Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 24 de Noviembre 2017

Ideas

Ideas |

Se solicitan candidatos

Se solicitan candidatos

Se solicitan candidatos

“Partido político de impecable trayectoria solicita candidatos de impecable honestidad. Requisitos: que no pertenezcan a nuestro partido, que gocen de notable prestigio social, que puedan demostrar sin género de duda la limpieza de los bienes poseídos, que tengan capacidad previsible para ganar las elecciones, y seguir luego instrucciones. Ofrecemos: pagar todos los gastos de campaña, sueldo muy por encima de lo establecido, prestaciones de ley más muchas otras, y que alguna avenida, colonia o mercado lleve su ilustre nombre de por vida. En letras chiquitas: de ganar deberá someterse por completo a los lineamientos, reglas implícitas y explicitas, estilos inveterados del partido, así como respetar fueros y estatus adquiridos por la militancia”.

Así podría decir un anuncio en los periódicos en vísperas de las campañas electorales del 2018, ya que varios partidos políticos parecen no tener precandidatos presentables, todavía peor, por más que los han buscado, cuando creyeron hallarlos resultaron ser fraudes colosales, pese a que la dirigencia de los partidos y los mismos gobernantes los promovían como los prototipos de un partido totalmente renovado.

En días pasados el partido revolucionario tomó incluso la decisión no sólo de reducir los años de militancia establecidos por sus estatutos para poder ser candidato, sino hasta la posibilidad de tener un candidato no militante, vaya, con que sea simpatizante se conforman. Ahora ¿qué habría que ver, con qué es con lo que un tal posible aspirante podría simpatizar: con la ideología incólume e insobornable del partido?, ¿con su conocida y muy extensa experiencia?, ¿con la innumerable serie de presidentes, gobernadores y demás funcionarios emanados de ese instituto político?, ¿o simple y llanamente con las prestaciones, sueldos y prebendas ofrecidas?

En la sociedad mexicana deben existir todavía numerosos hombres y mujeres de honestidad probada, eficaces en el don de mando, en la administración y la visión de estadista que un presidente del país requiere, con probidad de vida, veracidad, energía y decisión para impulsar una verdadera transformación del sistema político mexicano, etc. Pero ¿estará dispuesto a arriesgar su honradez poniéndose al servicio de un partido que solamente lo usará para lucrar con su triunfo curules en las cámaras, en el gabinete, y en cuanta vacante burocrática se presente?, ¿arriesgará su prestigio sólo para darle seis años más de aire a este o a cualquier otro partido?

Un personaje con todas las características que el tiempo político del país exige tendría que ser además lo suficientemente ingenuo para pensar que contratándose con un partido, éste lo dejará gobernar una vez que gane.

En México estamos transitando del periodo de los candidatos de telenovela, guapos pero limitados, a un periodo de candidatos capaces pero inevitablemente secuestrados. Aprovechar vilmente la irresponsabilidad de quienes votan por el candidato más bonito, con el subterfugio de que una vez en el poder, el partido lo dirigirá, dada su falta de capacidad, es ignorar que la falta de capacidad dificulta igualmente seguir instrucciones; ahora parece que lo han entendido, por eso abren una nueva ventana: candidatos simpatizantes que triunfen para luego mantenerlos bajo el secuestro del color partidista ¿se podrá?, ¿habrá quién le entre?

 

 

armando.gon@univa.mx

 

Lee También

Comentarios