Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien

Ideas

Ideas |

Promesa o mercadotecnia

Desde que Red Bull se asoció con Aston Martin para desarrollar el súper auto Valkyrie se rumoró una posible sociedad en la máxima categoría, y el día de ayer se comprobaron los supuestos. La armadora de automóviles de lujo británica se convertirá en el principal patrocinador de la escudería propiedad del magnate austriaco Dietrich Mateschits. Aston Martin no correrá el riesgo de desarrollar un motor para 2018 argumentando falta de tiempo e inconsistencias en el reglamento actual, por lo que aunque estarán visibles sobre los monoplazas, Red Bull continuará dependiendo de Renault para propulsar sus monoplazas. Creo que el movimiento de parte de Aston Martin es inteligente, consigue un papel protagónico en una de las escuderías más respetadas de la parrilla sin el compromiso y sacrificio inmediato.
 

Christian Horner, cabeza de la escudería, afirma que dentro del contrato ambas partes tendrán beneficios y están asegurados más de 100 nuevos empleos para el desarrollo en conjunto. La armadora británica es muy pequeña respecto a las otras armadoras compitiendo por el campeonato mundial de constructores y por consecuencia carece de los recursos necesarios pero inteligentemente han optado por esperar al cambio de reglamento de 2021 para comprometerse a fabricar motores para la máxima categoría.

Las grandes, históricas y privativas marcas están tratando de encontrar nuevos mercados en este mundo globalizado y en este momento no existe mejor plataforma que la Fórmula Uno para posicionar tu producto, sólo espero que armadoras hagan un esfuerzo bajo el próximo reglamento, en donde se controlen costos y se apremie la innovación.

Sería una lástima que la categoría se convirtiera en un aparador más para empresas sin riesgo ni inversión en el serial, sin embargo no podemos ignorar que recientemente Volkswagen bajo la insignia de Porsche ha mostrado interés en regresar a la máxima categoría y con el éxito que goza Jaguar en la industria comercial y en Fórmula E éste podría ser el primer paso a regresar a un verdadero campeonato mundial de marcas y no sólo de pilotos.

Lee También

Comentarios