situación de solicitantes de asilo y refugiados que permanecen en un limbo (legal) durante más de tres años en los centros de Manus (Papúa Nueva Guinea) y Nauru", indicó Person en una entrevista telefónica.

Unas dos mil personas, incluidos niños y mujeres, que trataron de llegar a Australia por vía marítima, aguardan en los citados centros auspiciados por las autoridades australianas la tramitación de sus solicitudes de asilo, aunque de ser aprobada y reconocidos como refugiados serán enviados a terceros países.

Diversas organizaciones garantes de los derechos humanos han criticado por años a Australia por esta política.

Según denuncian las ONGs, los problemas mentales que padecen algunos de los solicitantes se ven agravados por la prolongada detención, mientras en los centros se ven expuestos a violaciones y otros abusos físicos y psicológicos.

En Papúa Nueva Guinea, cuyo Tribunal Supremo declaró el centro ilegal el año pasado, al igual que en Naurú, las condiciones "hacen que sea imposible la acogida de los refugiados, por lo que Australia debe encontrar urgentemente una solución adecuada", remarca Pearson.

Australia acordó recientemente con Estados Unidos la acogida de un número indeterminado de refugiados, pero con el próximo cambio en la presidencia estadounidense esta solución ha quedado como "bastante improbable", según la directora en Australia de HRW.

La ONU critica la existencia de estos centros de detención y califica como "inhumanas" las precarias condiciones de vida a las que se somete a los internos.

Muchos de los inmigrantes retenidos en Nauru y Papúa Nueva Guinea han huido de conflictos como los de Afganistán, Darfur, Pakistán, Somalia y Siria, y otros que han escapado de la discriminación o de la condición de apátridas como las minorías rohinyá de Birmania, o Bidún, de la región del Golfo.

Temas

Lee También

Comentarios